Ayer fue San Perón, calificado por muchos como el libro gorila más duro de aquellos tiempos, trayendo un supuesto apoyo de Perón para las elecciones del 12 de febrero en Capital.
 
Sorprendidos, el Consejo Coordinador Peronista y las 62 Organizaciones desobedecieron la orden y llamaron a votar en blanco. También Arturo Jauretche decidió sumarse a la desobediencia, pero no al voto en blanco; y, frente a las indecisiones, aceptó ser el candidato del Partido Laborista, el mismo rótulo que había catapultado a Perón en 1946.
 
¿Pueden ustedes, si realmente conocen un poco de la historia del Peronismo, imaginarse al Consejo del Movimiento (proscripto) y de las "62 Organizaciones", con dirigentes como Jorge di Pascuale, Amado Olmos, Sebastián Borro, Avelino Fernández y otros, no cumplir u oponerse a lo dispuesto por Perón en un hecho electoral?
 
Cuando llegó Damonte Taborda con la orden, ya había otra carta de Perón a las 62 Organizaciones y al Movimiento Peronista, desautorizando expresamente esa misiva y disponiendo el voto en blanco. Finalmente, el socialista Alfredo Palacios es electo senador nacional por la Capital Federal con 315.641 votos, el voto en blanco tuvo 241.384 y Damonte Taborda apenas cosechó 20.763.
 
Los peronistas, con orden o sin orden, muchas veces decidimos opciones que luego Perón aceptaba. No todas las disposiciones de Perón se cumplían al 100%, pero su influencia era decisiva.
 
Por Blas García
'/> Elecciones fraudulentas de 1961 para senador nacional porteño / La Opinión Popular
La Opinión Popular
                  11:38  |  Martes 25 de Julio de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
¿Hacia dónde vamos?
Por Natalio R. Botana. Historiador y politólogo
“Octubre será fundamental porque Macri quiere legitimar su mandato para seguir endeudando el país, privatizar la Anses y aplicar una flexibilización laboral brutal, que va a generar aún mayor desigualdad”. Jorge Taiana
Recomendar Imprimir
Sociedad e Interés General - 12-02-2017 / 20:02
EFEMÉRIDES POPULARES. EL DÍA QUE UN SOCIALISTA DERROTÓ AL CANDIDATO DEL “PERONISMO”

Elecciones fraudulentas de 1961 para senador nacional porteño

Elecciones fraudulentas de 1961 para senador nacional porteño
Juan Perón. Circa 1960
El 12 de febrero de 1961, se realizan elecciones fraudulentas, ya que el 13 de marzo de 1960 el presidente Arturo Frondizi había vuelto a prohibir el Partido Peronista (que en 1954 había ganado las elecciones por el 62 % de los votos). En la práctica, el comicio no parecía demasiado importante -sólo se elegía en el ámbito porteño un senador y un diputado-, pero, en medio de un clima de franca rebeldía social, esa elección llegaría a ser trascendente ya que las bases peronistas vivían momentos de incertidumbre.
 
Eran los tiempos de la Resistencia Peronista y de la feroz persecución desatada por el gobierno de Frondizi contra los trabajadores y el peronismo proscripto. La represión a los obreros de la carne que habían ocupado el frigorífico Lisandro de la Torre en Mataderos para impedir su privatización y la aplicación del Plan Conintes mediante la movilización militar compulsiva de los ferroviarios y otros gremios en lucha fueron algunos de los hitos emblemáticos de la época.
 
Con el Peronismo proscripto, el "Tirano prófugo" -pues estaba prohibido mencionar "Perón"- dudaba si insistir con el voto en blanco que solo adquiere fundamento si se la acompaña con una estrategia insurreccional, que era contradictoria con los dirigentes de la rama política del PJ, de tendencia burocrática y ajenos a una política tajantemente cuestionadora.
 
El voto en blanco, una actitud de rebelión pacifica, era toda una hazaña porque en ningún país del mundo había sido reiterado tantas veces. Pero ya el Pueblo estaba fatigándose de un voto revolucionario que no producía otro efecto que demostrar que los peronistas tenían más votos que cualquier otro partido.
 
Probablemente Perón pensó en volcar el apoyo en algún hombre irrelevante que no pudiera usufructuar el triunfo. Así estaban las cosas cuando apareció Raúl Damonte Taborda, uno de los clásicos oportunistas de la época que, apenas producido el golpe setembrino del '55, había publicado Ayer fue San Perón, calificado por muchos como el libro gorila más duro de aquellos tiempos, trayendo un supuesto apoyo de Perón para las elecciones del 12 de febrero en Capital.
 
Sorprendidos, el Consejo Coordinador Peronista y las 62 Organizaciones desobedecieron la orden y llamaron a votar en blanco. También Arturo Jauretche decidió sumarse a la desobediencia, pero no al voto en blanco; y, frente a las indecisiones, aceptó ser el candidato del Partido Laborista, el mismo rótulo que había catapultado a Perón en 1946.
 
¿Pueden ustedes, si realmente conocen un poco de la historia del Peronismo, imaginarse al Consejo del Movimiento (proscripto) y de las "62 Organizaciones", con dirigentes como Jorge di Pascuale, Amado Olmos, Sebastián Borro, Avelino Fernández y otros, no cumplir u oponerse a lo dispuesto por Perón en un hecho electoral?
 
Cuando llegó Damonte Taborda con la orden, ya había otra carta de Perón a las 62 Organizaciones y al Movimiento Peronista, desautorizando expresamente esa misiva y disponiendo el voto en blanco. Finalmente, el socialista Alfredo Palacios es electo senador nacional por la Capital Federal con 315.641 votos, el voto en blanco tuvo 241.384 y Damonte Taborda apenas cosechó 20.763.
 
Los peronistas, con orden o sin orden, muchas veces decidimos opciones que luego Perón aceptaba. No todas las disposiciones de Perón se cumplían al 100%, pero su influencia era decisiva.
 
Por Blas García

Agreganos como amigo a Facebook
24-07-2017 / 18:07
24-07-2017 / 18:07
Gustavo Rearte, dirigente político y sindical, nació en Buenos Aires, el 25 de julio de 1931. Desde que su uso de razón se lo permitió, adhirió a los preceptos sociales del Peronismo. Fue una de las figuras más destacadas del ala izquierda de ese Movimiento, inclusive fue el fundador de la Juventud Peronista en 1957, rama que no existía hasta ese momento. 
 
Rearte empezó como obrero en la fábrica SIAM, después en Jabón Federal y llegó a ser secretario general del Sindicato de Jaboneros y Perfumeros. Además de fundar la JP,Gustavo fue integrante de su primera Mesa Ejecutiva. Cuando La Fusiladora, con sus esbirros: Lonardi, Aramburu y Rojas derrocan a Perón en el '55, fue uno de los jóvenes trabajadores peronistas que integran los numerosos Comandos de la Resistencia, formando parte del reconocido "Comando Juan José Valle".
 
La lucha por la vuelta de Perón y contra el régimen dictatorial lo lleva a encontrarse y juntarse con otros militantes peronistas: sus propios hermanos Alberto y Miguel RearteCarlos Caride, Jorge Rulli, Envar "Cacho" El Kadri, Susana Valle, Felipe Vallese, Héctor Spina, y muchos otros.
 
En enero de 1959 integró la dirigencia combativa que organizó la legendaria toma revolucionaria del frigorífico Lisandro de la Torre, para evitar su privatización. El posterior desalojo, por fuerzas militares y policiales, desencadenó un estallido insurreccional en la zona y el principio de una huelga general nacional que puso en jaque al gobierno de Frondizi. Tras la represión, Rearte fue preso.
 
Por esas épocas, en el peronismo combativo fue creciendo la idea de que las formas legales de lucha política, para conseguir el regreso de Juan Perón de su exilio, estaban cerradas, por lo menos para el justicialismo, y solamente quedaba la lucha violenta como opción, así surgen las experiencias guerrilleras de Uturunco, en Santiago del Estero, y luego de Taco Ralo, en Tucumán.
 
Por Blas García

24-07-2017 / 18:07
23-07-2017 / 20:07
23-07-2017 / 09:07
El pacto Roca-Runciman, un verdadero "estatuto del coloniaje", obligada a la Argentina a dejar entrar las mercaderías inglesas sin pagar impuestos; a considerar a Inglaterra nación privilegiada, que controlaba el producto de exportación más importante, la carne y que fuese manejado por un trust íntimamente ligado al mercado británico.
 
Entre otras muchas medidas de saqueo imperialista, el acuerdo reservaba para los frigoríficos extranjeros (casi todos ingleses) el 85% de la cuota de exportación, mientras que el resto correspondería a empresas argentinas. Además, la totalidad de las divisas generadas por compras de los ingleses a la Argentina debía destinarse a compras de productos británicos.
 
El martes 23 de julio de 1935, el senador santafesino por el Partido Demócrata Progresista, Enzo Bordabehere, fue asesinado en la Cámara Alta de la Nación, al alcanzarle los disparos que Ramón Valdez Cora dirigió al senador Lisandro de la Torre debido a la denuncia de sobornos de la empresa frigorífica británica Swift, para tapar el escandaloso fraude contable para aumentar sus ganancias.
 
El ex comisario Valdez Cora, reconocido matón a sueldo del régimen conservador, policía corrupto y provocador profesional, disparó cuatro balazos, tres de los cuales dieron en el cuerpo del legislador. Bordabehere fue trasladado al hospital Ramos Mejía, pero morirá una hora más tarde a pesar de los esfuerzos del doctor Wibert y su equipo.
 
Una hora después los senadores volverán a reunirse en recinto y le tributarán la despedida al hombre de 44 años que había nacido en Montevideo en 1889, se había educado en Rosario y consideraba a Lisandro de la Torre como su maestro político. Como contrapartida, o como dato sugestivo, esa misma noche el presidente Agustín Justo asistirá a una función de gala en el Teatro Colón acompañado por su esposa.
 
El miércoles 24 de julio en la estación de trenes de Retiro se realizará un acto público para despedir al senador muerto, previo al traslado de sus restos a Rosario. Allí usaron de la palabra Lisandro de la Torre y Alfredo Palacios. Se habló del asesinato de un legislador y de la presencia del hampa en una de las máximas instituciones de la República. El público se enardeció y menudearon los insultos a los conservadores. Alguien propuso salir a la calle a protestar y la policía disolvió la manifestación.
 
La Opinión Popular

NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar