La Opinión Popular
                  09:34  |  Miercoles 17 de Abril de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
“Hay que hacer creer al pueblo que el hambre, la sed, la escasez y las enfermedades son culpa de nuestros opositores… y hacer que nuestros simpatizantes lo repitan en todo momento”. De Joseph Goebbels a Javier Milei
Recomendar Imprimir
Internacionales - 30-03-2024 / 08:03
30 DE MARZO DE 1980

Fuerzas represivas del Gobierno derechista salvadoreño matan a balazos a 40 civiles desarmados

Fuerzas represivas del Gobierno derechista salvadoreño matan a balazos a 40 civiles desarmados
El 30 de marzo de 1980, en San Salvador, fuerzas del Gobierno matan a balazos a 40 civiles desarmados.
El 30 de marzo de 1980, en San Salvador (capital de El Salvador), fuerzas del Gobierno matan a balazos a 40 civiles desarmados en los funerales de Óscar Romero, arzobispo de San Salvador asesinado el 24 de marzo por un comando militar.
 
Óscar Arnulfo Romero y Galdámez fue un sacerdote católico salvadoreño, célebre por su prédica en defensa de los derechos humanos y por haber muerto asesinado durante la celebración de la misa el día 24 de marzo de 1980.
 
Fue asesinado cuando oficiaba una misa en la capilla del hospital de La Divina Providencia en la colonia Miramonte de San Salvador. Un disparo hecho por un francotirador desde un auto, impactó en su corazón momentos antes de la Sagrada Consagración. Tenía 62 años. Es el primer arzobispo mártir de América.
 
La Opinión Popular

 

 
Monseñor Óscar Romero, mártir de El Salvador y voz de los sin voz
 
Monseñor Óscar Romero, mártir de El Salvador y voz de los sin voz 
 
El 24 de marzo de 1980, en San Salvador, es asesinado Óscar Arnulfo Romero y Galdámez, conocido como monseñor Romero. Fue un sacerdote católico salvadoreño y el cuarto arzobispo metropolitano de San Salvador, célebre por su prédica en defensa de los derechos humanos y por haber sido asesinado durante la celebración de la misa en la capilla del hospital Divina Providencia.
 
La orden de su asesinato la dictó Roberto DAubuisson con el fin de callar su ministerio. La Iglesia católica lo venera como santo y algunos de sus fieles se refieren a él como san Romero de América.
 
Como arzobispo, denunció en sus homilías dominicales numerosas violaciones de los derechos humanos y manifestó en público su solidaridad hacia las víctimas de la violencia política de su país.? Su asesinato provocó la protesta internacional en demanda del respeto a los derechos humanos en El Salvador.
 
Dentro de la Iglesia católica se consideró un obispo que defendía la «opción preferencial por los pobres». En una de sus homilías, afirmó: «La misión de la Iglesia es identificarse con los pobres, así la Iglesia encuentra su salvación» (11 de noviembre de 1977). Sus acciones son admiradas por los seguidores de la teología de la liberación.
 
Fue asesinado mientras celebraba una misa en la capilla del hospital Divina Providencia en la colonia Miramonte de San Salvador. Un disparo hecho por un francotirador desde un auto con capota de color rojo impactó en su corazón momentos antes de la consagración. Tenía 62 años.
 
La Opinión Popular 
 

NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar