La Opinión Popular
                  12:05  |  Jueves 18 de Abril de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
"El resultado electoral nos genera una gran responsabilidad". Gustavo Bordet
Recomendar Imprimir
Sociedad e Interés General - 04-02-2019 / 18:02
EFEMÉRIDES POPULARES. EL 05/02/1973 EL GOBIERNO MILITAR DE FACTO LE PROHÍBE LA ENTRADA AL PAÍS

El dictador militar Lanusse prohíbe a Juan Perón volver a la Argentina

El dictador militar Lanusse prohíbe a Juan Perón volver a la Argentina
El 05 de febrero de 1973, en una insólita medida y a poco más de un mes de las elecciones presidenciales, el gobierno militar de facto prohíbe la entrada al país de Perón, quien hacía apenas dos meses había partido a Madrid luego de su primer retorno. Desde la Juventud Peronista le respondimos con un cantito provocativo, coreado en todas las movilizaciones populares: "Lanusse, marmota: Perón va a volver cuando le canten las pelotas".
El general Alejandro Lanusse había tomado el poder en marzo de 1971 mediante un golpe palaciego dentro del régimen militar surgido en 1966, y, presionado por las luchas obreras y populares, decidió devolver la democracia institucional en 1973.
 
Desde el exilio, Juan Perón apoyó a la Juventud Peronista y a las organizaciones armadas peronistas, las "formaciones especiales": Montoneros, Fuerzas Armadas Revolucionarias (FAR) y Fuerzas Armadas Peronistas (FAP), para presionar sobre al gobierno militar usurpador.
 
El 17 de noviembre de 1972, Perón regresó a la Argentina, después de 17 años de injusto exilio. Permaneció en el país poco más de un mes, al cabo del cual regresó a Madrid.
 
El 05 de febrero de 1973, en una insólita medida y a poco más de un mes de las elecciones presidenciales, el gobierno militar de facto prohíbe la entrada al país de Perón, quien hacía apenas dos meses había partido a Madrid luego de su primer retorno.
 
Desafiante, desde la Juventud Peronista le respondimos con un cantito provocativo, coreado en todas las movilizaciones populares: "Lanusse, marmota: Perón va a volver cuando le canten las pelotas".
 
El 11 de marzo de 1973, Argentina tuvo elecciones generales. Héctor José Cámpora, con el apoyo de Perón en el exilio, gana las elecciones con el 49.5% de los votos. Perón regresó definitivamente al país el 20 de junio de 1973.
 
Por Blas García

Gustavo Rearte, fundador y líder de la JP, héroe de la Resistencia Peronista 
Blas García

El general Alejandro Lanusse había tomado el poder en marzo de 1971 mediante un golpe palaciego dentro del régimen militar surgido en 1966, y, presionado por las luchas obreras y populares, decidió devolver la democracia institucional en 1973.
 
Desde el exilio Perón apoyó a los peronistas de militancia armada, las "formaciones especiales": Montoneros-Fuerzas Armadas Revolucionarias-Fuerzas Armadas Peronistas, para presionar sobre el gobierno militar usurpador.
 
El 17 de noviembre de 1972, Juan Perón regresó a la Argentina a bordo de un avión alquilado al efecto, después de 17 años de injusto exilio. Permaneció en el país poco más de un mes, al cabo del cual regresó a Madrid.
 
Perón desde el exilio en España tomó la decisión de que Héctor Cámpora fuera el candidato para Presidente de la Argentina por el peronismo, dado que por la proscripción él no podía presentarse.
 
El armado apuntaba a que el próximo Presidente eliminara la proscripción, para que Perón pudiera retornar al país y luego de la renuncia, se llamaran a elecciones.
 
En una insólita medida y a poco más de un mes de las elecciones presidenciales, el gobierno de facto de Lanusse prohíbe la entrada al país de Juan Perón, quien hacía apenas dos meses había partido a Madrid luego de su retorno en noviembre del año anterior.
 
El 11 de marzo de 1973, Argentina tuvo elecciones generales. Héctor José Cámpora, con el apoyo de Perón en el exilio, gana las elecciones con el 49.5% de los votos, el líder radical, Ricardo Balbín, había salido segundo con un 21,3%, y, como el FreJuLi no había obtenido más del 50% de los votos tenía que realizarse un ballotage entre la primera y segunda fuerza.
 
Sin embargo, Balbín reconoció la victoria de Cámpora y renunció al ballotage. El delegado de Perón asumió el 25 de mayo de 1973, dándose así por finalizado el período dictatorial de la autoproclamada Revolución Argentina.
 
Perón regresó al país el 20 de junio de 1973.

El dictador militar Lanusse prohíbe a Juan Perón volver a la Argentina 
 Foto: Héctor Cámpora había sido recientemente designado por el líder Juan Perón como su delegado personal. Contaba con el apoyo y la simpatía no sólo de la JP -que lo había apodado cariñosamente "el Tío"- sino también de sectores más amplios del espectro político y social que pugnaban por una transformación económica y social atenta a las demandas de los sectores populares y de los industriales nacionales.

La Opinión Popular

Agreganos como amigo a Facebook
El dictador militar Lanusse prohíbe a Juan Perón volver a la Argentina
El 17 de noviembre de 1972, Perón regresó a la Argentina, después de 17 años de injusto exilio. Permaneció en el país poco más de un mes, al cabo del cual regresó a Madrid.
17-04-2019 / 21:04
17-04-2019 / 20:04
El 18 de abril de 1995 fallece el ex presidente de origen radical Arturo Frondizi. Fue abogado, periodista y político, elegido como presidente de Argentina y gobernó entre el 1 de mayo de 1958 y el 29 de marzo de 1962, cuando fue derrocado por un golpe de estado militar.

Militante estudiantil reformista, afiliado a la Unión Cívica Radical en la década de 1930,Frondizi fue uno de los líderes que renovaron esa fuerza política en la década de 1940, dando origen a la corriente intransigente. En 1946 fue diputado nacional por la Provincia de Buenos Aires y en 1951 integró la fórmula presidencial de la UCR como candidato a vicepresidente, junto a Ricardo Balbín.

Político e intelectual brillante y autor de varios libros, generó simpatías en amplios sectores de clase media. En 1958, Frondizi buscó el apoyo de Juan Perón para evitar el continuismo gorila que expresaba el radical Balbín, consigue el apoyo y lo derrota en las elecciones.

Frondizi se compromete poner fin a la política económica y social antipopular instalada desde el 16 de septiembre de 1955, a rehabilitar los sindicatos y la CGT, y derogar aquellos decretos que prohibían que el peronismo se presentase en elecciones, pero incumplió el pacto.

Sometido a sucesivas crisis y planteos militares, por las constantes huelgas de la CGT, con que la clase trabajadora respondía al cercenamiento de sus derechos y contra la creciente represión al movimiento peronista, el gobierno moviliza militarmente, a punta de fúsil, a los trabajadores que estaban de paro y la aplicación del represivo Plan Conintes, llenó de presos peronistas las cárceles.

No obstante, la cúpula militar de entonces, de un furibundo antiperonismo, lo destituye con un golpe de Estado por no impedir el triunfo del justicialismo proscripto en las elecciones del 18 de marzo de 1962, cuando ganó la gobernación de diez de las catorce provincias en juego, incluida Buenos Aires, donde triunfó el combativo dirigente sindical Andrés Framini.


Propaganda macrista: De Goebbels a Durán Barba
Escribe: Blas García

16-04-2019 / 18:04
15-04-2019 / 20:04
14-04-2019 / 19:04
 
El antiperonismo fue terrorista, antidemocrático y golpista desde su mismo origen. Un hecho muy poco conocido es el atentado terrorista indiscriminado, contra víctimas inocentes, realizado el 15 de abril de 1953 por el antiperonismo, que consistió en la detonación de bombas mientras se realizaba un acto sindical organizado por la Confederación General del Trabajo (CGT) en la Plaza de Mayo de Buenos Aires.
 
Como trágico resultado murieron 7 trabajadores peronistas y más de 90 quedaron heridos, entre ellos 19 mutilados. El atentado se realizó en la histórica Plaza y en la línea A de subterráneos que corre por debajo de la misma, mientras el entonces presidente Juan Perón se dirigía a los trabajadores argentinos desde la Casa Rosada.
 
El 16 de junio de 1955 diversos grupos de militares y civiles antiperonistas ejecutaron el brutal bombardeo en la Plaza de Mayo, asesinando más de 300 personas y dejando heridas a otras 800.
 
Después del golpe del 16 de septiembre de 1955 (Revolución Libertadora), el antiperonismo inició una política para "desperonizar" el país, que incluyó la represión sistemática contra peronistas, con fusilamientos, detenciones arbitrarias, cesantías laborales, discriminación política y proscripciones electorales, que continuó hasta 1973.
 
En especial, cabe mencionar los fusilamientos de 1956 en contra del general Juan José Valle y otros militares y civiles peronistas que se habían levantado contra la dictadura gorila, y que culminó con los fusilamientos clandestinos de peronistas en los basurales de José León Suárez.
 
Escribe: Blas García
 

NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar