La Opinión Popular
                  03:57  |  Martes 18 de Junio de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
“El carácter inevitable de la derrota solo desalienta a los cobardes”. Alejandro Dolina
Recomendar Imprimir
Nacionales - 22-12-2018 / 11:12
FIRMÓ EL ACUERDO CON UNA QUITA DE DEUDA DEL 98,87% EN BENEFICIO DEL PRESIDENTE

Oscar Aguad: el primer ministro de Macri camino al procesamiento en una causa por corrupción

Oscar Aguad: el primer ministro de Macri camino al procesamiento en una causa por corrupción
EN EL NOMBRE DEL PRESI. Oscar Aguad es el primer ministro de Macri camino al procesamiento en una causa por corrupción. Está imputado en la investigación del acuerdo por la deuda del Correo Argentino, que el Gobierno de Macri impulsó para favorecer al Grupo Macri en miles de millones. La intervención de Aguad convalidó una quita del 98,87 por ciento.
El ministro de Defensa, Oscar Aguad, deberá presentarse el 28 de febrero a prestar declaración indagatoria ante el juez federal Ariel Lijo como responsable de las negociaciones y el acuerdo firmado con la empresa Correo Argentino, del Grupo Macri, a través del cual el Estado aceptaba perdonarle el 98,87 por ciento de su deuda de 4000 millones de pesos en perjuicio del patrimonio de la administración pública.
 
El fiscal Gerardo Pollicita había pedido la citación en un dictamen donde sostenía que existió un pacto "espuriamente concebido" por fuera del expediente concursal con el objetivo "beneficiar a la empresa" de la familia presidencial.
 
Señalaba que Aguad -entonces ministro de Comunicaciones- había dado instrucciones a su director de asuntos jurídicos, Juan Mocoroa, quien también será interrogado por haber tramado y firmado el convenio a sabiendas de que era "abusivo".
 
Del lado de la compañía serán indagados quien era su titular, Jaime Cibils Robirosa y el abogado patrocinante Jaime Kleidermacher. Los delitos en juego son: negociaciones incompatibles con la función pública e incumplimiento de deberes de funcionario público. Sigue pendiente la situación del presidente Mauricio Macri.
 
¿De qué se responsabiliza a Aguad? "Supo desde el primer momento que al aceptar la propuesta de pago de la concursada se estaba apartando de sus deberes de protección y cuidado de los bienes nacionales, cuya custodia era inherente a su condición de ministro", "acordó con la contraparte" fuera del expediente; "el acuerdo alcanzado" fue resultado de "una connivencia previa" para "someter la voluntad estatal a las pretensiones de la concursada".
 
Lo que no está claro es si la investigación finalmente abarcará lo que atañe a la responsabilidad del propio presidente Macri, porque a pesar de todo el revuelo generado alrededor de este acuerdo favorable al Correo, del cual el Gobierno se retiró para pedir uno nuevo, la deuda del clan Macri sigue impaga.

 
Si bien Macri, ante el escándalo, anunció que todo volvería a "foja cero" se sucedieron planteos y chicanas tanto de parte de la empresa como del Estado, sólo favorables a los intereses privados: el principal resultado fue el paso del tiempo sin que nada cambiara.
 
Los representantes estatales pidieron prórrogas favorables a la empresa, ésta intentó multiplicar obstáculos para impedir que se investiguen maniobras de vaciamiento durante el proceso concursal denunciadas por la fiscal ante la Cámara Comercial, Gabriela Boquín, (tema pendiente en la Corte Suprema), en el ínterin el Correo ofreció pagar con un edificio que el Estado ya considera propio y luego presentó una nueva oferta aún discutida que varía poco y nada las condiciones.
 
Mientras tanto, la firma de los Macri sigue apostando a conseguir algún resarcimiento en un despliegue de juicios que inició contra el Estado derivados de la estatización de la empresa en 2003. O sea, quiere plata. 
 
La resolución de Lijo cita, íntegro, el dictamen de Pollicita que a la vez respalda y vuelve a exhibir los argumentos que planteó la fiscal Boquín, cuando rechazó la homologación del acuerdo y denunció irregularidades.
 
El Correo entró en concurso preventivo en 2001. Desde ese momento el expediente concursal se convirtió en un caso récord en dilaciones que evitaron desde entonces y hasta la actualidad que la empresa pagara sus deudas, principalmente por cánones que nunca abonó al Estado. A la vez eludió la quiebra, que arrastraría a sus controlantes, Socma y Sideco.
 
Durante esos 17 años, en cuatro oportunidades los representantes estatales rechazaron ofertas del Correo por considerar que eran perjudiciales para las arcas públicas. La última propuesta había sido rechazada en 2015, pero al año siguiente, ya con Mauricio Macri en la presidencia, todo cambió.
 
En el expediente hay listas de audiencias y temarios de las primeras reuniones de Gabinete de ese año, donde ya aparece la cuestión de la deuda del Correo como tema a tratar, de interés. El presidente Macri transfirió las acciones ligadas a esa firma a otros miembros de su familia, y Franco había hecho algo similar pero seguía siendo beneficiario.
 
El dictamen de Pollicita que recoge el juez puntualiza que desde 2016 hubo un cambio de actitud estatal y lo que antes se consideraba como una oferta desfavorable, dejó de serlo a pesar de que no había grandes variaciones. De una actitud cuidadosa de los intereses pecuniarios del Estado pasaron a proteger a los intereses de la empresa, explica.
 
Comenzaron entonces las reuniones, entre miembros del ministerio de Comunicaciones y Correo, como documentó la Procuraduría de Investigaciones Administrativas (PIA).
 
Una el 11 de marzo de 2016, con un encuentro del secretario de Tecnologías de la Información, Héctor Huici, con Robirosa; el 14 de abril también junto a ellos participa Mocoroa; el 19 de mayo Mocoroa se presenta en la causa a asumir la representación estatal y pide una audiencia con el Correo; en una nota del 23 de mayo le anticipa a Aguad que la empresa hizo una oferta, que no fue presentada en el expediente hasta dos semanas después; Aguad, en la nota 55/2016, muestra que ya conoce la oferta y le da instrucciones sobre lo que se puede aceptar, de modo que en la audiencia sucede una suerte de "acting" donde Correo ofrece 19 cuotas y 6 por ciento de interés anual, sabiendo que era inadmisible (era lo mismo ofertado en 2014), y luego pasa a 15 cuotas y 7 por ciento de interés, que era justo el mínimo señalado por el ministro, rápidamente aceptado por Mocoroa.
 
Para ese entonces, un análisis del Banco mostró que, sin contar intereses posconcursales, sólo se le pagaría al Estado el 5,85 por ciento de la deuda.
 
Un estudio completo de la Dirección General de Asesoramiento Económico y Financiero en Investigaciones de la Procuración (DAFI) constató que las 15 cuotas equivalían a una quita del 98,87 por ciento, o sea, el Correo pagaría realmente sólo 1,13 por ciento del crédito. La quita exacta era de 4.656.446.226 pesos y para colmo se terminaría de pagar en 2033, cuando equivaldría ya a 70.000 millones.
 
Mocoroa fue "brazo ejecutor" y asistió el día de la audiencia. Está citado para el 26 de febrero. Los representantes de la empresa de los Macri son considerados partícipes. Serán indagados el 19 y 21 de febrero.
 
Los grandes temas que quedan abiertos y que no está claro si la investigación finalmente los abarcará atañen a la responsabilidad del propio presidente Macri, que en un decreto incluso reconoció el conflicto de intereses, por lo que se inhibió de opinar en el tema.
 
Sin embargo, ya lo había hecho con instrucciones para que Aguad diera marcha atrás después de que saliera a la luz el pacto. Luego se sumó una cadena de situaciones que constan en el expediente: la designación de Bernardo Saravia Frías en la Procuración del Tesoro (cuerpo de abogados del Estado) que pasa a tener un papel central.
 
El funcionario fue denunciado porque su estudio solía representar al Grupo Macri. Saravia Frías pertenece a la mesa chica judicial de Macri y cerró el sumario que había impulsado su antecesor, Carlos Balbín, a quien esa decisión le costó el cargo.
 
La última palabra sobre el cierre de esas actuaciones la tuvo la vicepresidenta Gabriela Michetti, que también dijo que no había irregularidades en danza; lo mismo había dicho Laura Alonso, titular de la Oficina Anticorrupción, también denunciada. Eran conclusiones a contramano de lo que ahora despunta en la causa.
 
Por Irina Hauser
 
Fuente: Página12
 

Agreganos como amigo a Facebook
17-06-2019 / 12:06
17-06-2019 / 12:06
Durante y después del apagón masivo que colapsó el sistema energético y dejó al país entero en penumbras, dirigentes de la oposición cuestionaron el nefasto rol del gobierno de Mauricio Macri.

Uno de ellos fue el precandidato a presidente por el Frente de Todos, Alberto Fernández, quien primero compartió un tweet de Macri del 18 de diciembre de 2013 en el que el Presidente decía: "Estos cortes son el símbolo del fracaso de la política energética nacional". Y luego agregó: "Millones de argentinos, que han debido pagar sumas siderales en tarifas con las que se benefician los amigos del poder, aún esperan que la energía vuelva a sus hogares".
 
El precandidato resaltó que el Gobierno de Cambiemos "hace solo seis días se jactaba de 'exportar energía'" y exigió: "devuelvan la luz a las casas de los argentinos".
 
Por último compartió un video en el que Macri, durante un almuerzo con Mirtha Legrand, dijo: "si nosotros no aumentábamos las tarifas estábamos a una materia de ser Venezuela, nos íbamos a quedar en un apagón general". Fernández explicó que "subieron las tarifas tanto como sus amigos les reclamaron y generaron el apagón más grande de la historia. No es Venezuela. Es Argentina. Ya es hora de darse cuenta".
 
Sergio Massa, también parte del Frente de Todos, planteó que "el Gobierno debe abrir una investigación urgente y explicarle a la sociedad lo que pasó". Y agregó que "los responsables del sistema eléctrico, energía Cammesa, deben ir mañana mismo al Congreso a explicar semejante desastre. Defensa del Consumidor debe resolver cómo va a reparar el daño económico, pérdidas de equipos y alimentos que hoy viven millones de familias argentinas".
 
Finalmente, sentenció: "El apagón viene después de 3 años de tarifazos de más del 1000 por ciento en energía. Nos dijeron que era para inversión. Y el resultado es un enorme apagón. Desde el 10 de diciembre y con un nuevo gobierno, hay que transformar la matriz y el desarrollo energético en un programa a 10 años de política de Estado".
 
Desde el FIT, la diputada Myriam Bregman cuestionó al Gobierno y reclamó: "Ahora discutamos en serio cómo terminamos con el enorme curro de la privatización del sistema energético. Todo lo demás, spot electoral".
 
El senador Fernando "Pino" Solanas, por su parte, señaló que "entre 2015 y 2017 la electricidad aumentó 562 por ciento. En 2019 la tarifa de electricidad aumentará un 55 por ciento de promedio acumulado. Mientras tanto, los argentinos estamos ante el mayor corte de energía que hayamos sufrido por una falla en la distribución".
 
Y luego agregó: "Esto no fue un 'corte' más. Acá falló el centro neurálgico de nuestro sistema eléctrico. Macri se cansó de obedecer los pedidos de aumentos de tarifas de las compañías eléctricas. En cualquier país del mundo lloverían las demandas del Estado contra las empresas".
 
La Opinión Popular

17-06-2019 / 10:06
Las alegrías que trajo el 'efecto Pichetto' duraron muy poco para el macrismo, y es que este fue un domingo negro para Cambiemos (ahora Juntos por el Cambio). Primero, con un megaapagón, el corte de energía más grande de la historia nacional, y posteriormente, el triunfo del PJ en San Luis, Formosa y Tierra del Fuego y en la provincia de Santa Fe, que es un distrito electoral clave.
 
Este domingo de elecciones volvió a arrojar victorias para el peronismo y derrotas para Cambiemos en varias provincias, a dos meses de las PASO. Santa Fe, San Luis, Formosa y Tierra del Fuego celebraron este domingo elecciones y eligieron a sus gobernadores. El gobierno de Macri sigue con la cosecha de un solo triunfo electoral: el de Jujuy.
 
El senador nacional peronista Omar Perotti, del Frente Juntos, se transformó este domingo en el nuevo gobernador de la provincia de Santa Fe, al imponerse con más del 40% de los votos sobre el socialista Antonio Bonfatti, del Frente Progresista Cívico y Social, quien obtuvo el 36,34. En tercer lugar cómodo quedó el intendente de Santa Fe y candidato de Cambiemos, José Corral, con el 18.96.
 
Mientras tanto, el gobernador de San Luis, Alberto Rodríguez Saá, fue reelecto más del 42 por cientos de los votos y se impuso sobre el senador de Cambiemos, Claudio Poggi, quien consiguió el 34.53%, por delante de Adolfo Rodríguez Saá, con el 22.27%.
 
En San Luis, Gildo Insfrán se encamina seguro a un nuevo mandato. Con más del 70% de las mesas escrutadas, el peronista alcanzaba holgadamente el 72% de los votos y dejaba en el segundo lugar al postulante de la Confederación Frente Amplio Formoseño, Adrián Bogado, con el 26.75%."Esto demuestra que el camino que elegimos hace mucho tiempo es la respuesta para volver a tener el 10 de diciembre en la Casa Rosada un gobierno de tinte nacional y popular", reflexionó el formoseño Insfrán.
 
En el caso de Tierra del Fuego, con un muy lento escrutinio, la gobernadora peronista de Tierra del Fuego, Rosana Bertone, sacaba alrededor del 40% ante el intendente de Río Grande y aliado al kirchnerismo, Gustavo Melella, quien obtenía el 48.4 e irían al balotaje el próximo 23 de julio.
 
Con los resultados en la mano, le resta al Gobierno de Macri en primer lugar, seguir engañando a los mercados para mantener el clima de entusiasmo y optimismo económico tras el anuncio de la fórmula Macri-Pichetto, y por otro lado, y al parecer el más difícil, convencer al electorado sobre el planteo de la reelección, que con un nuevo triunfo peronista superior a lo previsto, se suma una derrota más al macrismo a nivel nacional, alejando a Macri de la Casa Rosada y acercando un poco más al frente peronista opositor TODOS.
 
La Opinión Popular

16-06-2019 / 10:06
En el día que se oficializaron las alianzas electorales que competirán en agosto en las PASO y en octubre en la primera vuelta, los bancos devengaron intereses por 3126 millones de pesos solamente por la tenencia de Leliq emitidas por el Banco Central para contener la paridad cambiaria. A la cotización de ese día, ese monto de intereses es equivalente a 71 millones de dólares.
 
El reloj del taxi de los intereses de las Leliq no se detiene. La proyección de esos números diarios a términos anuales es abrumadora. Mientras algunos eligen  el camino de sumar angustia haciendo ese ejercicio, ya existen otras cifras que son lo suficientemente contundentes para estar intranquilos.
 
Los intereses ya anotados por los bancos por las Leliq desde octubre del año pasado, cuando fueron lanzadas al mercado por el Banco Central bajo la conducción de Guido Sandleris, hasta el viernes pasado, suman 350.799 millones de pesos. En apenas ocho meses y medio, el instrumento monetario utilizado por el Gobierno para evitar una corrida contra el peso ha acumulado intereses equivalentes a unos 7.973 millones de dólares.
 
La campaña electoral de Cambiemos está siendo muy cara, factura inmensa que será saldada, con una elevada probabilidad, con un evento económico traumático que afectará a la mayoría de la población. Al crédito extraordinario del FMI, de 57 mil millones de dólares entregado al gobierno de Macri para evitar el default de la deuda, se debe sumar la emisión, hasta ahora, de casi 1,2 billones de pesos de Leliq (Letras de Liquidez), negocio espectacular para el sistema financiero, para evitar otra megadevaluación.
 
La cesación de pagos y/o otra vuelta de la corrida cambiaria serían devastadoras para la ambición de reelección de Macri. Para evitar en este año electoral la irrupción de esos acontecimientos críticos, situación de inestabilidad a la que se llegó por la política económica neoliberal aplicada desde el comienzo del gobierno, la economía macrista necesita del pulmotor del endeudamiento.
 
Financiamientos dado por el FMI vía un stand by y por los bancos del sistema local con las Leliq. El proyecto electoral del oficialismo está teniendo de ese modo un costo inmenso.
 
Los bancos están haciendo así un negocio fabuloso, que está siendo reflejado en el cuadro de resultados de los balances. Captan fondos de ahorristas, a quienes les pagan de 48 a 53 por ciento anual, y esos mismos recursos son inmediatamente entregados al Banco Central que estuvo pagando por ellos de 70 a 74 por ciento anual. En un rápido pase de manos, las entidades estuvieron anotando una utilidad de por lo menos 20 puntos porcentuales.
 
El balance global de las entidades privadas en el primer trimestre del año refleja el resultado de esa bicicleta fabulosa a cuenta del Banco Central. Ese grupo de bancos contabilizó una ganancia total de unos 56 mil millones de pesos (1200 millones de dólares), de acuerdo a información proporcionada por el Banco Central. 

15-06-2019 / 09:06
Este domingo 16 se jugará una nueva ronda de elecciones en el país. Formosa, San Luis, Tierra del Fuego y Santa Fe eligen gobernador y diputados y senadores provinciales. En ninguna de ellas Cambiemos tiene chances de figurar.
 
En Formosa, Gildo Insfrán buscará otra reelección como parte del Frente para la Victoria. Ocupa el cargo desde el año 1995 y va por su séptimo mandato. El control del gobernador K sobre la provincia ha sido total y desde hace más de 20 años es reelecto por más del 70% de los votos. Allí se enfrentara a Adrián Bogado del peronismo federal que va en una alianza del PRO, la UCR y sectores justicialistas.
 
En el octavo domingo electoral del año, la disputa en San Luis tendrá carácter histórico. El clan Rodríguez Saá que gobiernan alternando desde el fin de la dictadura se encuentra peleado e irán a las urnas por separados Adolfo y Alberto, este último en busca de la reelección.
 
El senador Adolfo Rodríguez Saá competirá con el Frente Juntos por la Gente y el senador Claudio Poggi, cercano a Cambiemos, lo hará con el frente San Luis Unido.
 
En Tierra del Fuego, la provincia con menor cantidad de habitantes del país, Rosana Bertone, afín al kirchnerismo, buscará la reelección. Le disputan la elección Gustavo Melella, el intendente de Río Grande que se presenta por Fuerza de Orientación Radical de la Joven Argentina (Forja) y Juan Rodríguez, por Cambiemos con el frente Ser Fueguino.
 
En Santa Fe estarán puestos todos los ojos ya que es la tercera provincia en padrón electoral de todo el país y la disputa aparece reñida entre Antonio Bonfatti del Partido Socialista y Omar Perotti del PJ.
 
El Frente Progresista Cívico y Social gobierna la provincia desde el año 2007 y aspira a otro mandato. Sin embargo el peronismo logró en las PASO provinciales más votos totales, por lo cual el resultado dependerá de qué hagan los votantes de María Eugenia Bielsa quién quedó afuera de la competición del PJ.
 
En tercer lugar y lejos quedó Cambiemos, con el radical José Corral, por la alianza Vamos Juntos. Otro domingo negro para Mauricio Macri, p
orque el peronismo espera festejar en Tierra del Fuego, San Luis y Formosa. Además, tienen serias expectativas por recuperar Santa Fe.


El laboratorio electoral del PRO observa que está perdiendo en todas la provincias donde hubo elecciones, descuenta que perderá en las PASO y en la primera vuelta, pero que finalmente ganará en el balotaje. Nadie sabe a qué Santo le piden este milagro.


La Opinión Popular

NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar