La Opinión Popular
                  18:33  |  Miércoles 17 de Septiembre de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
La apuesta del consenso y la reconstrucción
Por Natalio Botana, Politólogo e Historiador
Porque cuando tengo que cantar verdades las canto derecho nomás, a lo macho, aunque esas verdades amuestren bicheras donde naides creiba que hubiera gusanos. El orejano
Nacionales - 01-03-2011 / 10:03
EFEMÉRIDES POPULARES: EL 1° DE MARZO DE 1948 EL ESTADO NACIONAL TOMA POSESIÓN DE LOS FF.CC. NACIONALIZADOS POR PERÓN

Juan Perón nacionaliza los ferrocarriles británicos y franceses

Juan Perón nacionaliza los ferrocarriles británicos y franceses
Afiche de la época.
En un día como hoy, pero de 1948, bajo la dirección  del General Perón, el gobierno rompe uno a uno los eslabones que sometían nuestra economía al  Imperio Británico: se nacionaliza los ferrocarriles, lo que significó una etapa fundamental en la obra de recuperación nacional de los servicios públicos para el pueblo argentino.
 
El Gobierno procedió a la estatización de la red ferroviaria que se cerraba en abanico hacia Buenos Aires, propiedad del capital británico, como así también de la red ferroviaria de la zona cerealera, con vértice en Rosario, perteneciente a empresas francesas. Scalabrini Ortiz sintetiza el meollo de la cuestión en esta frase contundente: "Adquirir los ferrocarriles equivale a adquirir soberanía".
 
De la redacción de La Opinión Popular
En 1947 Perón nacionaliza los ferrocarriles que era una de las reivindicaciones nacionalistas más importantes del peronismo,y el gobierno toma a su cargo una ancha franja de la economía argentina que comprende desde los servicios públicos hasta empresas productivas.
 
 
Los Ferrocarriles argentinos
 
Sostiene el ensayista e historiador Norberto Galasso, en su monumental obra de dos volúmenes "Perón", que después de difíciles tratativas, el Gobierno procedió a la estatización de la red ferroviaria que se cerraba en abanico hacia Buenos Aires, propiedad del capital británico, como así también de la red ferroviaria de la zona cerealera, con vértice en Rosario, perteneciente a empresas francesas.
 
Estas medidas resultan insoslayables para un proyecto de crecimiento económico y planificación nacional, por lo cual deben aquilatarse desde esa perspectiva y no meramente desde los pormenores de la negociación, ya sea montos, plazos de pago, etc.
 
Los opositores al peronismo, desde el conservadorismo hasta la izquierda tradicional, enfocan la crítica haciendo eje en el monto abonado por la nacionalización, el mayor o menor deterioro del material rodante o la supuesta debilidad negociadora de los representantes argentinos, a tal punto que algunos pretenden mostrarla como impuesta por el capital extranjero.
 
Como se comprende, analizar una cuestión macroeconómica con el criterio de tenedor de libros de un quiosco de cigarrillos no puede llevar a ninguna conclusión correcta.
 
Raúl Scalabrini Ortiz sintetiza el meollo de la cuestión en esta frase contunden­te: "Adquirir los ferrocarriles equivale a adquirir soberanía".
 
 
Empresas británicas
 
A través de libros, artículos y conferencias, Scalabrini demostró que el negocio ferroviario los ingleses en la Argentina fue un gran despojo por muchas razones, entre otras, la cesión a las empresas de amplias fajas de terreno al costado de las vías, la rentabilidad garantizada del
7% sobre capitales que eran abultados en los balances y otras ventajas de tipo impositivo o financiero que derivaban de las concesiones.
 
Scalabrini enseña que la red ferroviaria británica, trazada en abanico hacia el puerto de Buenos Aires, fue "la tela de araña metálica que atrapó a la mosca de la República" y la condenó "al primitivismo agrario", es decir, a la condición semicolonial con respecto al imperialismo británico, según la teoría colonialista de la división internacional del trabajo.
 
Esa red fue el sistema neurálgico que sustentó una economía de exportación de carnes y cereales baratos, e importación de artículos manufacturados extranjeros caros, en gran medida ingleses. No solo por su trazado -típicamente colonial- sino también porque la tarifa parabólica aplicada a los fletes impidió sistemáticamente que en el interior argentino se desarrollasen industrias competidoras del producto importado.
 
En razón de ese rol colonialista, no existe posibilidad de planificar ningún desarrollo manteniendo el transporte ferroviario en manos extranjeras.
 
Por este motivo, así como el Gobierno entendió que la nacionalización de los ferrocarriles constituía un hito ineludible en un proceso de liberación nacional, así también los intelectuales y dirigentes políticos de los partidos tradicionales que -consciente o inconsciente bregaban a favor del viejo país agroexportador- se obsesionaron atacando esta medida.
 
Para ello, divulgaron, en primer término, una fábula que aun opera sobre algunos sectores medios: la compra fue un disparate porque estaba por vencer la ley Mitre, cual caducaban las concesiones ferroviarias y las empresas pasaban gratuitamente al Estado argentino.
 
Basta leer los contratos para advertir la inconsistencia del planteo: las concesiones -aunque sorprenda a muchos- eran "a perpetuidad", por lo cual Scalabrini ironizaba que el sol dejaría de calentar pero que todavía habría un inglés en la Argentina, titular de estas concesiones. Lo que caducaba, al vencer la ley Mitre, era la exención impositiva para importar todo tipo de repuestos ferroviarios.
 
 
Con respecto a otras empresas que quedaron en manos del Estado argentino con la nacionalización de los ferrocarriles Rodolfo Puiggrós revela su importancia.
 
Identifica a Expreso Villalonga, Expreso Furlong, Empresa de Transportes S.A., Compañía de Transportes Cordilleranos, Compañía Internacional de Transportes Automóviles, Compañía El Cóndor, Compañía El Valle; Puertos: Dock Sur en el Puerto de Buenos Compañía de Muelles y Depósitos del Puerto de La Plata, Puerto Ing. White, Puerto Grande, Puerto Galván, Puerto Ibicuy, Puerto Villa Constitución.
 
Además, a Empresa Eléctrica de Bahía Blanca, Depósitos Frigoríficos de San Juan, Compañías de Tierras y Hoteles de Alta Gracia, Frigorífico de Productores de Uva, Fomento del Norte Argentino, Argentina Agrícola, Ganadera e Inmobiliaria, Sociedad de Aguas Corrientes de Bahía Blanca, Sociedad de Consumo Ramos Generales, Ferrocarrilera de Petróleo, Distribuidora Nacional de Frutas, Frigorífico Mercado del Once, Hoteles Sudamericanos, Líneas Económicas ­Decauville.
 
Entran también en la operación: edificios y terrenos en todo el país (en Capital y Gran Buenos Aires solamente 3 millones de metros cuadrados, valuados en 900 millones de pesos), así como acciones de grandes tiendas, diarios (Editorial Haynes, dueña del diario El Mundo y revistas afines, Mundo agrario, etc., así como la revista El Hogar).
 
 
Se adquirió soberanía
 
Analizar la cuestión desde el costo de la compra o los resultados de los balances significa omitir la gran cuestión: la necesidad de que esa red que atraviesa el cuerpo del país sirva, a través de sus recorridos y sus tarifas, al crecimiento económico, el desarrollo de las economías regionales, etc., del mismo modo como la abaratamiento del boleto subsidia a los trabajadores en relación con el boleto del ómnibus, aspecto que descuidan los que viajan solamente en automóvil.
 
 
Empresas francesas
 
al hacer referencia a la "Argentina, granero del mundo", se omite la importancia que tuvieron tres empresas ferroviarias de capitales franceses, con centro en el puerto de Rosario: el Ferrocarril Francés de la Provincia de Santa Fe, una red que conecta el interior de la provincia con el puerto y por donde, en su inicio, se exportaba lana, y luego, especialmente cereales; la Compañía general de Ferrocarriles en la Provincia de Buenos Aires, cuyo trazado cubre el norte de la provincia de Buenos Aires y Sur de Santa conectando Rosario-La Plata; y el Ferrocarril Rosario-Puerto Belgrano, que comete la audacia de cruzar el abanico tendido por las empresas británicos en la provincia de Buenos Aires.
 
Importantes bancos franceses participaron en estas empresas y grupos dedicados a la exportación, como Dreyfus y Bemberg, este último ligado a la concesión del Puerto de Rosario. Esta red resulta un calco, en pequeño, del ferrocarril inglés, en tanto su trazado es también típicamente colonial, orientado en este caso al Puerto de Rosario. El control de la economía de la llamada "pampa gringa", por parte del gobierno nacional, exigió la recuperación de estas líneas de transporte.
 
De la redacción de La Opinión Popular

Agreganos como amigo a Facebook
17-09-2014 / 09:09
 
El Frente para la Victoria intenta nuevamente avanzar sobre la re-reelección de Cristina Fernández, según el discurso del hijo de la Presidenta, Máximo Kirchner, en el acto de La Cámpora en Argentinos Juniors.
 
El cristinismo ha tenido éxito en desplazar los temas importantes de la agenda pública y lo ejemplifica con cómo ha quedado reducido a un segundo plano el debate por el presupuesto 2015. Si bien puede ser "una cortina de humo" para torcer debates más importantes, no habría que descartar que de presentarse la oportunidad el cristinismo intente conseguir la reforma de la Constitución Nacional.
 
La posibilidad de generar el consenso reformista es bajísima, pero la probabilidad existe, aunque es casi 0. El oficialismo puede encontrarse con que si le sale bien, bueno, "conseguimos la re-reelección, pero si nos sale mal, por lo menos corrimos de foco otros temas importante".
 
Las palabras de Máximo Kirchner, quien debutó como principal orador, apuntan más a "correr el eje" de las discusiones importantes que debe atravesar el país. No había conexión alguna entre su discurso y las demandas de los votantes, como las que tienen que ver con la inseguridad, la inflación y el empleo. El discurso fue un reflejo del autismo del Gobierno en estos temas.
 
Si bien el acto multitudinario puede ser leído como una demostración de fuerza, al mismo tiempo lo que ocurrió allí puede interpretarse como todo lo contrario. Puede ser leído también como un signo enorme de debilidad. Del discurso de Máximo se puede interpretar que no hay futuro para el kirchnerismo. Que el futuro es, en todo caso, volver a la calle, al llano, si es que no hay re-reelección.
 
El discurso deja en evidencia que después de 11 años en el poder el Gobierno no pudo crear a un sucesor. Y el oficialismo pretende instalar que no puede ganar las elecciones porque su principal figura no puede competir en ellas, así como no lo pudo hacer Juan Perón durante 18 años.

17-09-2014 / 08:09
 
Otro escándalo educativo está por explotar en la Provincia de Buenos Aires: la Cámara de Senadores provincial sancionó la semana pasada la Ley de Incorporación de la Modalidad de Educación Comunitaria al Sistema de Educación Formal.
 
A partir de su entrada en vigencia, los militantes y vecinos responsables de al menos 350 centros maternales y jardines de infantes de nivel inicial que estén al frente de salas de 4 y 5 años, , sin formación pedagógica oficial ni título regular alguno, serán nombrados docentes sin serlo.
 
Esos centros maternales y jardines fueron creados de manera improvisada hace años. Pero, a partir de la sanción de la ley, quedan oficializadas como "escuelas comunitarias" pertenecientes al área de Educación, aunque su tarea es muchas veces más social que educativa.
 
El proyecto -una iniciativa de la diputada por el Frente para la Victoria Alicia Sánchez, pareja del polémico ex piquetero Luis D'Elía- fue aprobado en el Senado un día antes del Día del Maestro.
 
Si bien la UCR se había abstenido en la Cámara de Diputados cuando se trató el proyecto en junio de 2013, otorgó su apoyo en Senadores. También votaron a favor, además del Frente para Victoria, los monobloques de Unión Pro Peronista, GEN, PJ Néstor Kirchner y Nuevo Encuentro.
 
De acuerdo con la nueva ley de Educación Comunitaria, a lo largo de sus 5 capítulos y 15 artículos, los militantes-docentes, sin título oficial, gozarán de todos los derechos y obligaciones que establece el Estatuto Docente de la provincia.
 
Además, se habilita la creación de nuevas "escuelas comunitarias" que sí deberán contar con docentes con título oficial para las salas de 4 y 5, pero no para el resto de las salas, desde los 45 días a los 3 años.
 
Por otra parte, la designación de los docentes que se nombrarán en las futuras salas de 4 y 5 "será competencia de la autoridad de aplicación (la Dirección de Escuelas provincial) en coordinación con las instituciones comunitarias educativas de nivel inicial".
 
En la práctica, los docentes nombrados no saldrán del listado oficial público a partir del que compiten por los cargos los docentes estatales sino que será una decisión de cada centro a qué docente nombrar.
 
La Ley tira abajo uno de los pilares básicos de la profesión docente: la existencia de títulos oficiales y trayectorias educativas que acrediten la existencia probada de conocimientos. Y beneficia a la militancia social y política de agrupaciones como La Cámpora.
 
"Con esta medida corremos a la escuela y al docente de los lugares más vulnerables, dejando la educación inicial en manos de organizaciones que muchas veces practican el clientelismo político", agregó el diputado massista Ricardo Jano.
 
La Opinión Popular

17-09-2014 / 08:09
  Lo que al principio parecía ser una medida ingeniosa que permitía oxigenar las arcas estatales, terminó revelándose como uno de los peores errores de cálculo en la vida política del país: la resolución 125 ya tiene asegurado su lugar en los textos de historia, tras haber provocado una profunda división social durante cuatro meses inolvidables de 2008.
 
Seis años después, parecía que la lección estaba aprendida, pero muchos creen que hay altas probabilidades de que una rebelión del campo contra el Gobierno se pueda reeditar. Ocurre que, en el marco de una aguda escasez de dólares que provoca desesperación entre los funcionarios K, aparece nuevamente el sector agropecuario como un candidato para proveer -en forma compulsiva, claro- las divisas que originalmente iba a aportar el mercado financiero.
 
Al menos, de esto están seguros los dirigentes de las agremiaciones rurales, que ante cada discurso de un funcionario creen ver nuevas pistas sobre una avanzada sobre la soja. Basan sus sospechas en la insistencia oficial respecto del "canuto" de mercadería como forma de conspiración empresaria para desestabilizar políticamente al Gobierno.
 
El hecho de que la AFIP haya solicitado la ubicación georeferenciada de silobolsas -de manera de poder ser ubicados por los inspectores con un GPS- no hizo más que aumentar la paranoia. Contribuye a esta sospecha una interpretación de la nueva ley de Abastecimiento, en el sentido de que su aprobación habilitará la intervención estatal sobre cualquier forma de acopio de mercadería por parte de los productores.
 
La frase clave en el proyecto de ley es aquella que hace referencia a la posibilidad de que el Gobierno intervenga en el caso de que los empresarios "acaparen materias primas o productos en cantidades superiores a las necesarias".
 
Hay cierta confusión respecto de cómo debe entenderse ese punto:


*¿Debe interpretarse como una facultad del Ejecutivo para impedir la retención de productos indispensables para el uso masivo en el mercado interno, por ejemplo nafta?


*¿O podría considerarse que, una vez cubiertas las necesidades de la población, cualquier stock que se retenga será innecesario? En este caso, se podría argumentar que no hay motivos para retener la mercadería con destino de exportación.
 
Varios analistas creen que el verdadero motivo del Gobierno es esta segunda posibilidad, lo cual lo habilitaría para intervenir los silobolsas y forzar la liquidación de las 25 millones de toneladas de soja -un 45% de la cosecha total- que los productores mantienen "encanutadas".
 
Lo único que está claro en este momento es que la Ley de Abastecimiento puede ser votada en pocas horas. Y que el horno no está para bollos.

16-09-2014 / 10:09
 
En un escenario de recesión y elevada inflación, el aumento de suspensiones y despidos y la licuación de los salarios empezaron a producir un entorno de mayor conflictividad gremial y litigiosidad judicial en las empresas.
 
Según datos de la consultora Tendencias Económicas, los despidos se incrementaron ocho veces durante agosto en relación con el mismo mes del año pasado, mientras que las suspensiones aumentaron 13 veces en el mismo período.
 
En cuanto a las medidas de fuerza utilizadas por los gremios o las comisiones internas independientes, se destaca: acatamiento a paros generales (34%), retención de tareas en forma pacífica (27%), piquetes, cortes o toma de instalaciones (17%), presiones al personal que no se adhiere a las medidas (16%) y paro por adhesiones a otras fuerzas (14%).
 
Por otra parte, según el Indec, el 33,1% de los trabajadores esta en negro: explican que la cifra marca una suba de tres décimas respecto del primer trimestre, pero una baja de seis décimas en la comparación interanual.
 
De acuerdo con los datos de la Encuesta Permanente de Hogares (EPH), la informalidad afecta con mayor intensidad a las ciudades de más 500.000 habitantes, donde trepa al 33,7%, mientras en aglomerados de menos de medio millón desciende a 30,4%.
 
El informe oficial muestra que la situación laboral más precaria se registra en el Noroeste, donde la informalidad alcanza en promedio el 41,5% del total de asalariados, con picos del 45,5% en el Gran Tucumán, del 46% en Salta y el 41,1% en Santiago del Estero.
 
La Opinión Popular

16-09-2014 / 09:09
  El Gobierno de CFK envió al Congreso un Presupuesto para 2015 que prevé indicadores económicos tan insólitos como desvergonzados. Por ejemplo, estipula una inflación de 15% anual, cuando actualmente el incremento del costo de vida oscila el 40% y no se instrumentó ninguna medida seria para combatir la inflación.
 
Asimismo, está previsto un dólar oficial a $ 9,45 en 2015, apenas un peso más que la cotización actual. Cabe recordar que, en el presupuesto 2014, el valor del dólar se estipuló en $6,33, cuando actualmente está en $8,42 y el dólar blue batió todo los récords. Así lo anunciaron el jefe de Gabinete, Jorge Capitanich, y el ministro de Economía, Axel Kicillof, en la Cámara de Diputados.
 
Además, el Gobierno proyectó el crecimiento de la economía en 2015 en 2,8%, lo que anticipa que en el último año de gestión de Cristina no se pagará el cupón de PBI incluido en los títulos de deuda reestructurados. La pauta de crecimiento tampoco resiste el menor análisis. Y más si se tiene en cuenta que no está previsto que haya una reactivación en Brasil, que es nuestro principal socio comercial.
 
El gobierno de CFK estimó además que la inflación de 2014 será de 21,3%, contra el 10,4% con el que se sancionó la ley el año pasado. En ese marco, sin ponerse colorado, Kicillof sostuvo que para 2015 espera que "continúe la desaceleración que se viene expresando en los últimos meses". Aseguró que "a partir de marzo hay una reducción de los precios que se consolida en junio y se prolonga en agosto". Sólo basta con ir a un supermercado, una vez cada quince días, para ver que lo que dice Kicillof es una infame mentira.
 
El Presupuesto para 2015 no establece ninguna partida para un eventual pago a los holdouts a partir de enero del año próximo, cuando venza la cláusula RUFO, que demandaría unos 1.600 millones de dólares para cumplir con el fallo del juez Thomas Griesa. En cambio, incluye los compromisos por 650 millones de dólares para el pago de la segunda cuota del plan acordado con el Club de París.
 
Desde la oposición, salieron al cruce del Gobierno. El diputado de Pro, Federico Pinedo, manifestó que la presentación del presupuesto para el año que viene es un "dibujo mal" y recordó: "Hoy la inflación es 40% y el dólar vale 14". "Se viene una recesión de puta madre", insistió al señalar que eso es lo que se avecina "si (el Gobierno) piensa en bajar la inflación de 40% al 15% como dijo el ministro".
 
Por su parte, el jefe del bloque Unidad Popular y economista Claudio Lozano manifestó: "Este es el undécimo dibujo presupuestario al que asistimos". E indicó: "No sé cómo se va a hacer para, por un lado, tener superávit y por otro, mantener el gasto social. En realidad, el ministro debería decir que va a mantener el déficit".
 
Toda la oposición calificó de "dibujo" al proyecto de ley oficialista: no sólo por las proyecciones previstas para el año próximo, sino también por cómo Kicillof debió borrar con el codo las proyecciones que había hecho para este año. Previsiblemente, el cristinismo deberá aprobarlo sólo con votos propios.
 
La Opinión Popular

NicoSal Web Design

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar