La Opinión Popular
                  06:33  |  Miércoles 21 de Agosto de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
"Los diarios inventan la mitad de lo que dicen. Y si a eso le sumamos que no dicen la mitad de lo que pasa resulta que los diarios no existen". Mafalda
Recomendar Imprimir
Sociedad e Interés General - 28-01-2019 / 23:01
EFEMÉRIDES POPULARES. CONTRATO ENTRE I.A.M.E. Y KAISER-WILLYS PARA ESTABLECER LA NUEVA INDUSTRIA AUTOMOTRIZ

La industria automotriz nacional surge con el peronismo

La industria automotriz nacional surge con el peronismo
Un 29 de enero como hoy, pero del año 1955, queda formalizada la instalación de una fábrica de automotores en Santa Isabel, Córdoba, al concretarse el convenio entre el IAME y las empresas Kaiser-Willys para establecer la industria automotriz durante el gobierno peronista. Producirá camiones, autos, jeeps, camionetas y demás vehículos, que deberán ser totalmente argentinos. En la imagen: Juan Perón, de gorra "pochito", a bordo del auto justicialista. Circa 1955
A poco de asumir Juan Perón la presidencia, se reunió con los representantes de empresas automotrices extranjeras, a quienes expresó el deseo del gobierno de contar con su apoyo para la producción de automóviles en el país.
 
Los empresarios le manifestaron que nuestro país no estaba todavía preparado para ello. El Brigadier Juan Ignacio San Martín, que asistió a la reunión, le dijo luego al presidente Perón"Señor, si usted me permite, yo le voy a fabricar automóviles en el país".
 
Y en un 29 de enero como hoy, pero del año 1955, queda formalizada la instalación de una fábrica de automotores en Santa Isabel, Córdoba, al concretarse el convenio entre el IAME y las empresas Kaiser-Willys para establecer la industria automotriz durante el gobierno peronista. Producirá camiones, autos, jeeps, camionetas y demás vehículos, que deberán ser totalmente argentinos.
 
Escribe: Blas García 

El primer paso fue la creación de la Fábrica de Motores y Automotores, en el complejo aeronáutico de Córdoba. Así quedó decidida la creación de las Industrias Aeronáuticas y Mecánicas del Estado (I.A.M.E.) que se convirtió en el soporte irreemplazable para la producción de tractores, automóviles y motocicletas.
 
En menos de tres meses se desarrollaron tres vehículos experimentales con todas sus partes fabricadas en el país; un sedán, una rural para seis pasajeros y un camión de setecientos kilos.
 
El primer automóvil de serie se llamo Institec "Justicialista". Se logró así la fabricación total de los primeros automóviles íntegramente argentinos. En 1952, en una barraca cedida por la Fabrica de Aviones, se produjo la motocicleta "Puma". También se produjo el Tractor "Pampa".
 
En ese momento, el parque automotor de 564.000 unidades resultaba insuficiente. La relación era de 33 habitantes por cada auto, la importación estaba restringida a 6.000 unidades anuales y la incipiente industria local producía 3.000 unidades, totalmente escasa para abastecer la demanda.
 
La propuesta hecha al Gobierno Argentino por Henry Kaiser incluía la formación de una sociedad mixta integrada por la empresa estatal IAME, Kaiser Motors Corp. y el aporte de grupos privados argentinos quienes participarían a través de la compra de acciones por un total de 160 millones de pesos.
 
El Estado otorgaría también a la nueva sociedad créditos por valor de 200 millones de pesos y permisos de importación de automóviles por otros 40 millones.

El plan fue aprobado por las autoridades nacionales y el 19 de Enero de 1955 se suscribió el respectivo convenio, constituyéndose unos días después, la empresa Industrias Kaiser Argentina S.A., con un capital inicial de 20 millones de dólares, de los cuales el 32% estaba representado por maquinarias y herramientas importadas de Estados Unidos.
 
Dos meses después, en un terreno de 200 hectáreas de la localidad cordobesa de Santa Isabel comienza a construirse la planta donde se instalaron 9.000 toneladas de equipos trasladados de Estados Unidos.
 
Al mismo tiempo, en Estados Unidos, la empresa madre se reorganizaba, dejando la producción de automóviles y transformándose en Kaiser Industries Corp.. Su subsidiaria, Willys Motors Inc. comenzaba a dedicarse en exclusividad a la producción del Jeep. En 1954, se importan los primeros Kaiser Manhattan modelo que constituyó la base del Kaiser Carabela.

 
La Legendaria Toma del Frigorífico Lisandro De La Torre
 
Escribe: Blas García

Agreganos como amigo a Facebook
20-08-2019 / 20:08
El voto femenino era un reclamo histórico de los movimientos feministas, que exigían la igualdad de derechos, deberes y oportunidades entre las mujeres y los hombres. En la Argentina, con excepción de la breve experiencia sanjuanina de 1927 y los simulacros de votación de las mujeres socialistas, se seguía demorando. 
 
Durante la campaña presidencial de febrero de 1946, el Partido Laborista, que presentaba a Juan Perón como candidato a presidente, prometió su aprobación. En julio de 1946, se presentó un proyecto de ley que contemplaba los derechos políticos de la mujer, que otorgaba igualdad de género en todos los derechos y deberes que la Constitución y las leyes argentinas otorgaban al hombre. La Comisión de Negocios Constitucionales del Senado aconsejó la sanción.
 
El 21 de agosto de 1946, el Senado aprobó el proyecto de ley que otorgaba los derechos políticos a la mujer; y quien iba a apurar el expediente parlamentario se llamaba Eva Perón, flamante Primera Dama. Apenas repuesta de sus problemas de salud, el 11 de septiembre del mismo año, visitó la Cámara de Diputados y reclamó el pronto tratamiento del proyecto, que ya contaba con media sanción, ante los parlamentarios Ricardo C. Guardo, Raúl Bustos Fierro, Oscar Albrieu y Alcides Montiel.
 
Y no descansó ante el trámite pendiente. Esto fue fundamental para que se estableciera el voto femenino y la posibilidad de que una mujer pudiera ser elegida en la Ley N° 13010. Finalmente, a mediados del siglo XX, por primera vez en la historia del país, las mujeres argentinas pudieron depositar su voto en las urnas. Era 11 de noviembre de 1951. Entonces, lograba su reelección Juan Perón.
 
Por Blas García para La Opinión Popular


19-08-2019 / 20:08
19-08-2019 / 20:08
José María Rosa (también conocido como Pepe Rosa) nació en Buenos Aires, el 20 de agosto de 1906. Fue un notable historiador, político y diplomático argentino.
 
Después de 1955, participó activamente en la Resistencia Peronista convirtiéndose en uno de sus referentes más respetados y queridos. En 1966 lo llevamos a Córdoba para que diera un ciclo de conferencias en la Facultad de Ingeniería, ante una juventud que tomó con entusiasmo las banderas históricas revisionistas y las hace suyas, oponiéndose a la historia oficial.
 
El éxito de ese ciclo lo alentó para que publicara su monumental  "Historia Argentina", obra en 13 tomos, a los que luego de su muerte se le agregaron cuatro más. Lo volvimos a convocar en 1969, en vísperas del Cordobazo, junto a Rodolfo Ortega Peña Eduardo Luis Duhalde, para desarrollar, durante una semana, el tema: "Los caudillos argentinos".
 
Rosa integraría la comitiva de notables que van a buscar a Juan Perón en el famoso vuelo chárter del 17-11-72. Y a su pedido se declara el día 20 de noviembre, en conmemoración de la Batalla de la Vuelta de Obligado, Día de la Soberanía Nacional.
 
Fundador de la Revista Línea ("la voz de los que no tienen voz") que se opuso a la dictadura militar de 1976-1983, abogado y profesor universitario fue uno de los más respetados y consultados historiadores de la corriente que se llamó revisionista.
 
Para quienes tuvimos la oportunidad de conocerlo personalmente y aprender de él, "Don Pepe" es uno de los historiadores que mas influyó en la construcción del pensamiento nacional y popular en varias generaciones de argentinos.
 
Por Blas García



19-08-2019 / 10:08
19-08-2019 / 10:08
NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar