La Opinión Popular
                  05:24  |  Sábado 06 de Junio de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
“La pandemia nos demostró que vivimos en un país injusto y que la calidad de vida incide fuertemente en el riesgo de contagio”. Alberto Fernández
Recomendar Imprimir
Nacionales - 22-05-2020 / 08:05
EL PRESIDENTE HABLÓ DEL COMPROMISO DE SU GOBIERNO EN LA "RECUPERACIÓN DE LA ECONOMÍA" Y DE LA PANDEMIA

Alberto Fernández, a los grandes medios: "Me pregunto por qué mienten así, si estamos en default desde antes de diciembre"

Alberto Fernández, a los grandes medios:
De visita en Tucumán y Santiago del estero, Fernández aseguro que los grandes medios porteños ocultan la realidad. "Me pregunto por qué mienten así, si estamos en default desde antes de diciembre", dijo el presidente refiriéndose al accionar de Clarín, La Nació e Infobae, que juegan para el equipo de los fondos buitres.
El presidente Alberto Fernández llevó a Santiago del Estero y a Tucumán el compromiso de su gobierno en la "recuperación de la economía" y en la construcción de una Argentina "más solidaria", que revierta las "injusticias que dejó en evidencia la pandemia de coronavirus", en lo que constituyó su primer viaje al interior del país desde el inicio de la cuarentena obligatoria.
 
"Me pregunto por qué mienten así, si estamos en default desde antes de diciembre", dijo el presidente refiriéndose al accionar de los grandes medios porteños: Clarín, La Nació e Infobae, que juegan para el equipo de los fondos buitres. En realidad, el default técnico de hoy es sobre deuda externa y en agosto pasado la gestión de Mauricio Macri ya tuvo un default técnico de deuda en pesos.
 
"Quiero que el mundo nos vea como un país honorable que cumple con sus compromisos, por lo tanto no vamos a hacer más de lo que debamos hacer y que nuestros compromisos no signifiquen una nueva postergación de nuestro pueblo", enfatizó durante el acto, en el que dedicó palabras elogiosas al gobernador Zamora, con quien dijo compartir la "mirada" de lo que "necesita el pueblo".
 
Además, en diálogo con periodistas en ambas provincias, Fernández ratificó su decisión de evitar un acuerdo con los bonistas privados que implique la "postergación del pueblo".


 
Acompañado por ministros y funcionarios, Fernández compartió con los gobernadores Gerardo Zamora y Juan Manzur recorridas y visitas a obras que se están desarrollando en Santiago del Estero y Tucumán, con el aporte del Ministerio de Obras Públicas, que conduce Gabriel Katopodis.
 
Entre las prioridades, Fernández marcó también su aspiración de "construir un país distinto", más "igualitario" y advirtió que la pandemia "dejó en evidencia la injusticia argentina".
 
"El que no quiere ver es un necio; el IFE (Ingreso Familiar de Emergencia) tuvimos que dárselo a gente que el Estado no registraba y no fueron 20 personas, fueron 8 millones de argentinos", insistió el jefe de Estado y planteó: "Ahí nos damos cuenta qué injusto que es ese país que construimos, el olvido al que fueron sometidos millones de argentinos y nosotros tenemos que construir un país distinto".
 
En cuanto a las medidas sanitarias dispuestas desde la irrupción de la Covid-19 en la Argentina, Fernández sostuvo que lo logrado hasta el momento "no es un éxito de un gobierno, sino de una sociedad" y, si bien aceptó que "la cuarentena cuesta plata", ratificó que su gobierno está dispuesto a "auxiliar a todos los argentinos para que sufran lo menos posible".
 
En Santiago del Estero, el Presidente encabezó junto a Zamora un acto en la Escuela del Centenario, un monumento histórico provincial, cuya obra de reparación está paralizada desde abril del 2019 por la falta de giro de fondos por parte de la anterior gestión nacional, a través del denominado Plan Belgrano y que actualmente requirió una inversión de 226 millones de pesos para su puesta en valor, con la ampliación y refacción de las aulas, el patio y el microestadio.
 
Acompañado por Katopodis; el ministro del Interior, Eduardo Wado de Pedro; el secretario General de la Presidencia, Julio Vitobello; y el secretario de Obras Públicas, Martín Gill, Fernández planteó: "En estos días que leo en los diarios que corremos el peligro de caer en default mañana, me pregunto por qué mienten así, si estamos en default desde antes de diciembre, solo que no lo escriben, lo ocultan; renuevo mi compromiso con cada argentino; no vamos a someter a la Argentina a nuevos compromisos que no podamos cumplir".
 
En ese sentido, advirtió que la "economía no es una ciencia exacta", sino "una ciencia humanista que nació para distribuir mejor la riqueza entre los hombres" y garantizó que su gobierno trabajará para que "rápidamente la economía se ponga en marcha" una vez que se haya superado la emergencia sanitaria causada por la pandemia de coronavirus, como ocurrió a partir del 2003 tras la crisis social y económica del 2001.
 
En otro orden y ya en Tucumán, segundo destino del viaje que realizó hoy, el Presidente circunscribió a la potestad de los gobernadores decidir "qué actividad se abre y cuál no", de cara a las definiciones sanitarias de una nueva etapa de cuarentena, pero planteó que "no todos tienen la misma suerte", porque en "los asentamientos poblacionales" más grandes, "el problema es más agudo".
 
Allí, dijo, "lo importante es que estamos trabajando todos juntos", en alusión a las actividades conjuntas que realiza la Nación, la gobernación bonaerense de Axel Kicillof, la jefatura porteña de Horacio Rodríguez Larreta y las comunas del AMBA.
 
"Hacer cuarentena no es un sacrificio porque cuidarse, cuidar la salud de uno y de los otros no es un sacrificio", concluyó en una conferencia de prensa en Tucumán.
 
Fuente: La Voz del Interior
 

Agreganos como amigo a Facebook
05-06-2020 / 12:06
Miguel Acevedo le sonrió todo lo que pudo a la camarita de su laptop. Estaba en su casa pero de saco y corbata, igual que el resto de los directivos de la Unión Industrial. -El milagro de la pandemia es que la AFIP sea la buena de la película. ¡Hay que agradecer!
 
Fue el martes a la tarde y Mercedes Marcó del Pont le acababa de dar dos buenas noticias en medio de la caída libre que atraviesa la economía: que la recaudación cayó un poco menos en mayo que en abril, tal como se oficializó al día siguiente, y que la semana que viene se deposita la parte de los sueldos que paga el Estado a los empleados cuyos patrones solicitaron la Asistencia al Trabajo y la Producción (ATP).
 
Con el malo de la película le tocó hablar anoche. El presidente del Banco Central, Miguel Pesce, le prometió -también por videoconferencia- que no complicará el acceso a dólares de las industrias que quieran importar.
 
La inquietud de todo el empresariado apareció el viernes pasado, cuando Pesce estableció que las empresas que posean dólares declarados en el exterior deberán usarlos para pagar las importaciones que quieran hacer. Y que recién cuando los hayan gastado podrán acceder a más en el mercado oficial.
 
Acevedo ya había protestado diplomáticamente contra esa resolución anteayer, cuando Alberto Fernández lo recibió en Olivos junto a una docena de CEOs de grandes empresas, como Javier Madanes (Aluar), Luis Pagani (Arcor), Sergio Kaufman (Accenture), Luis Perez Companc (Molinos) y Daniel Herrero (Toyota).
 
El Presidente lo miró a Matías Kulfas. "Es algo temporario", aclaró el ministro de Producción. "Y además, con los insumos para la industria no deberían tener problema", agregó.
 

05-06-2020 / 11:06
04-06-2020 / 11:06
"Expresamos nuestra condena a los graves hechos de violencia institucional que se han suscitado en los últimos días en nuestro país y que son de conocimiento público", indicó el partido de la derecha en un comunicado que firmó el ex secretario de Derechos Humanos Claudio Avruj, pero no la presidenta del PRO, Patricia Bullrich, quien -como ministra de Seguridad- justificó el asesinato por la espalda de personas a manos de policías y prefectos.
 
Se entiende por qué la omisión: como ministra de Seguridad, Bullrich justificó cuanto acto de violencia institucional ocurrió durante su paso por el gobierno de Mauricio Macri. El mandatario, dicho sea de paso, recibió en Casa Rosada y felicitó al policía Luis Chocobar, mientras estaba siendo investigando penalmente por matar por la espalda al sospechoso de un delito.
 
Bullrich también justificó el asesinato del joven mapuche Rafael Nahuel por la espalda por parte de integrantes de la Prefectura. Antes de que siquiera comenzara la investigación penal, la ministra emitió un comunicado en el cual aseguró que los prefectos habían sido atacados por poco menos que un comando guerrillero.
 
Nunca se encontraron evidencias de esto, pero la entonces ministra jamás se retractó. De hecho, dijo que en casos de violencia institucional como ese "no necesitamos pruebas: le otorgamos el carácter de verdad a la versión de Prefectura". Lo mismo hizo a lo largo de las semanas y semanas que estuvo desaparecido Santiago Maldonado: defendió sin pruebas a los gendarmes y se negó a hablar de desaparición forzada (un término que, por suerte, ahora el PRO aprendió a usar en su comunicado).
 
La nueva posición del PRO despertó ironías y críticas en las redes, donde no dudaron de tildarlos de farsantes. 

04-06-2020 / 10:06
Comienza un proceso alentador en nuestro país, quizás oscurecido hoy por la contundente irrupción del Covid-19. La rescisión de los polémicos contratos de obras públicas realizados durante el macrismo bajo el sistema de Participación Público Privada (PPP), un modelo de contratación muy perjudicial para el Estado pero que no prosperó por la crisis financiera.
 
El gobierno de Alberto Fernández puso en marcha el proceso para la rescisión de los seis contratos de obras de corredores viales que habían sido adjudicados por Mauricio Macri bajo la cuestionada modalidad PPP en julio de 2018. Ya en plena crisis externa y con el país con el crédito externo cortado, salvo el acuerdo con el FMI, el gobierno de Mauricio Macri firmó contratos bajo una modalidad que sólo había provocado fracasos y sospechas en el mundo.
 
El programa PPP, participación público-privada, es un modelo por el cual las mismas concesionarias debían obtener el financiamiento y realizar las obras, a cambio de la explotación comercial de las rutas y autopistas licitadas. Es decir, las concesionarias contrataban una deuda que después debía pagar el Estado, mientras que aquéllas se quedaban con el negocio del peaje y de la renta de los espacios comerciales que se desarrollaran a lo largo de las rutas (estaciones de servicio, por ejemplo).
 
La marcha atrás con el modelo PPP es una buena noticia. Ese engendro ya había fracasado en Europa dejando un tendal de deudas siderales que debieron ser afrontadas por los Estados. Se trata de un sistema que, como todo producto "made in neoliberalismo", privilegia las finanzas por sobre la producción.
 
En este caso las grandes empresas constructoras -multinacionales muchas de ellas- se hacían cargo de las obras viales licitadas, de su financiamiento y, como frutilla del postre, de la futura explotación de las autopistas. Todo cotizado en dólares, con tasas de interés altísimas y, por supuesto, con el Estado como garante del negocio de los privados. 
 

03-06-2020 / 12:06
NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar