La Opinión Popular
                  15:54  |  Miércoles 19 de Septiembre de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
“Que el Gobierno no trafique con el cuento de los cambios ni de las renovaciones. Todo está igual. Que les falten el respeto a los radicales, vaya y pase. Pero a la sociedad, no”. Jorge Asís
Recomendar Imprimir
Nacionales - 06-08-2018 / 09:08
LAS REACCIONES DENTRO DEL GOBIERNO ANTE EL CASO DE LOS CUADERNOS DEL CHOFER

La sonrisa macrista ya empieza a borrarse

La sonrisa macrista ya empieza a borrarse
Macri estaba contento, por el descubrimiento de los cuadernos y el proceso desatado esquivaba explicar por qué, cuando todos esperaban que sus mayores fortalezas fuera la Economía, ésta se haya convertido en su mayor punto débil y mayor deuda con la sociedad. No parecía reparar su vecindad con los ilícitos denunciados: 1) es primo de quien fuera titular de Iecsa (soterramiento del Sarmiento), Angelo Calcaterra, a quien le había vendido la compañía en su momento desde Sideco tipo “pagámela como puedas”, con fuerte olor a testaferro, 2) participación en un negocio de fulminante ganancia con otra empresa vinculada, Isolux, de triste historia y 3) el parentesco de su esposa y él mismo con un socio de su familiar detenido en el caso de los cuadernos, Glazman.
En el gobierno de Mauricio Macri hay quienes descorchan y quienes desconfían. Con el affaire de los cuadernos, las reacciones en el macrismo son variadas. Entre quienes festejan se encuentra el sector más furiosamente anti peronista.
 
En esa línea dura están los que piensan que, además de alejar de la agenda pública temas molestos como el de los aportantes truchos en la campaña de Cambiemos, el escándalo los beneficiará con el consecuente desgaste que le producirá a la ex presidenta Cristina Fernández. Incluso, hay quien imagina que esto les ayudará a justificar el ajuste y la situación económica a partir de la supuesta corrupción pasada.
 
Otro sector del Gobierno -más ligado a los tribunales- desconfía de los alcances que puede llegar a tener la investigación, en especial sobre el primo presidencial Angelo Calcaterra. También observan las complicaciones que les puede traer con los empresarios de la construcción.
 
El proceso que inician los cuadernos es muy funcional para un sector del establishment que no quiere que Cristina vuelva al poder. El inconveniente es que también enreda a otros. Techint es la empresa modelo del macrismo, al que pobló de funcionarios. Isolux hizo negocios sospechados con la familia del presidente. Javier Sánchez Caballero era su amigo y está preso por el presunto pago de coimas que hizo a través de la empresa que fundó su padre. Y así.
 
¿Qué harán entonces? ¿Priorizarán unas investigaciones sobre otras? ¿Darán más cobertura mediática a algunos nombres y reducirán el protagonismo de otros? ¿No sería acaso contrario a la pretendida depuración que se busca? ¿Los corruptos K son malos y los macristas corruptos son buenos?
 
Ese es un nivel del problema que enfrentamos. Pero hay otro más profundo, que se podría generar incluso si estuviéramos ante una justicia imparcial. Si el juez de la servilleta Claudio Bonadío es Sergio Moro y los cuadernos Gloria son el Lava Jato, nada de lo que viene será agradable.
 
Bajo la promesa de una purificación que al final sería beneficiosa, Brasil ingresó en la peor recesión de su historia, sumó millones de desempleados, perdió una posición de liderazgo global, cayó un gobierno electo democráticamente y ahora está a las puertas de coronar como presidente a uno de extrema derecha. No fue el único caso: Italia emergió de las pestes del sistema que derrumbó el Mani Pulite, con Berlusconi de primer ministro.
 
¿Es posible ajustar sistemas desequilibrados, introducir correcciones, sin cargarse la estantería en el camino, para que el esfuerzo produzca una mejora, no una plaga bíblica? Claro que si, pero no es tarea para fanáticos, sino para hombres de Estado.
 
La Opinión Popular

 
Por estos días, se nota un poco más sonrientes a los funcionarios de Gobierno, tras la difusión de los cuadernos que puso contra las cuerdas a ex funcionarios kirchneristas y permitió a la vicepresidenta Gabriela Michetti volver a instalar el desafuero de CFK.
 
Por lo menos, están más sonrientes que cuando debían responder por los aportes de campaña en territorio bonaerense. No obstante, más allá de una cierta satisfacción generalizada con la noticia, se abren distintos grupos dentro del oficialismo.
 
En primer lugar, y con una aparición más estridente en los medios, aparecen como más contentos los que se muestran furiosamente antiperonistas. En esa línea dura se puede escuchar a los que hablan de un Lava Jato argentino, donde caerán tanto ex funcionarios K como empresarios coimeros. "Estamos en paz y disfrutando. Puede caer Iecsa (la ex empresa del Grupo Macri) sin problemas. Acá no hay preocupación", aseguran.
 
También forman parte de ese sector los que dicen que esto le probará a la población "el desastre que nos dejaron". E incluso los que, entre  optimistas y voluntaristas, pretenden que a partir de estas revelaciones los argentinos "entiendan y sepan comprender la situación económica y por qué nos cuesta remontarla".
 
De esto puede dar fe la secretaria de Lucha contra la Corrupción (Ajena), Laura Alonso, que se subió a la noticia como surfista a la ola, con tweets y entrevistas en medios afines. Luego de soltar frases como "en el kirchnerismo se robó a mansalva", ayer se declaró incompetente para intervenir: "La OA no tiene competencia para investigar financiamiento de campañas (lo dije mil veces). Para eso hay causa judicial: juez y fiscal involucrados", sostuvo, al tiempo que cuestionaba cómo "mienten" los medios no oficialistas.
 
A este grupo alegre y descorchante de champagne se le puede oponer otra parte del Gobierno, que está más atenta a las movidas de Comodoro Py. Allí se puede escuchar una alegría mucho más cauta. Y una cuota importante de desconfianza.
 
Una de las espadas judiciales del Gobierno señaló a este diario que hay mucha desconfianza con las repercusiones que puede tener la investigación y sobre cómo puede terminar salpicando al oficialismo.
 
"Acá lo que puede haber es una opereta de Miguel Pichetto y Ricardo Lorenzetti guionada por Seita", dice el hombre, al que el Presidente suele escuchar en cuestiones judiciales. Seita es Guillermo Seita, un consultor que tuvo como clientes a Domingo Cavallo y que supo tener tratos con el macrismo, pero también con Massa.
 
"El estratega de Lorenzetti puede haber ideado esto para perseguir la corrupción K y pegarle al macrismo creyendo que así muestra independencia y se vuelve intocable", analiza el consigliere. "Lo apoyan en Comodoro Py y Sergio", dice. Sergio es Massa, a quien algunas fuentes del oficialismo señalan como la figura detrás de la jugada. ¿Pruebas? No muestran ninguna.
 
"Esto no lo manejamos nosotros -juran y perjuran en la Rosada-, así que intentaremos hamacarnos." También dicen que el timing es incorrecto: "En la campaña tal vez nos hubiera servido, pero ahora con Angelo salpicado no distrae nada de la situación económica. Y se pueden caer créditos a las constructoras y afectar nuestro plan de obras públicas. ¿Cómo seguimos con las obras con todos los constructores presos?".
 
Un tercer grupo, entre los cuales hay integrantes de la mesa política, pone el énfasis en esta última cuestión: el impacto sobre la obra pública. "Hay muchos empresarios que van a quedar salpicados", indican.
 
En ese sector, no existen tantas prevenciones ante el avance de la causa judicial. Tampoco desconocen que los beneficia el impacto que pueda tener sobre CFK. "Ayuda, pero si nosotros no nos enfocarnos en la gestión y en generar un repunte económico para preparar el terreno electoral, va a costar mucho ganar en 2019", indican, más cautos que el sector festejante.
 
En particular, en el Ministerio del Interior, estuvieron observando el impacto que podría haber con las empresas involucradas. Algunas ya estaban inhibidas de participar en licitaciones por otros motivos. Otras tienen contratos en ejecución, pero hasta ahora no existen evidencias que vinculen esos contratos con las presuntas coimas.
 
Para nuevas contrataciones, se las podrá inhibir si existe una sentencia. El organismo que interviene en ese caso es el Registro Nacional de Constructores, que depende de Interior. Hay una discusión legal dentro del oficialismo sobre cómo actuar sobre cada caso (si anular la licitación, si permitir que continúe la empresa), que todavía no se zanjó.
 
Por Werner Pertot
 
Fuentes: Página 12, La Política Online y La Opinión Popular
 

Agreganos como amigo a Facebook
19-09-2018 / 08:09
19-09-2018 / 08:09
19-09-2018 / 08:09
Cinco dirigentes sociales, entre ellos el líder del Movimiento de Trabajadores Excluidos, Juan Grabois, fueron detenidos cuando reclamaban la liberación de dos de sus compañeros frente a la comisaría 18ª. Grabois consiguió enviar un mensaje denunciando la agresión policial.
 
Las organizaciones sociales convocaron a la militancia a la puerta de la comisaría para exigir la liberación de todos los detenidos. Dos horas más tarde, después que se concentraran en el lugar dirigentes políticos y gremiales, el ministerio de Seguridad porteño permitió su salida y la del resto de los militantes y trabajadores capturados.
 
"Nos vamos con todos los militantes y trabajadores liberados por el pueblo", gritó el dirigente de la CTEP Juan Grabois al nutrido grupo que, pasada la medianoche, festejaba entusiasmado el cese de la detención de Grabois y de otros once militantes y dirigentes apresados por protestar contra la brutalidad policial macrista.
 
"Todo esto es exclusiva responsabilidad del Gobierno, que generó un clima de odio y de persecución contra los trabajadores y los humildes, a los que quieren mostrar como enemigos de la sociedad", reflexionó ante los medios presentes el dirigente cercano al Papa.
 
"Está volviendo la xenofobia, está volviendo el fascismo. Es terrible lo que están haciendo con nuestra patria", concluyó antes de festejar la liberación de todos los detenidos.
 
Grabois es un dirigente social muy cercano al papa Francisco. Días atrás, recibió amenazas de parte de la ministra de Seguridad Patricia Bullrich y críticas de parte de la ministra de Desarrollo Social, Carolina Stanley, cuando junto a los líderes de la CCC y Barrios de Pie anunció un plan de lucha para reclamar un aumento de emergencia en la AUH, en planes de empleo y jubilaciones.
 
"Si no está asegurada la comida para los compañeros, no hay posibilidad de contención. No queremos repetir un escenario como el de 2001", avisó entonces.
 
La Opinión Popular

18-09-2018 / 16:09
El Gobierno de Mauricio Macri anticipa ahora que la luz al final del túnel llegará en el segundo trimestre del próximo año, gracias a un incremento de las exportaciones agropecuarias.
 
La recesión se extendería entonces hasta marzo de 2019 y luego la actividad iniciaría una recuperación, según explicaron ayer fuentes del Palacio de Hacienda, pese a que anticipan que el contexto externo continuará siendo negativo y que no esperan el empujón de la obra en infraestructura vía contratos de Participación Público Privada (PPP), modalidad a la que "ya no apostamos ni una ficha", según dijeron.
 
El fondo de garantía de sustentabilidad, stock de respaldo de los aportes para los jubilados, comenzará a usarse a partir de abril próximo para el pago de los haberes previsionales, dado que para ese mes se habrán consumido los ingresos provenientes del blanqueo de capitales.
 
Como el Banco Central tiene prohibido por el acuerdo con el FMI financiar al Tesoro, será el Banco Nación el que aporte el año próximo 15.000 millones de pesos de sus utilidades. También se congelará el fondo de incentivo docente a las provincias en términos nominales, con el objetivo de que la inflación lo vaya licuando con el tiempo.
 
Desde el gobierno de los CEOs reconocen que hubo una enorme diferencia entre la previsión de variables del presupuesto de este año y lo que terminó sucediendo. Sin embargo, lo reducen a cuestiones externas e imponderables: sequía, volatilidad financiera externa, la crisis turca, la suba de tasas de interés de Estados Unidos y recientemente los problemas en Brasil.
 
Nada de esto está previsto que vaya a cambiar pero esta vez aseguran que una buena cosecha alcanzará para compensar todos esos problemas. "El contexto externo desfavorable se va a mantener, pero la apuesta es a una mejora en la cosecha. El agro va a traccionar", se esperanzan en Hacienda.
 
También esperan que el consumo mejore en términos interanuales recién en el último trimestre del año próximo, cerca de la elecciones presidenciales, en torno a 15 por ciento contra 2018. De todos modos, en el balance anual el consumo privado se proyecta con una contracción del 1,6 por ciento.
 
En resumen, el Gobierno de los Ricos proyecta una reducción nominal de 7 puntos en las partidas para obra pública, da por caído los PPP, echará mano al Fondo de Garantía de Sustentabilidad para pagar a jubilados, avanzará con privatizaciones y seguirá aumentando las tarifas.
 
Los intereses de deuda representan ya el 18 % del gasto público. Mientras, la educación y cultura sufrirán un fuerte recorte real, también salud, ciencia y técnica y los salarios de trabajadores del Estado. El gobierno sólo quiere la "bendición" del FMI para conseguir financiamiento de cara a 2019.
 
La Opinión Popular

18-09-2018 / 07:09
Como se esperaba, el juez federal de la "servilleta", Claudio Bonadio, procesó con prisión preventiva a la ex presidenta Cristina Fernández por considerarla jefa de una asociación ilícita destinada a recaudar dinero para enriquecerse.
 
En las 551 páginas del texto conocido ayer, no se aporta ninguna evidencia de dónde están los dólares ni los bienes ni las cuentas ni las sociedades ni las bóvedas con el dinero del enriquecimiento.
 
Tampoco hay testigos o arrepentidos que digan que arreglaron algo o le entregaron algo a la ex mandataria, salvo el caso de José López, quien se despachó con una nueva versión, la quinta que cambia, de que habló con Cristina sobre recaudación de plata y "supone" que ella le mandó los 9 millones de dólares que le encontraron cuando los tiró en el convento.
 
Los procesamientos de ayer abarcan a un amplio grupo de empresarios que se dividieron entre los que dicen que pusieron plata para campañas electorales -algunos presionados y otros por propia voluntad-; los que armaron el club de la obra pública y pagaron coimas; el club de los peajes, que también pagó coimas y el grupo Techint que dice que aportó para negociar una indemnización en Venezuela.
 
También fueron procesados funcionarios de todos los niveles, la mayoría de ellos negó haber recibido dinero y hasta alguno demostró que vive en la más absoluta modestia, con lo que refutan haberse enriquecido.
 
Bonadío lleva adelante, junto al fiscal Carlos Stornelli, una investigación que ha despertado sospechas y polémicas por las pruebas en que ha basado sus fallos, la arbitraria utilización de la figura del "arrepentido" y la direccionalidad de las acusaciones, que incluye un "blindaje" que hasta ahora rodea al presidente Mauricio Macri y sus responsabilidades empresarias y políticas.
 
El pretendido Lava Jato argentino es una causa enfilada contra el cristinismo. Quieren a Cristina presa durante la campaña electorral. Los empresarios que inculparon ex funcionarios K obtuvieron la libertad inmediata durante el proceso. Los arrepentidos que desplegaron versiones auto exculpatorias bajo intimidación fueron casi todos procesados.
 
Son claves las violaciones del debido proceso: detenciones abruptas, morbosamente transmitidas en directo e injustificadas. Completan el cuadro condiciones desdorosas de encarcelamiento, con amenazas de mantenerlas si no mediaban relatos que enlodaran a los procesados opositores a Macri.
 
Los hechos deben ser investigados, juzgados, sancionados si median evidencias contundentes. Y en esta cuestión abundan elementos probatorios verosímiles, muy en especial las autoinculpaciones. Pero las sospechas, los indicios, las declaraciones, requieren recorrer el debido proceso, en especial el ejercicio del derecho de defensa. La cárcel prematura, pensada para durar años constituye una condena anticipada, he ahí su injusta racionalidad.
 
La Opinión Popular

NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar