La Opinión Popular
                  04:51  |  Viernes 16 de Noviembre de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
“Han venido a saquear al país, y lo saquearon: deuda externa eterna, fuga de capitales, condonación de deudas privadas, bicicleta financiera y un plan de Macri con el FMI que es irrealizable”. “Pino” Solanas
Recomendar Imprimir
Entre Ríos - 14-08-2018 / 10:08
ANÁLISIS DE LA REALIDAD NACIONAL Y PROVINCIAL

Luis Leissa criticó la desidia y complicidad con el poder de turno de la Justicia para no investigar la corrupción

Luis Leissa criticó la desidia y complicidad con el poder de turno de la Justicia para no investigar la corrupción
El ex intendente de Gualeguaychú, Luis Leissa, realizó un análisis de la realidad provincial y nacional y aseguró que "el escenario de la provincia no escapa a las reglas del país" aunque marcó que "no es lo mismo la provincia porque tiene sus matices y Bordet es otra cosa diferente a lo que inspiran los gobiernos anteriores". Foto: Blas García para La Opinión Popular
 
El ex intendente de Gualeguaychú, Luis Leissa, realizó un análisis de la realidad provincial y nacional y aseguró que "el escenario de la provincia no escapa a las reglas del país" aunque marcó que "no es lo mismo la provincia porque tiene sus matices y Bordet es otra cosa diferente a lo que inspiran los gobiernos anteriores".
 
En cuanto a lo nacional, sostuvo que "el país está en situación de preocupación no solo por la marcha del actual gobierno sino por las consecuencias y secuelas atroces que siguen apareciendo del gobierno anterior". Respecto del accionar de la justicia provincial en causas de corrupción, afirmó que "sigue todo muy lento, hay una falta de decisión" para investigar y criticó que ello "no se puede explicar ni comprender".
 
En ese marco, se preguntó: "Cómo puede ser que desde el periodismo se investigue mucho más que desde el ámbito del Poder Judicial, en este caso desde la Fiscalía, los delitos que están ocurriendo". "Eso no tiene ninguna explicación lógica ni racional salvo la propia desidia cuando no la complicidad con el Poder Ejecutivo de turno", sentenció.
 
Además, apuntó a la responsabilidad del Poder Judicial por la posible candidatura del ex gobernador y presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Urribarri, pero también a la responsabilidad "en menor grado" de "una sociedad que mira para otro lado, que le resulta indiferente, que viene de una filosofía instalada de 12 años de kirchnerismo donde lo anormal pasa a ser normal, y donde no importa la ética y podemos apropiarnos de bienes públicos con absoluto desparpajo".

 
En declaraciones realizadas al programa A Quien Corresponda (Radio De la Plaza) Leissa se manifestó "preocupado" por la realidad provincial y sostuvo que "el escenario de la provincia no escapa a las reglas del país, aunque no es lo mismo la provincia porque tiene sus matices, Bordet es otra cosa diferente a lo que inspiran los gobiernos anteriores, aun con cierta timidez en sus decisiones".
 
Agregó que "el país está en situación de preocupación no solo por la marcha del actual gobierno sino por las consecuencias y secuelas atroces que siguen apareciendo del gobierno anterior".
 
Sobre el escándalo de corrupción que estalló a nivel nacional por "los cuadernos de las coimas", advirtió: "No sé cuál es la consecuencia que tendrá esto; si alguna gente se sacará la venda de los ojos para hacer un juicio central sobre lo que fue el gobierno anterior; y que en el rescate de aciertos y errores de toda administración se entienda que los 12 años del gobierno del kirchnerismo estuvieron impregnados de todos estos hechos".
 
"Fueron su sello distintivo: la falta de respeto por el patrimonio público, el aprovechamiento de las situaciones para beneficio personal, y eso quizás conduzca a que se mejore. No sé si esto es orquestado, creo que hay cosas más fruto de una casualidad que de una conspiración, pero indudablemente alguna secuela generará en cierto sector de la sociedad y luego repercutirá a hora de elegir, para que se entienda que se debe condenar y separar lo que está bien y lo que está mal", reflexionó.
 
Agregó que "esto instala discusiones pre constitucionales y eso es lo preocupante porque el hecho de no robar en la gestión pública es una cuestión saldada por la Constitución de 1853 y sucesivas, pero pareciera que hay que reinscribirlo y sellarlo a fuego para que se entienda que es un tema primordial, y que si bien la ética en la función pública es insuficiente, es sumamente necesaria".
 
En sus reflexiones, Leissa reforzó que "cuando lo personal no sirve como un marco de contención, tendrá que actuar el Código Penal pero lo preocupante es que por más que se juzgue que los poderes son independientes en el plano teórico sabemos que eso no ocurre". Ante ello, reclamó que "el Poder Judicial se ponga de pie, recupere la vertical y realmente se ponga en el lugar en que se debe poner, y no en esa situación de complaciente frente a lo que se decida y no diga absolutamente nada".
 
Respecto del accionar de la justicia provincial en causas de corrupción, afirmó que "sigue todo muy lento, hay una falta de decisión y para quienes estamos en el ejercicio activo de la profesión nos suena increíble que desde las Fiscalías, como titulares de la acción pública penal, nos e investigue o se mande un oficio. Es una cosa que no se puede explicar ni comprender".
 
En ese marco, se preguntó: "Cómo puede ser que desde el periodismo -sin capacidad para interceptar llamadas telefónicas o hacer uso de la fuerza pública- se investigue mucho más que desde el ámbito del Poder Judicial, en este caso desde la Fiscalía, los delitos que están ocurriendo". "Eso no tiene ninguna explicación lógica ni racional salvo la propia desidia cuando no la complicidad con el Poder Ejecutivo de turno", sentenció.
 
Ante esto, planteó que "el mecanismo de selección y designación de jueces por parte del Consejo de la Magistratura, muchas veces hay exámenes postergados, algunos recaen en elegir lo menos malo en lugar de lo mejor, hay exámenes de fiscales que no llegan al mínimo y estas situaciones desmerecen mucho la función de quien debe investigar".
 
No obstante ello, celebró "que tengamos un modelo procesal penal como el que tenemos actualmente, con la dirección de la investigación a cargo de un abogado, pero quien ejerce esa función -que no es fácil- debe estar preparado por antecedentes previos, por una vocación investigativa y por entender que eso genera un sobre esfuerzo, con mayor y mejor dedicación".
 
"Y si se asume ese cargo que no está mal remunerado, se debe actuar en consecuencia, y con un fuerte espíritu de ejemplaridad para aplicar el Código Penal y eso significa investigar, rastrear en el fondo de los vericuetos de la administración pública las cosas que se han cometido. No basta solamente el Código en sí mismo, sino también hace falta un sistema de selección que ponga el punto sobre la i y entender que esto es un enorme sacrificio y el fiscal debe actuar en consecuencia", analizó.
 
Reclamó "algún tipo de reacción en quienes deben disponer mecanismos que la Constitución manda como la puesta en marcha de una Fiscalía Anticorrupción" y cuestionó que "siempre se actúa con políticas de respuesta y no con políticas de anticipación". "No hay explicación lógica, racional y válida para justificar esta inercia y esta timidez en la búsqueda de la Justicia. Hay que tratar de modificar esta realidad", afirmó.
 
"Actuar con corrección, tener funcionarios idóneos, capaces y con apego a las normas éticas, es un presupuesto inexcusable y hoy no se debe discutir porque genera la certeza en la sociedad civil, de tener gobernantes que se pueden equivocar pero que en definitiva tienen en claro qué es lo público y qué es lo privado. Hoy muchos de los que acceden a un cargo público no lo tienen en claro y encima no tienen la personalidad suficiente para resistir la tentación que aparece muy seguido en la función pública", expresó.
 
En cuanto a la posible candidatura del ex gobernador y presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Urribarri, Leissa consideró que "gran parte dela responsabilidad es del Poder Judicial, porque quienes más recursos manejan, más resortes de poder tienen, y están obligados a actuar de oficio tienen más responsabilidad".
 
"Pero también hay una necesidad que mira para otro lado, le resulta indiferente, viene de una filosofía instalada de 12 años de kirchnerismo donde lo anormal pasa a ser normal, donde no importa la ética, podemos apropiarnos de bienes públicos con absoluto desparpajo. También hay una responsabilidad, de menor grado, de una sociedad que vota, y que en un 50 por ciento se expresó votando a Urribarri pese a todos los cuestionamientos que había", concluyó.
 
Fuente: Análisis Digital
 

Agreganos como amigo a Facebook
15-11-2018 / 12:11
15-11-2018 / 11:11
15-11-2018 / 09:11
14-11-2018 / 11:11
13-11-2018 / 16:11
NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar