La Opinión Popular
                  04:42  |  Jueves 02 de Diciembre de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
“En política no hay que reír ni llorar, sólo comprender”, Baruch Spinoza. "La derrota tiene algo positivo, nunca es definitiva. En cambio, la victoria tiene algo negativo, jamás es definitiva", José Saramago.
Recomendar Imprimir
Sociedad e Interés General - 22-11-2021 / 09:11
22 DE NOVIEMBRE DE 1861

Matanza de Cañada de Gómez: tropas unitarias porteñas, enviadas por Mitre, degüellan a 300 soldados federales

Matanza de Cañada de Gómez: tropas unitarias porteñas, enviadas por Mitre, degüellan a 300 soldados federales
Ajusticiamiento del general Venancio Flores, el degollador de Cañada de Gómez. Flores fue presidente de la República del Uruguay en los períodos de 1853-1855 y 1865-1868. Oleo de Juan Manuel Blanes
 
El 22 de noviembre de 1861, a 80 km al oeste de Rosario, poco antes de la medianoche, las tropas porteñas unitarias del Estado de Buenos Aires al mando del militar uruguayo Venancio Flores, enviadas por el general porteño Bartolomé Mitre, realizan una incursión sorpresiva y pasan a degüello a 300 soldados federales de unidades del ejército de la Confederación Argentina en la matanza de Cañada de Gómez. Se cumplía así el "consejo" de Domingo F. Sarmiento a Mitre: "No trate de economizar sangre de gauchos. Este es un abono que es preciso hacer útil al país. La sangre es lo único que tienen de seres humanos".
 
Entre los sobrevivientes se encuentran José Hernández (autor del Martín Fierro), Rafael Hernández (fundador de la Universidad Nacional de La Plata) y Leandro N. Alem (fundador de la Unión Cívica Radical). Los que no sucumbieron durante esa noche fueron incorporados al ejército mitrista, pero desertaron en la primera ocasión. Por lo tanto en adelante ya no habría más incorporaciones forzosas, sino que todos los prisioneros federales serían degollados.
 
Los criollos gritan ¡Viva Urquiza! al morir, apretando la divisa rojo punzó. Seguirá la matanza en Mendoza, San Luis, la Rioja, Córdoba, mientras resuene el ¡Viva Urquiza!  Que viva Urquiza mientras mueren los federales. Y Urquiza, el Jefe traidor del Partido Federal, vive. Vive tranquilo en su palacio de San José y en su gobierno de Entre Ríos, porque ha concertado con Mitre que se le deje su hacienda y su gobierno a condición de entregar a los federales.
 
La Opinión Popular
 

La batalla de Pavón, librada el 17 de setiembre de 1861, había marcado una victoria en el campo de batalla del ejército de la Confederación Argentina, pero una fuga de Urquiza que permitió al derrotado ejército del Estado de Buenos Aires, comandado por Mitre, que había retirado sus tropas hacia San Nicolás, rearmar sus fuerzas y avanzar sobre tierras santafesinas.
 
El avance mitrista comenzó más de 40 días después de Pavón. Las tropas del ejército de Buenos Aires comenzaron a moverse hacia Rosario limpiando la zona de todo hombre con edad de combatir.
 
La matanza
 
Mientas el general Mitre se internaba en la provincia de Santa Fe, el grueso del ejército confederado se encontraba al mando de Benjamín Virasoro en las proximidades de Cañada de Gómez, esperando un regreso de Urquiza que nunca llegaría.
 
Sobre la noche del 22 de noviembre de 1861, mientras las guarniciones federales dormían, las legiones del ejército unitario comandadas por Venancio Flores realizaron un ataque sorpresivo pasando a degüello a más 300 hombres.
 
Sobre los hechos, Juan Andrés Gelly y Obes -ministro de Guerra del general Mitre- le informó al gobernador delegado Manuel Ocampo:
 
El suceso de la Cañada de Gómez es uno de esos hechos de armas que aterrorizan al vencedor... esto es lo que le pasa al general Flores, y es por ello que no quiere decir detalladamente lo que ha pasado. Hay más de 300 muertos, mientras que por nuestra parte sólo hemos tenido dos muertos... Este suceso es la segunda edición de [la matanza de] Villamayor, corregida y aumentada... Para disimular más la operación confiada al general Flores se le hizo incorporar toda la fuerza de caballería de la División de Córdoba enemiga.
Juan Andrés Gelly
 
Los que no sucumbieron durante esa noche fueron incorporados al ejército mitrista, pero desertaron en la primera ocasión. Por lo tanto en adelante ya no habría más incorporaciones forzosas, sino que todos los prisioneros federales serían degollados.
 
Algunos de los que salvaron sus vidas
 
Entre los federales que salvaron su vida el día de la matanza se encontraban:
José Hernández (1834-1886), que sería el autor del Martín Fierro (1872).
Rafael Hernández (1840-1903), quien sería fundador de la Universidad Nacional de La Plata (1889).
Leandro N. Alem (1842-1896), quien fundaría la Unión Cívica Radical (1891).
 
Fuente: Wikipedia

Agreganos como amigo a Facebook
Matanza de Cañada de Gómez: tropas unitarias porteñas, enviadas por Mitre, degüellan a 300 soldados federales
Bartolomé Mitre.
30-11-2021 / 18:11
 
Como suele suceder con el neoliberalismo en la Argentina, el anuncio vino disfrazado. Se trató de un congelamiento total de los depósitos, pero Domingo Cavallo señaló que se iba a la "bancarización".
 
Fue el inicio del fin de la convertibilidad y golpeó con fuerza al pequeño y mediano ahorrista, así como a jubilados, constituyendo uno de los últimos manotazos de ahogado de una cantidad de medidas puestas en marcha desde fines del 2000, en un momento de fenomenal crisis financiera.
 
El 01 de diciembre de 2001, el entonces ministro de Economía, Cavallo anunciaba una medida que imponía una restricción para el retiro de efectivo de los bancos. Se trataba de lo que pasaría a la posteridad con el tristemente célebre nombre de "Corralito".
 
Esa medida determinó que todos los depósitos en dólares quedaban atrapados dentro del sistema y no podía retirarse en efectivo -con un límite de extracción de 250 pesos por semana-, aunque sí podían realizarse operaciones siempre que el dinero no saliera del sistema financiero, como una compra o una venta vía transferencia que no implicara algún giro de dinero al exterior.
 
El Gobierno recortó así el uso libre de los depósitos bancarios, incluso en el caso de los sueldos. En medio de una corrida bancaria, Cavallo dispuso limitar el retiro de dinero de los bancos. Tenía otras alternativas de menor daño. Eligió la peor.
 
De esta manera, respondió a la crisis desatada por la fuga de depósitos. Dijo que esta medida duraría 90 días. Hoy se cumplen 20 años de esa decisión que marcó el principio del fin de la convertibilidad, del gobierno de la Alianza y del presidente radical Fernando de la Rúa.
 
Por Carlos Morales para La Opinión Popular
 

30-11-2021 / 17:11
30-11-2021 / 07:11
30-11-2021 / 07:11
30-11-2021 / 07:11
NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar