La Opinión Popular
                  06:21  |  Domingo 19 de Agosto de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
“Tenemos inflación, recesión, desempleo, endeudamiento y riesgo de default. Todo gracias a Macri, que en vez de resolver los problemas de la década K, los potenció. Y encima debemos bancarnos al FMI”. Alberto Fernández
Recomendar Imprimir
Sociedad e Interés General - 11-06-2018 / 17:06
EFEMÉRIDES POPULARES. PÓSTUMA ARENGA EN LA HISTÓRICA PLAZA

Juan Perón daba el último discurso en Plaza de Mayo hace 44 años

Juan Perón daba el último discurso en Plaza de Mayo hace 44 años
El 12 de junio de 1974 quedó en la historia como el día del último discurso de Juan Perón en la Plaza de Mayo. Pocos recuerdan que horas antes el líder amenazó con renunciar, molesto porque sectores gremiales y empresarios saboteaban su "pacto social" generando aumentos de precios y desabastecimiento.

El 12 de junio de 1974 quedó en la historia como el día del último discurso de Juan Perón en la Plaza de Mayo. Pocos recuerdan que horas antes el líder amenazó con renunciar, molesto porque sectores gremiales y empresarios saboteaban su "pacto social" generando aumentos de precios y desabastecimiento.
 
Fue hace 44 años y significó el último contacto de Perón con su pueblo desde los balcones de la Casa Rosada, tal vez el más visceral de su tercer mandato, con su figura enfundada en un memorable sobretodo cruzado gris con solapas negras, y su rostro por momentos adusto y los puños crispados detrás de los micrófonos de Canal 7 y LRA.
 
Perón no estuvo ya detrás de un vidrio blindado, como al asumir el 12 de octubre de 1973 por temor a un atentado, y habló ante una concentración que tuvo mucho de espontánea -poco habitual en aquellos tiempos-, con algunos carteles de sindicatos y mucha gente suelta, especialmente miles de empleados de oficinas céntricas y grupos que llegaron a movilizarse desde la Capital y el Gran Buenos Aires.
 
Allí vendría su célebre frase: "llevo en mis oídos la más maravillosa música que, para mí, es la palabra del pueblo argentino". Una verdadera despedida ante un pueblo que lo ungió como conductor durante tres décadas, ya que 19 días más tarde fallecía. 

Apuntando a la fibra más íntima de una ciudadanía que lo respaldó nueve meses antes con un 62% de los votos, pronunció la frase que encendió todas las alarmas políticas y sindicales. "Si llego a percibir el menor indicio que haga inútil ese sacrificio -el Pacto Social-, no titubearé un instante en dejar este lugar a quienes lo puedan llenar con mejores probabilidades".
 
El fundador del PJ pareció buscar el equilibrio de un nuevo centro de gravedad político, y dijo que no se dejaría influenciar ni "por los que tiran desde la derecha ni por los que tiran desde la izquierda".
 
Al cabo de un discurso de 13 minutos, dijo lo que todos querían escuchar: "Compañeros, esta concentración popular me da el respaldo", lo que fue respondido por una de las más fuertes y prolongadas ovaciones de la tarde, seguidas del clásico grito de "Perón, Perón".
 
Fuente: La Gaceta

Agreganos como amigo a Facebook
18-08-2018 / 19:08
18-08-2018 / 19:08
16-08-2018 / 18:08
Oscar Alfredo Gálvez nació en Caballito el 17 de agosto de 1913. Fue Campeón en Turismo de Carretera y en Pista (en 1947 y 1948); y en TC en 1953, 1954 y 1961. Adhirió fervorosamente al peronismo.
 
Escribió parte de la historia del automovilismo argentino, junto con su hermano Juan, y el menor Roberto, aunque éste último sólo asomó a este deporte. Hijos de una familia porteña, en que el padre era mecánico, desde chicos sintieron su pasión por los fierros, lo que hizo que Oscar se sintiera "mecánico", y dejara la escuela primaria, después de intentar tres veces cursar el 4º grado.
 
Los hermanos Gálvez fabricaban sus propios autos, rígidos, duros, cuadrados, pesados, prepararon el auto para que Oscar corriera en 1937 las Mil Millas Argentinas, y Juan logró acompañarlo, modificando su documento, pues era todavía menor de edad, y el anecdotario señala que perdieron el segundo puesto por perder tiempo en cambiar la correa que ataba el capot (que se cortaba por ser un cinturón común de pantalones).
 
En 1939 participaron en el Gran Premio Getulio Vargas, en que los Gálvez rompieron el diferencial, lo ataron con alambre y continuaron, pero sobre el final volcaron, se reacomodaron y llegaron segundos, atrás de Juan Manuel Fangio.
 
En 1940 tuvieron un tremendo vuelco al caer a un precipicio, y decidieron comenzar a usar casco. Oscar -lo que son las épocas- consiguió uno de paracaidista y Juan otro de los que usan en los tanques de guerra.  Esos eran los tiempos con anécdotas pintorescas de los pioneros de esta actividad.
 
La Opinión Popular

16-08-2018 / 18:08
16-08-2018 / 18:08
NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar