La Opinión Popular
                  15:07  |  Domingo 17 de Febrero de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
“Reflexionemos antes lo que corresponde hacer y no imitemos a los atenienses, que primero atacan y luego discurren”. Pantagruel
Recomendar Imprimir
Entre Ríos - 03-10-2018 / 12:10

Bernardita Zalisñak: “Renovadamente, hay que intensificar la lucha no violenta”

Bernardita Zalisñak: “Renovadamente, hay que intensificar la lucha no violenta”
La abogada, docente y referente del Partido Humanista, Bernardita Zalisñak afirmó que, si bien existen algunas políticas aisladas para prevenir la violencia tanto institucional como personal, no se alcanza a contrarrestar el avasallamiento sobre los derechos humanos en todas sus formas.
 
La abogada, docente y referente del Partido Humanista, Bernardita Zalisñak afirmó que, si bien existen algunas políticas aisladas para prevenir la violencia tanto institucional como personal, no se alcanza a contrarrestar el avasallamiento sobre los derechos humanos en todas sus formas.
 
"Esta situación se ha instalado como una forma habitual y debe ser desterrada por políticas en el aprendizaje, la educación y el ejemplo", aseveró.
 
En este sentido, la referente afirmó que es necesaria "una lucha no violenta para la construcción de una sociedad solidaria, donde la justicia social sea una realidad, un derecho y no una simple aspiración".

 
-¿Podemos hablar de distintos rangos de violencia en la sociedad?
-Los derechos humanos deben ser reconocidos y garantizados por los Estados y estar en la agenda pública. Y hoy estamos ante una situación a nivel global donde la violencia es una práctica habitual tanto a nivel institucional como personal.
 
-¿Cuáles son las formas más comunes de violencia desde el Estado?
-Las guerras y las invasiones que a nivel internacional están a la orden del día en el interior Estados y Naciones. La represión es el atropello de los poderes públicos, la censura a la prensa y al libre pensamiento, cosas que todavía siguen vigentes.
 
-¿Y qué pasa en Argentina?
-En nuestro país tenemos presos y presas políticas, como así también hechos de represión hacia nuestros pueblos originarios. También, la separación de los jueces de sus cargos por motivos estrictamente políticos y la persecución judicial de la ex presidenta de la Nación y muchos funcionarios. Así también, hay muchos despidos sin causa, también por motivos políticos.
 
-¿Cómo colocamos el concepto de violencia aquí?
-Todas las acciones mencionadas antes hacen una violencia institucional porque el gobierno, o sea el poder que tiene a su cargo el Estado, ejerce todo un monopolio de la cuestión pública y lleva adelante estas acciones.
 
-¿Y en la cotidianeidad nuestra?
-A nivel individual tenemos los delitos que vemos a diario y la violencia que se expresa directamente entre las personas, incluso en aquellas que tienen proyectos en común como las parejas. Se ha generalizado una ponderación de la violencia de género que también existe entre vecinos, compañeros de trabajo y de estudio.
 
-Y es grave la naturalización.
-Esta situación de violencia se ha instalado como una forma habitual y debe ser desterrada por formas no violentas que deben incluirse en el aprendizaje, la educación y el ejemplo.
 
-¿Qué políticas o acciones puede ver usted que se estén gestando?
-Hay pocas excepciones. Por ejemplo, la municipalidad de Moreno (Buenos Aires) creó una subsecretaría de no violencia y desarrollo humano a cargo de un militante humanista. Y todo esto en medio del conflicto donde falleció una maestra, y en una situación bastante conflictiva donde se reclama por la seguridad de las escuelas para poder dar clases y otorgar el derecho a la educación. En este contexto, se ha propuesto desde este municipio un organismo para dar respuestas a la no-respuesta del Gobierno de la provincia de Buenos Aires. También hay otras excepciones pero que no compensan el desconocimiento y la violencia por parte del Gobierno nacional por sobre los derechos humanos desde todos los ámbitos, donde se afecta a los más vulnerables, con una impunidad muy importante.
 
Fuente: AIM
 

Agreganos como amigo a Facebook
17-02-2019 / 10:02
17-02-2019 / 10:02
16-02-2019 / 18:02
16-02-2019 / 18:02
16-02-2019 / 17:02
La decisión del justicialismo de confirmar a Sergio Urribarri como presidente de la Cámara de Diputados, cristalizó el acuerdo interno entre el sector de Gustavo Bordet y el peronismo K, bajo la lógica de conservar el poder que se pondrá en juego este año en la provincia. Cambiemos, que se ilusionaba con dividir al peronismo local profundizando su interna y poniendo una cuña entre ambos sectores, reaccionó destempladamente.
 
La obstinación de los integrantes de la alianza antiperonista Cambiemos tras la reelección de Sergio Urribarri como presidente de la Cámara de Diputados de la provincia es desproporcionada. Vaciar la Asamblea Legislativa tiene consecuencias institucionales y políticas que van más allá del clima de campaña que se empieza a vivir.
 
Esta reacción es excesiva: ningún efecto es mayor que su causa, dice la matemática. No se corresponde la respuesta con el fenómeno al que se pretende contestar: que Urribarri haya sido reelecto era una de las posibilidades concretas. En su momento, Jorge Busti, enfrentado con el entonces gobernador Urribarri, no fue desalojado de la Presidencia de la Cámara.
 
El jefe de Estado provincial omitió en su discurso oficial cualquier referencia a la inasistencia de los legisladores de la oposición. Sólo respondió sobre el tema cuando fue abordado por la prensa al final de su mensaje. Definió como "lamentable" la actitud de la coalición opositora y rechazó el argumento que habían esgrimido desde la UCR y el PRO al anunciar el faltazo.
 
El faltazo de Cambiemos a la Asamblea es un acto de irresponsabilidad institucional. La Constitución exige al Gobernador rendir cuentas del estado de la provincia ante la Legislatura y, por consiguiente, impone a los legisladores anoticiarse de tal situación a fin de actuar en consecuencia.
 
¿Cuál debería ser la actitud de los concejales deperonistas de Paraná cuando el intendente Sergio Varisco inaugure las sesiones del Concejo Deliberante? Varisco enfrentará este año dos juicios: uno por defraudación a la administración pública (causa "Mutual Modelo") y otro por narcotráfico (en el Juzgado Federal). En ambas causas, el intendente está procesado.
 
Varisco y Urribarri son hasta ahora inocentes. Y su culpabilidad deberá ser probada sin ninguna duda en la Justicia. De lo contrario, se mantendrá su presunción de inocencia. Esto se llama Estado de Derecho.
 
La Opinión Popular

NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar