Willi Haase. 8000 judíos considerados en estado de trabajar fueron transportados al campo de concentración de Cracovia-Płaszów. Los considerados incapaces de trabajar (unos 2000) fueron asesinados en las calles del gueto durante esos días. Los que quedaron se enviaron a morir a Auschwitz.
 
La Opinión Popular
'/> En el marco del Holocausto, el ejército nazi liquida el Gueto judío de Cracovia / La Opinión Popular
La Opinión Popular
                  05:40  |  Domingo 19 de Mayo de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
"El Gobierno de Macri solo quiere que nos hagamos cargo de su fracaso". Sergio Massa
Recomendar Imprimir
Internacionales - 12-03-2019 / 20:03
EFEMÉRIDES POPULARES

En el marco del Holocausto, el ejército nazi liquida el Gueto judío de Cracovia

En el marco del Holocausto, el ejército nazi liquida el Gueto judío de Cracovia
El 13 de marzo de 1943 los nazis comenzaron la 'liquidación' final del gueto bajo el mando del Sturmbannführer de las SS Willi Haase. 8000 judíos considerados en estado de trabajar fueron transportados al campo de concentración de Cracovia-Płaszów. Los considerados incapaces de trabajar (unos 2000) fueron asesinados en las calles del gueto durante esos días. Los que quedaron se enviaron a morir a Auschwitz.
El gueto judío de Cracovia fue uno de los cinco grandes guetos creados por los alemanes nazis durante su ocupación de Polonia en la Segunda Guerra Mundial. Antes de la guerra, Cracovia había sido un influyente centro cultural para los judíos residentes en ella.
 
Poco después de que los nazis ocuparan la ciudad, se obligó a los judíos a realizar trabajos forzados, todos los judíos de más de 12 años fueron obligados a llevar brazaletes identificativos. Y se decretó el cierre de todas las sinagogas de la ciudad y sus reliquias y objetos de valor fueron confiscados por las autoridades nazis.
 
El 13 de marzo de 1943 los nazis comenzaron la 'liquidación' final del gueto bajo el mando del Sturmbannführer de las SS Willi Haase. 8000 judíos considerados en estado de trabajar fueron transportados al campo de concentración de Cracovia-Płaszów. Los considerados incapaces de trabajar (unos 2000) fueron asesinados en las calles del gueto durante esos días. Los que quedaron se enviaron a morir a Auschwitz.
 
La Opinión Popular

La persecución de la población judía de Cracovia comenzó poco después de que los nazis ocuparan la ciudad, en septiembre de 1939, durante la invasión de Polonia. Se obligó a los judíos a realizar trabajos forzados (septiembre de 1939).
 
En noviembre de 1939, todos los judíos de más de 12 años fueron obligados a llevar brazaletes identificativos. Se decretó el cierre de todas las sinagogas de la ciudad y sus reliquias y objetos de valor fueron confiscados por las autoridades nazis.
 
Hacia mayo de 1940, la autoridad de ocupación alemana anunció que Cracovia debía convertirse en la ciudad "más limpia" del Gobierno General (parte de Polonia ocupada pero no anexionada a Alemania) y decretó la deportación en masa de los judíos de la ciudad.
 
De los más de 68 000 judíos que vivían en Cracovia a la llegada de los alemanes, se permitió quedarse solo a 15 000 trabajadores con sus familias. Los demás judíos fueron expulsados de la ciudad y asentados en las comarcas circundantes.
 
El gueto de Cracovia se estableció formalmente el 3 de marzo de 1941. Como el gueto se creó en el distrito de Podgórze, y no en el distrito polaco de Kazimierz, muchas familias polacas desplazadas ocuparon las casas dejadas vacantes por los judíos.
 
Antes de la creación del gueto vivían en Podgórze 3000 personas. Con la llegada de los judíos la cifra alcanzó las 15 000 personas, hacinadas en 30 calles, 320 edificios de viviendas y 3167 habitaciones. Tal resultado, cada apartamento debía albergar a 4 familias, y muchos de los más desafortunados tuvieron que dormir al raso.
 
El gueto estaba rodeado de muros que lo aislaban de la ciudad. Todas las puertas y ventanas que daban al lado "ario" fueron tapiadas, si bien se siguió permitiendo el tráfico por cuatro entradas vigiladas. Por coincidencia macabra, los muros (parte de los cuales aún se conservan) contenían paneles en forma de lápidas.
 
Los jóvenes izquierdistas del movimiento juvenil sionista Akiva, que habían comenzado a publicar el boletín clandestino HeHalutz HaLohem ("El pionero luchador"), se aliaron con otras organizaciones sionistas para formar la sección local de la Organización Combatiente Judía (ŻOB, polaco: Żydowska Organizacja Bojowa), y organizaron la resistencia en el gueto, apoyados por la resistencia polaca (Armia Krajowa).
 
El grupo ejecutó diversas operaciones, entre ellas la colocación de una bomba en la cafetería Cyganeria, frecuentada por oficiales nazis. A diferencia de Varsovia, sus esfuerzos no llevaron a un alzamiento general antes de que se liquidara el gueto.
 
A partir del 30 de mayo de 1942, los nazis comenzaron a deportar sistemáticamente a los habitantes del gueto hacia campos de concentración cercanos.
 
Los días 13 y 14 de marzo de 1943 los nazis ejecutaron la 'liquidación' final del gueto bajo el mando del Sturmbannführer de las SS Willi Haase. 8000 judíos considerados en estado de trabajar fueron transportados al campo de concentración de Cracovia-Płaszów. Los considerados incapaces de trabajar (unos 2000) fueron asesinados en las calles del gueto durante esos días. Los que quedaron se enviaron a morir a Auschwitz.
 
Fuente: Wikipedia

Agreganos como amigo a Facebook
17-05-2019 / 18:05
José Gabriel Condorcanqui Noguera, conocido posteriormente como Túpac Amaru II, fue un caudillo indígena líder de la mayor rebelión anticolonial que se dio en América durante el siglo XVIII. Descendía de Túpac Amaru I (último Sapa Inca, ejecutado por los españoles en el siglo XVI).
 
Lideró la denominada "Gran rebelión" que se desarrolló en el Virreinato del Río de la Plata y el Virreinato del Perú, pertenecientes al Reino de España, rebelión iniciada el 4 de noviembre de 1780 con la captura y posterior ejecución del corregidor Antonio de Arriaga.
 
Jefe nativo de Surimana, Tungasuca y Pampamarca, encabezó el mayor movimiento de corte indigenista e independentista en el Virreinato del Perú. Fue el primero en pedir la libertad de toda América de cualquier dependencia, tanto de España como de su monarca, implicando esto no sólo la mera separación política sino la eliminación de diversas formas de explotación indígena (mita minera, reparto de mercancías, obrajes), de los corregimientos, alcabalas y aduanas. Además decretó la abolición de la esclavitud negra por primera vez en América, el 16 de noviembre de 1780.
 
Tras ser capturado el 6 de abril de 1781, fue llevado a Cuzco encadenado. Fue sucesivamente interrogado y torturado con el objetivo de arrancarle información acerca de sus compañeros de rebelión. Torturas que fueron inútiles ya que no dio confesión alguna.
 
El 18 de mayo de 1781, en evento público en la Plaza de Armas de Cuzco, se cumplió la ejecución de Túpac Amaru II, su familia y sus seguidores. Se intentó descuartizarlo vivo, atando cada una de sus extremidades a sendos caballos para que estos tirasen de aquellas y las arrancaran. Al ser la acción infructuosa sus verdugos optaron por decapitarlo y posteriormente despedazarlo.
 
A pesar de la ejecución de Túpac Amaru II y de su familia, el gobierno virreinal no logró sofocar la rebelión, que continuó. Su movimiento separó las aguas debido al cual las autoridades coloniales eliminaron a la ya escasa clase indígena noble y acrecentaron la represión contra lo andino, por el temor de que algo así volviera a repetirse; aumentando el resentimiento indigena-español.
 
En Perú ha sido reconocido como el fundador de la identidad nacional peruana. Fue una figura capital para el régimen velasquista (1968-1975) y desde entonces ha permanecido en el imaginario popular reivindicado.

La Opinión Popular



16-05-2019 / 18:05
15-05-2019 / 20:05
15-05-2019 / 20:05
El 16 de mayo de 1966 se inicia la Revolución Cultural organizada por Mao Tse-Tung, líder del Partido Comunista de China. La Gran Revolución Cultural Proletaria fue una campaña de masas en la República Popular China organizada por el líder del Partido Comunista de China de 1966 a 1976 y dirigida contra altos cargos del partido e intelectuales a los que Mao y sus seguidores acusaron de traicionar los ideales revolucionarios, al ser, según sus propias palabras, partidarios del camino capitalista.
 
Su principal fin, a ojos de sus partidarios, fue el de paliar el llamado divorcio entre las masas y el partido que se estaba produciendo en la República Popular China. Mao, apoyado por un sector dirigente del Partido, utilizó una gigantesca movilización estudiantil (Guardias rojos) para desacreditar al ala derecha, procapitalista (encabezada por Liu Shaoqi, Peng Zhen Deng Xiaoping), dentro del aparato del Partido Comunista Chino.
 
Esta recorrió todo el país, afectando también a las zonas rurales, terminó por extenderse a la clase obrera y, finalmente, a los soldados del Ejército Popular, convirtiéndose en un cuestionamiento generalizado contra las autoridades del Partido, que amenazaba con escapársele de las manos.
 
Desde el punto de vista de sus dirigentes y de sectores de la izquierda, la Revolución Cultural fue un intento sincero de restaurar la ortodoxia comunista frente a la burocratización y desviación "derechista" de la cúpula del Partido, lo que explicaría el entusiasmo con que las masas la acogieron, descontentas con la creciente corrupción y elitismo de los dirigentes de "segunda generación".
 
La Opinión Popular



14-05-2019 / 18:05
NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar