La Opinión Popular
                  17:11  |  Martes 31 de Enero de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
"El peronismo es un encuadramiento de las fuerzas populares vertebrado en torno a la clase trabajadora" John William Cooke
Recomendar Imprimir
Sociedad e Interés General - 02-12-2022 / 07:12
2 DICIEMBRE DE 1986

Ramón Camps, símbolo del terrorismo de Estado, es condenado a 25 años de prisión

Ramón Camps, símbolo del terrorismo de Estado, es condenado a 25 años de prisión
Ramón Camps fue condenado por 73 casos de tormentos seguidos de asesinatos. Antisemitismo. Acusado de 214 secuestros extorsivos con 47 desapariciones, 120 casos de tormentos, 32 homicidios, 2 violaciones, 2 abortos provocados por torturas, 18 robos y 18 sustracciones de menores.
Ramón Camps  fue un militar genocida del Ejército Argentino, que fue condenado por crímenes de lesa humanidad a prisión y destituido de su grado militar de general de brigada. Durante la dictadura asesina en Argentina autodenominada Proceso de Reorganización Nacional (1976-1983) estuvo a cargo de la Policía de la provincia de Buenos Aires y en 1977 fue jefe de la Policía Federal Argentina. Tuvo bajo su dirección varios de los centros clandestinos de detención ubicados en la provincia. Entre los casos de los que fue responsable se encuentran el Caso Timerman y la Noche de los Lápices.
 
El 02 diciembre de 1986, Ramón Camps, símbolo del terrorismo de Estado, es condenado a 25 años de prisión tras haber sido hallado culpable de 73 casos de tormentos seguidos de muerte. La Cámara Federal también lo destituye. No será beneficiado de la ley de Obediencia Debida, porque tenía capacidad de mando, a diferencia de su segundo, Miguel Etchecolatz, que había recibido una condena a 23 años y resulta beneficiado con esa norma, lo mismo que el médico policial Jorge Bergez, condenado a seis años. El ex jefe de Policía Bonarense y responsable de hechos como el Caso Timerman y La Noche de los Lápices, será indultado por Carlos Menem en 1990.
 
La Opinión Popular
 
 
Los crímenes de Ramón Camps
 
La Cámara Federal porteña ordenó que se investiguen los secuestros, torturas y asesinatos dispuestos en la provincia de Buenos Aires bajo las directivas del fallecido Ramón Camps, de Etchecolatz y de Bergés.
 
Por Victoria Ginzberg
 
La Cámara Federal porteña reabrió otra de las causas que se clausuraron por las leyes de Punto Final y Obediencia Debida. Esta vez se trata del expediente en el que se investigaron los crímenes de la sanguinaria policía bonaerense que comandó Ramón Camps. En la misma causa están involucrados el comisario Miguel Osvaldo Etchecolatz y el médico Jorge Bergés.
 
La Cámara Federal en pleno procedió en este caso de la misma forma en que lo hizo el 1º de septiembre de 2003. En esa oportunidad los jueces Horacio Cattani, Martín Irurzun, Eduardo Luraschi, Gabriel Cavallo y Horacio Vigliani ordenaron la reapertura de los expedientes sobre los secuestros, torturas y desapariciones de la Escuela de Mecánica de la Armada (ESMA) y del Primer Cuerpo de Ejército. Lo hicieron en base a que poco antes el Congreso había anulado las leyes de impunidad que habían cerrado esas investigaciones.
 
El tribunal sorteó ayer la llamada "causa Camps" o "causa 44", que ahora quedará a cargo del juez Jorge Ballestero. En ese expediente fueron condenados Camps, Etchecolatz, Bergés, el capitán Norberto Cozzani y el coronel Ovidio Pablo Ricchieri. Los comisarios Luis Vides y Alberto Rousse -que están muertos- fueron absueltos.
 
Etchecolatz y sus compañeros salieron en libertad cuando la Corte Suprema aplicó la entonces recién sancionada Ley de Obediencia Debida. Ballestero o la propia Corte deberá decidir si en este caso particular corresponde o no considerar que existió cosa juzgada. De todas formas, los acusados pueden ser investigados por otras desapariciones o secuestros que no fueron tenidos en cuenta al momento de interrogarlos en la década del 80.
 
Etchecolatz, por ejemplo, será procesado por su participación en varios hechos por los que nunca fue juzgado y por los que fue denunciado en testimonios en el Juicio por la Verdad en La Plata. Esta no será una semana buena para el ex comisario. Además, mañana deberá afrontar, junto a Bergés, la primera audiencia oral en un juicio por la apropiación de una hija de desaparecidos.
 
Al margen de los represores que fueron juzgados, en la causa Camps hay un grupo de policías y oficiales del Ejército que, cuando se cerró el expediente, debía ser citado a declarar. Sobre estas personas se deberá retomar la investigación.
 
La Cámara Federal señaló en su resolución que conservará los originales del expediente ya que aún investiga el destino de los desaparecidos. En estos años logró establecer la identidad de más de 35 víctimas y, en 20 de esos casos, también logró recuperar los restos.
 
Cuando se hicieron cargo de las "megacausas" de la ESMA y Primer Cuerpo, los jueces Sergio Torres y Rodolfo Canicoba Corral retrotrayeron las situaciones de los acusados a las que tenían antes de la sanción de las leyes de Punto Final y Obediencia Debida. Ballestero deberá definir su estrategia. Entre otras cosas, el expediente podría ser derivado a la Justicia de La Plata, tal como pretende la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH) de esa ciudad.
 
Fuente: Página 12
 

NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar