La Opinión Popular
                  09:27  |  Domingo 20 de Junio de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
“No es de la benevolencia del carnicero, del cervecero, o del panadero, de quienes debemos esperar nuestra cena, sino de la preocupación de estos por sus propios intereses”, Adam Smith
Recomendar Imprimir
Nacionales - 04-11-2020 / 09:11
LA RESOLUCIÓN DEJÓ AL DESCUBIERTO LAS MENTIRAS DE CLARÍN, LA NACIÓN E INFOBAE

Alberto Fernández: "La Corte nos dio la razón"

Alberto Fernández:
En el fallo se sostiene que la Constitución sólo admite designar jueces por concursos y no por traslados definitivos, como los que hizo el macrismo, para intentar manipular la justicia y que afectan la independencia del Poder Judicial. Bruglia y Bertuzzi tendrán la posibilidad de postularse, pero recibieron la noticia con malestar y evalúan renunciar. El caso de Germán Castelli, que también está molesto, se resolvería el jueves de un modo similar.
La Corte mostró una vez más su intención de pararse por encima de todos los sectores "en disputa" para proteger a la familia judicial en la medida en que pudo. No obstante, desde el gobierno de Alberto Fernández se celebra el fallo porque Leopoldo Bruglia y Pablo Bertuzzi son considerados mal designados en los cargos que ocupan. Desde la oposición macrista de derecha y desde el Grupo Clarín, lamentan el revés y que la Corte no se haya sometido enteramente a sus deseos. Hubo bronca macrista en las redes.
 
"Celebro que hay una mejor justicia", afirmó el Presidente en un acto en Avellaneda. En el Gobierno consideraban que la resolución -aunque buscaba ser salomónica- les dio la razón en cuanto a los traslados sólo pueden ser temporarios y nunca definitivos. Además, que la decisión de Carlos Rosenkrantz de conceder el per saltum había sido magnificar el tema más allá de lo aconsejable.
 
En el fallo se sostiene que la Constitución sólo admite designar jueces por concursos y no por traslados definitivos, como los que hizo el macrismo, para intentar manipular la justicia afectando la independencia del Poder Judicial. Bruglia y Bertuzzi tendrán la posibilidad de postularse, pero recibieron la noticia con malestar y evalúan renunciar. El caso de Germán Castelli, que también está molesto, se resolvería el jueves de un modo similar.
 
Con este razonamiento "salomónico", la Corte sostuvo que ninguna designación por traslado puede ser definitiva y que los jueces Bruglia y Bertuzzi podrán quedarse en la estratégica Cámara Federal de Comodoro Py, donde el macrismo intentó llevarlos a dedo para siempre con ese mecanismo, hasta que termine el concurso para cubrir las vacantes, al que podrán postularse y rendir examen.
 
Esto podría llevar unos dos años, aunque el oficialismo en el Consejo de la Magistratura ya busca el modo de acelerar. El fallo está basado en un voto que armaron en conjunto Horacio Rosatti, Juan Carlos Maqueda y Ricardo Lorenzetti, al que adhirió en su esencia Elena Highton de Nolasco.
 
El ex abogado de Clarín, Carlos Rosenkrantz, se quedó solo en su  apoyo a los jueces trasladados a dedo y, como ya había dejado en claro, sostiene que los traslados son definitivos y no hay vuelta atrás. Para la mayoría, en cambio, esa interpretación viola la Constitución Nacional y la independencia del Poder Judicial.
 

 
Es cierto que la Corte dijo que la única forma de designar jueces es como marca la Constitución: concurso, terna, propuesta presidencial y acuerdo del Senado. Pero al mantener a Bruglia y Bertuzzi en sus cargos hasta que se complete ese proceso no hacen más que estirar las designaciones a dedo de Mauricio Macri. Es una sentencia "auto contradictoria": "Es o no es. Es como si se otorgase el registro para manejar sin rendir el examen".
 
La Corte ordenó un nuevo concurso para las 2 vacantes en la Sala I de la Cámara Federal pese a que actualmente hay un concurso en trámite para 2 vacantes en la Sala II. Lo que sí habilitaron los cortesanos es que Bruglia y Bertuzzi se presenten a esos concursos aún cuando aceptaron violar la Constitución. Un deja vú de la designación por decreto de los propios miembros de la Corte Carlos Rosenkrantz y Horacio Rosatti. El denominador común es Macri.
 
La Opinión Popular
 
 
LA VOTACIÓN FUE 4 A 1, CARLOS ROSENKRANTZ VOLVIÓ A QUEDAR SOLO
 
La Corte Suprema limitó los traslados a dedo de Leopoldo Bruglia y Pablo Bertuzzi, siguen solo hasta que se haga el concurso
 
La decisión, con la que la Corte intenta resaltar su poder de quedarse con la última palabra en grandes temas institucionales y políticos, reparte cachetazos para distintos sectores. Es crítica con el Consejo de la Magistratura y declara la inconstitucionalidad de la resolución 183/2020 con que ese organismo estableció este año que una decena de traslados de jueces y juezas eran irregulares porque no habían completado el proceso.
 
Según los supremos, el Consejo convalidaba un procedimiento que no es exactamente el que establece la Constitución, al dejar de lado los concursos.
 
La decisión revoca también la resolución de la jueza de primera instancia del fuero en lo contencioso administrativo, Alejandra Biotti, que rechazaba el reclamo de Bruglia y Bertuzzi. A la vez, la Corte no hace lugar al amparo del dúo BB, porque precisamente pretendía quedarse en forma definitiva en la Sala I de la Cámara Federal.
 
 
La relevancia del caso
  
Para entender la relevancia de este debate hay que remontarse a fines de 2016 cuando el gobierno de Mauricio Macri comenzó a hacer movimientos para lograr ubicar en cargos judiciales que les interesaban por los expedientes que manejaban a jueces y juezas que les merecían confianza o veían afines.
 
Una de las primeras estrategias usadas fue convertir tribunales orales ordinarios en federales, que serían claves en llevar adelante los juicios orales contra Cristina Fernández de Kirchner y otros ex funcionarios.
 
La Corte desarticuló esa iniciativa por medio de dos "acordadas", las 4 y 7 de 2018, sobre las que vuelve en esta sentencia que analiza los traslados. De hecho, impidió que se conformara un tribunal al que hasta le habían asignado el primer juicio contra CFK.
 
Luego de ese ese golpe, las huestes de Mauricio Macri en el Consejo comenzaron a promover más designaciones en otros cargos utilizando artilugios similares: así fue que efectuaron traslados, y comenzaron a pasar con la decisión de una simple mayoría del organismo, a jueces y juezas de un cargo a otro.
 
Bruglia y Bertuzzi estaban en el Tribunal Oral 4 y pasaron a la Cámara Federal, donde se plasmó la doctrina Irurzun y se avalaron los métodos de la causa cuadernos, entre otras cosas. Esto se repitió con otros cargos, como el caso de Germán Castelli, que pasó de un tribunal oral de San Martín a un tribunal federal, el 7, que casualmente tiene el caso de las fotocopias de los cuadernos.
 
Otros siete jueces/zas más figuran como trasladados sin concurso ni acuerdo del Senado, la mayoría durante el gobierno de Cambiemos, y sus traslados están bajo revisión de la Cámara alta. Lo que sucede es que la Corte dice ahora que para todos esos casos el procedimiento correcto es que se hagan los concursos, no basta con el acuerdo del Senado.
 
Así, todos los trasladados/as que estén en tela de juicio, podrán continuar de manera provisoria en los lugares que ocupen en esa condición, con garantía de inamovilidad, pero tendrán que irse cuando termine el concurso, a menos que se presenten y lo ganen, que es una posibilidad.
 
 
La Cámara Federal
  
En medio de este rompecabezas, el dato político relevante se relaciona con la conformación de la Cámara Federal, que tiene seis cargos, divididos en dos salas. Hasta hoy manejaban exclusivamente este tribunal Martín Irurzun y Mariano Llorens. Ahora podrán volver Bruglia y Bertuzzi por un tiempo y quedan dos lugares vacíos. Para estos dos últimos el Consejo podrá elevar candidatos al Poder Ejecutivo porque ya hay un orden de mérito.
 
Para los de BB, tendrá que hacer una nueva convocatoria. En los hechos, vuelven a estar los "viejos" jueces de la Cámara que jugaron fuerte durante el gobierno de Cambiemos. Ahora las causas más sensibles que tendrán por revisar son las que involucran a Macri y su equipo.
 
Una variante sobre la que aún no hay definiciones es la posibilidad de que vuelva a uno de esos dos lugares el camarista Eduardo Farah, que dijo en el Senado que sólo había pedido su traslado porque estaba presionado por el macrismo a raíz de que dejó en libertad a los dueños del Grupo Indalo, Cristóbal López y Fabián de Sousa.
 
La diferencia con otros casos es que Farah había concursado para ese lugar que ocupaba en la Cámara y al que quiere volver. Otro caso candidato a revisión es el de Carlos Mahiques, que fue trasladado de la Cámara de Casación nacional a la Federal, solo con acuerdo del Senado.
 
 
El disgusto de Bruglia y Bertuzzi
  
Más allá de esta posibilidad de regreso para Bruglia y Bertuzzi, ambos jueces recibieron la decisión con disgusto porque la Corte cuestiona el núcleo de su planteo. Por eso analizan también la opción de renunciar. En la misma senda de malestar está el juez Castelli. Su situación se resolvería el jueves, pero análogamente.
 
En el Consejo de la Magistratura, digieren las críticas cortesanas con algo de optimismo: el oficialismo hace un balance a su favor y busca alguna estrategia para poder apurar el concurso y resolverlo en seis a ocho meses. Sería un récord de celeridad. El oficialismo en general evalúa que la Corte les dio la razón al señalar que los traslados no son permanentes.
 
Queda claro que ahora habrá muchas limitaciones para hacer designaciones por traslado de jueces o juezas de un cargo a otro. La Corte también declaró la inconstitucionalidad de la resolución 155/00 del Consejo que establecía el reglamento para ese tipo de nombramientos, que incluían la evaluación de ese organismo y un decreto del Poder Ejecutivo, sin concurso.
 
Le advierte al organismo que tiene que restringir al máximo los traslados y, a la vez, exhorta al Congreso para que dicte una ley que los regule. Es contundente en que nunca hubo en el derecho argentino una referencia a que un traslado pueda ser definitivo y por lo tanto no se puede analizar una aplicación retroactiva de una ley que no existe como tal.
 
Insiste en que el único modo de nombrar jueces es "en base a una propuesta vinculante en terna del Consejo de la Magistratura, con acuerdo del Senado, en sesión pública en la que se tendrá en cuenta la idoneidad de los candidatos". Aclaran que los nombramientos son "para un cargo específico" y que no es algo genérico que permite cambiar de lugar como si nada.
 
Bruglia, Bertuzzi y Castelli se habían aferrado a las dos acordadas firmadas por la Corte en 2018, que interpretaban a su favor. La número 4 fue la primera, y fue publicada el 15 de marzo de 2018. Como los supremos impidieron con ella que se formara un tribunal oral a medida del macrismo, el entonces ministro de Justicia, Germán Garavano, comenzó a referirse los tres jueces que la firmaron como "la mayoría peronista".
 
Son los mismos que hicieron mayoría ahora: Rosatti, Maqueda y Lorenzetti. Rosenkrantz y Highton votaron en disidencia. Once días después, dos diputados que integraban el Consejo por el macrismo, Pablo Tonelli (PRO) y Mario Negri (UCR), presentaron un proyecto de ley para poder hacer traslados sin siquiera el acuerdo del Senado. No prosperó.
 
Se preparaban para el traslado de Bruglia, que se concretó el 9 de abril. Antes, Garavano le pidió aclaraciones al máximo tribunal. En la acordada 7 el mismo tridente supremo sostuvo que para los traslados de jueces federales, si cumplen funciones con igual jerarquía, jurisdicción y competencia no se requiere acuerdo del Senado.
 
Insistió en que es un mecanismo excepcional y que a los/las jueces/zas sólo se los nombra como prevé la Constitución en el artículo 99 inciso 4. Pero esa decisión fue posterior al traslado de Bruglia, no resolvía su caso. Bertuzzi fue trasladado el 9 de octubre. El Consejo de la Magistratura interpretó que el máximo tribunal no avalaba los traslados sin acuerdo del Senado.
 
Los BBC, la oposición política y los medios afines, consideran que la Corte resignificó lo que ella misma había dicho y cambió de criterio ahora. Sin embargo, el fallo dice que las acordadas hablaban de la validez de los traslados pero no de su temporalidad, más allá de que estuvieran destinados a competencias o jurisdicciones diferentes.
 
Dice, además, que debían leerse juntas. Validar el mecanismo de traslado, para la mayoría suprema, no es igual a validar un nombramiento de jueces, que es permanente. La Corte insiste en que en ninguna disposición dice que los traslados de Bruglia y Bertuzzi fueran definitivos. En todo caso, sostiene, responden a una costumbre inconstitucional.
 
Rosenkrantz es, puertas adentro y hacia el macrismo también, un gran perdedor de la  jornada. Había hecho una demostración de fuerza al imponer el tratamiento del per saltum a sus colegas y ventilar su posición. Volvió a quedar solo. Para él, los traslados son una práctica "institucional" (no inconstitucional) validada por la Corte, que no hay que modificar, el Consejo no debe hacer nada que esté destinado a "desplazar" al dúo BB y los demás trasladados.
 
También fue crítico con el Consejo por tomar una decisión retroactiva que revisó traslados ya realizados. Todo hace pensar que la que salió mejor parada en todo este enredo fue la propia Corte, o esa mayoría que se aglutina ante las grandes ocasiones.
 
Por Irina Hauser
 
Fuente: Página12
 

Agreganos como amigo a Facebook
20-06-2021 / 08:06
A un mes del cierre de listas la oposición es un hormiguero en estado de alerta y movilización permanente. La interna a cielo abierto entre Mauricio Macri y Horacio Rodríguez Larreta removió el sustrato de siete años de problemas asordinados y puso en movimiento varias capas geológicas de conflicto, que deberán saldarse, para bien o para mal, antes del 24 de julio.
 
La división en las filas del PRO abrió una ventana de oportunidad para los socios menores, que se entusiasman con la ocasión para dejar los papeles de reparto. El radicalismo reincide en sus sueños de grandeza y hace un casting de candidatos atractivos para disputar el protagonismo. Elisa Carrió, que no tiene los mismos problemas de autoestima, hace cuentas menos ambiciosas pero más terrenales y aprovecha el entuerto para mover sus fichas con el fin de engrosar su representación parlamentaria.
 
Macri y Rodríguez Larreta decidieron anticipar la conflagración cantada entre los dos para dirimir el liderazgo de cara a 2023 sin calcular los efectos secundarios. Como en el juego de la gallina, aceleraron cuando estaban a tiempo de evitar el choque, cada uno pensando que el otro se apartaría del camino.
 
En los últimos días se iniciaron algunas gestiones para desactivar la escalada, pero el esfuerzo parece ser demasiado poco y demasiado tarde. En ambos boxes se preparan dirimir el asunto en las urnas, sin dar crédito a la posibilidad de un alto el fuego. Una interna para terminar con todas las internas. Una primaria proxy, en la que los verdaderos protagonistas no van a aparecer en la boleta. Un ajedrez jugado con fichas que tienen sus propias agendas y no siempre coinciden con la del jugador.
 

20-06-2021 / 07:06
El presidente Alberto Fernández llegó a la Casa Rosada prometiendo crecimiento, redistribución del ingreso, más y mejor trabajo. El compromiso se reiteró para este año: los ingresos populares tienen que ganarle a la inflación, hacerse un toque menos regresiva la distribución de la riqueza entre empresarios y laburantes. No sucedió en la primera mitad del año porque se conjuraron la segunda ola (inesperada, ajena a cualquier radar) y la inflación, en parte responsabilidad oficial.
 
En el gabinete económico observan satisfechos el aumento de la recaudación impositiva y el crecimiento de la producción industrial. El ministro de Desarrollo Productivo Matías Kulfas distribuye un cuadro mostrando que dicha alza es elevada comparada con otros países. Ni qué hablar cuando se la coteja con cuatro años macristas de industricidio y destrucción del empleo.
 
La referencia, sólida, no induce a engaños. El crecimiento es heterogéneo, disímil. Las restricciones de los meses recientes no solo impactaron en los sectores más obvios: gastronomía, turismo, hotelería, espectáculos. También en el comercio minorista. "La gente se retrajo, se preocupó, restringió el consumo", explican en zonas aledañas a la Casa de gobierno. Recuperar el dinamismo es imperativo aunque no sencillo.
 
Las reacciones ante la inflación son diversas. Aluden al poder relativo de distintas organizaciones y a la capacidad de intervención estatal. Se reabren las convenciones colectivas, algunas porque lo preveían y otras por imperio de la necesidad. El Ministerio de Trabajo y el equipo económico acompañan las revisiones, cuando no las inducen.
 
Se otorgan aumentos de prestaciones estatales para jubilados con la mínima, jefas de familia que perciben la Asignación Universal por Hijo, se amplia y fortifica la tarjeta Alimentar. Se incrementan prestaciones para integrantes de movimientos sociales incluidos en el Programa Potenciar Trabajo. Las cifras se quedan cortas, las organizaciones se movilizan.
 
Subsisten muchas personas sin cobertura, en la amplia franja de las pequeñas empresas, los cuentapropistas, los emprendedores particulares, los laburantes informales, autoempleados o desocupados. El Gobierno analiza contrarreloj alguna medida específica direccionada a ese conjunto, variopinto y no cabalmente sintonizado los registros estatales.
 
Alberto Fernández incita a ministros y funcionarios de primera línea a defender lo realizado, a salir "a la cancha". Con el mazo dando, se espera que esa defensa se robustezca con novedades tangibles y auspiciosas, con más plata en los bolsillos de los trabajadores.
 

19-06-2021 / 11:06
No es la primera vez que las palabras de Mauricio Macri generan una ola de repudios como la que sucedió. Pero el contexto trágico que atraviesa el país, con más de 87 mil personas fallecidas a causa de la pandemia y un contexto social crítico, obligaron al ex presidente a recular y pedir disculpas a través de sus redes sociales.
 
Macri en campaña en Mendoza, tratando de vender un libro que no compran ni sus fanáticos, había afirmado que el coronavirus "es un poquito más que una gripe" y que nunca le quitó el sueño. "Nunca he creído realmente que esta gripe un poquito más grave es algo por lo que uno debe estar sin dormir", fueron sus palabras textuales.
 
El repudio generalizado y el malestar que generaron sus afirmaciones lo obligaron a salir a hacer un pedido de disculpas y una "aclaración" a través de su cuenta de Twitter. "Pido perdón por el error que cometí ayer al hablar de la pandemia y envío mis disculpas a las personas que fueron afectadas por este virus y a sus familiares. De ninguna manera minimizo el impacto mundial del COVID y el sufrimiento que ha causado", escribió.
 
Además, ahora dice que no dijo lo que dijo y destacó que "lo que quiso decir" fue otra cosa: "La enfermedad no se puede usar como una excusa para que el gobierno avance sobre las libertades de las personas y avasalle institucionalmente a la república". Las declaraciones de Macri recordaron dichos como los del irresponsable Jair Bolsonaro, el mandatario de Brasil, quien había calificado a la pandemia como una "gripezinha" a pesar de tener los números más alarmantes de contagios y muertes en la región.
 
Con la tranquilidad del millonario que tiene todo asegurado y puede darse el lujo de vacunarse en Miami, Macri remarcó que la pandemia "no le quitaba el sueño", lo que despertó la bronca de miles que en estos meses han perdido a alguien cercano por el covid-19.
 
La Opinión Popular
 

19-06-2021 / 10:06
La denuncia de la Oficina Anticorrupción por enriquecimiento ilícito contra Mauricio Macri se sumó esta semana a una larga lista de causas abiertas por corrupción de las que el expresidente no recibe buenas noticias. Un personaje más bien holgazán es empujado así por la situación judicial a disputar el control de su partido para que no lo entreguen o con la esperanza de colocarse él, o a un candidato propio para el 2023.
 
Las causas judiciales que tiene Macri suman, como mínimo unos once mil millones de pesos. La causa por el Correo, los parque eólicos, la de los peajes, la venta de Macri Air a Avianca, más el paquete que quedó al descubierto con los Panamá Paper's son algunas de ellas. Macri aparece con un protagonismo que no tuvo antes en las internas a las que siempre sobrevoló. Ese protagonismo es el síntoma de que hubo un cambio en la base electoral de la derecha y que su imagen es muy negativa.
 
Con esa base electoral donde el presidenciable más visualizado es el jefe de Gobierno de CABA, Horacio Rodríguez Larreta, Macri intenta ponerle límites con la candidatura de Patricia Bullrich. La disputa en Juntos por el Cambio está centrada en la ciudad de Buenos Aires. Según versiones -que pueden ser interesadas, también-- Larreta estaría dispuesto a entregarle el gobierno de la ciudad a su aliado Martín Lousteau.
 
Como en el macrismo dan por perdida la provincia de Buenos Aires, el único bastión que les queda es la CABA. Nunca podrían entregar la ciudad a sus aliados del radicalismo porque quedarían a la intemperie. Si Lousteau insiste con realizar una interna, la alianza podría quedar dividida en tres listas: la de Bullrich (respaldada por Macri), la de María Eugenia Vidal (impulsada por Larreta) y la de Lousteau, que en ese caso, podría ser el ganador.
 
Los más cercanos al expresidente afirman que está convencido de que si el macrismo no gana las elecciones de 2023, tendrá que fugarse del país. La pesadilla que lo atormenta es que Larreta lo entregue para evitar que lo ensucie la suma de negociados que habría realizado el grupo Macri mientras su dueño era presidente.
 

18-06-2021 / 11:06
A diez días de las elecciones en Jujuy, el macrista autoritario Gerardo Morales se anotó el triunfo que más buscaba: una nueva condena contra Milagro Sala. El Tribunal Oral Federal de Jujuy retomó una causa trucha de 2009 por una protesta contra Morales, en la que Sala no había participado, la condenó por amenaza y agravó su pena a tres años y medio de prisión.
 
Milagro es una presa política del gobierno de Jujuy, está detenida desde enero de 2016, apenas días después de que Morales asumiera como gobernador. Ahora una de las juezas, que es familiar del gobernador Morales, la condenó por un "escrache" del que no participó. Otro ataque antidemocrático de la justicia controlada por el régimen político jujeño, con presos políticos, proscripción e intentos de fraude, a la orden del día. Desde el gobierno nacional y los organismos de derechos humanos repudiaron el fallo.
 
En menos de una semana Milagro Sala tuvo que comparecer ante el TOF de Jujuy sin haber tenido tiempo de ver a sus abogados, fue sacada esposada y a punta de Ithaca para conocer una nueva acusación en su contra e insólitamente recibió una agravación de la pena en una causa de 2009 que está prescripta. Es la continuación de la persecución política del régimen del radical macrista Morales y de la casta judicial jujeña, que comenzó en el gobierno de Mauricio Macri contra la dirigente de la agrupación Tupac Amaru.
 
Se la imputó por el delito de amenazas coactivas contra el entonces senador radical Morales, en octubre de 2009. Quien ahora gobierna la provincia, había asistido a dar una charla al Consejo de Ciencias Económicas de Jujuy y ahí fue recibido a los huevazos; pero Milagro ni siquiera participó del escrache. También fueron condenados los dirigentes María López y Ramón Salvatierra.
 
Entre los jueces que emitieron el fallo, se encuentra Marta Liliana Snopek, quien tiene relación estrecha con Morales, por ser la prima de su esposa. Con la impunidad feudal con la que se maneja el régimen de esta provincia, gobernada por el cabecilla autoritario de Juntos por el Cambio, todo queda en familia.
 
Escándalo similar ocurrió con la designación de un excandidato a vicegobernador de Morales, como juez encargado de controlar los comicios y que viene siendo cuestionado por distintas maniobras e irregularidades que ponen en duda la transparencia del proceso electoral próximo. Así gobierna el macrismo.
 
La Opinión Popular
 

NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar