Macri provocó con políticas de endeudamiento, ajuste, recesión e inflación", tuiteó Agustín Rossi, jefe de la bancada de diputados del FpV-PJ. "El Gobierno cree que los servicios públicos son una mercancía y que el Estado es un simple veedor", sostuvo la senadora K Anabel Fernández Sagasti. "El único plan del Gobierno es la grieta, ignora las necesidades de los argentinos", sumó el diputado Diego Bossio, del interbloque del peronismo federal alineado con los gobernadores. "La única idea ocurrente del gobierno fue cambiar lamparitas", sostuvieron desde el Frente Renovador.
 
El esfuerzo presidencial por evitar el costo político del veto a una ley contra el tarifazo, apuntó a torcer la voluntad de los senadores peronistas en la sesión prevista para mañana en la Cámara alta. Pero el método de mezclar a toda la oposición de ir detrás de las "locuras" de Cristina, no parece haber aportado a su objetivo.
 
"No se trata de poner a los senadores si están con Macri o están con Cristina. Esto es un error, hay que ser mucho más racional", señaló el senador chubutense Luis Luenzo, de Argentina Federal y cuestionó que no se conozcan los precios de producción de petróleo y gas en boca de pozo: "Hay que fijar el valor de acuerdo a nuestra propia economía y lo que se intenta es ocultar el verdadero origen de estos valores, así que ni Macri ni Cristina ni tampoco esta política tarifaria", opinó.
 
"El único plan del Gobierno es la grieta. Ignora la difícil situación que están atravesando muchas familias, que tienen complicaciones, no llegan a fin de mes, la plata no les alcanza, donde todo aumenta menos su salario", señaló Bossio (AF) al tiempo que agregó que "los sectores productivos están ahogados por las tarifas, las tasas y los impuestos".
 
"La locura es la desinformación de Mauricio Macri. El proyecto votado de tarifas justas es del Frente Renovador y del bloque Argentina Federal. Si venís mal, mejor alimentar la grieta", sostuvo el massista Felipe Solá en las redes sociales.
 
El equipo de comunicación de la jefa de la bancada de Diputados, Graciela Camaño, también estuvo muy activo en Twitter: "Arrinconado @mauriciomacri miente y para sostener la mentira busca a CFK. Se llama post verdad. Tratan de desviar el debate. No sirve, Ya los conocemos y los argentinos la están pasando mal".
 
La mayoría de los senadores prefirieron no pronunciarse y esperar el miércoles para hacerlo en el recinto, mientras Cambiemos y el Gobierno intentan contrarreloj sellar algún acuerdo que le permita frenar la ley antitarifazo: incorporaron a la sesión de mañana la propuesta de rebajar el IVA en los servicios, que antes rechazaron en Diputados.
 
La Opinión Popular
'/> El machirulo Macri contra el freno al brutal tarifazo / La Opinión Popular
La Opinión Popular
                  20:38  |  Jueves 16 de Agosto de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
“Tenemos inflación, recesión, desempleo, endeudamiento y riesgo de default. Todo gracias a Macri, que en vez de resolver los problemas de la década K, los potenció. Y encima debemos bancarnos al FMI”. Alberto Fernández
Recomendar Imprimir
Nacionales - 29-05-2018 / 13:05
UN APRIETE QUE NO CAYÓ BIEN: DESDE EL PERONISMO RECHAZARON EL MENSAJE DE MACRI

El machirulo Macri contra el freno al brutal tarifazo

El machirulo Macri contra el freno al brutal tarifazo
El presidente Mauricio Macri criticó el proyecto de la oposición que propone frenar los tarifazos en los servicios públicos. Allí, Macri buscó poner como contrincante a Cristina porque, mientras enunciaba consejos domésticos para ahorrar energía, pidió a los senadores que en dos días votarán la iniciativa “que no se dejen conducir por las locuras de Cristina Fernández de Kirchner”. “Tratar de loca a una mujer. Típico de machirulo”. Con esa frase la ex presidenta y actual senadora Cristina Fernández le respondió.
El apriete público del presidente Mauricio Macri a gobernadores y senadores del peronismo "responsable" para que no acompañen con su voto la aprobación de le ley que morigera el brutal tarifazo en los servicios públicos, no cayó nada bien entre los legisladores opositores. Las respuestas llegaron desde el kirchnerismo y del peronismo dialoguista que redactó el proyecto, que el Presidente atribuyó intencionalmente a Cristina.
 
"La única 'locura' que existe en la Argentina es la crisis económica que Macri provocó con políticas de endeudamiento, ajuste, recesión e inflación", tuiteó Agustín Rossi, jefe de la bancada de diputados del FpV-PJ. "El Gobierno cree que los servicios públicos son una mercancía y que el Estado es un simple veedor", sostuvo la senadora K Anabel Fernández Sagasti. "El único plan del Gobierno es la grieta, ignora las necesidades de los argentinos", sumó el diputado Diego Bossio, del interbloque del peronismo federal alineado con los gobernadores. "La única idea ocurrente del gobierno fue cambiar lamparitas", sostuvieron desde el Frente Renovador.
 
El esfuerzo presidencial por evitar el costo político del veto a una ley contra el tarifazo, apuntó a torcer la voluntad de los senadores peronistas en la sesión prevista para mañana en la Cámara alta. Pero el método de mezclar a toda la oposición de ir detrás de las "locuras" de Cristina, no parece haber aportado a su objetivo.
 
"No se trata de poner a los senadores si están con Macri o están con Cristina. Esto es un error, hay que ser mucho más racional", señaló el senador chubutense Luis Luenzo, de Argentina Federal y cuestionó que no se conozcan los precios de producción de petróleo y gas en boca de pozo: "Hay que fijar el valor de acuerdo a nuestra propia economía y lo que se intenta es ocultar el verdadero origen de estos valores, así que ni Macri ni Cristina ni tampoco esta política tarifaria", opinó.
 
"El único plan del Gobierno es la grieta. Ignora la difícil situación que están atravesando muchas familias, que tienen complicaciones, no llegan a fin de mes, la plata no les alcanza, donde todo aumenta menos su salario", señaló Bossio (AF) al tiempo que agregó que "los sectores productivos están ahogados por las tarifas, las tasas y los impuestos".
 
"La locura es la desinformación de Mauricio Macri. El proyecto votado de tarifas justas es del Frente Renovador y del bloque Argentina Federal. Si venís mal, mejor alimentar la grieta", sostuvo el massista Felipe Solá en las redes sociales.
 
El equipo de comunicación de la jefa de la bancada de Diputados, Graciela Camaño, también estuvo muy activo en Twitter: "Arrinconado @mauriciomacri miente y para sostener la mentira busca a CFK. Se llama post verdad. Tratan de desviar el debate. No sirve, Ya los conocemos y los argentinos la están pasando mal".
 
La mayoría de los senadores prefirieron no pronunciarse y esperar el miércoles para hacerlo en el recinto, mientras Cambiemos y el Gobierno intentan contrarreloj sellar algún acuerdo que le permita frenar la ley antitarifazo: incorporaron a la sesión de mañana la propuesta de rebajar el IVA en los servicios, que antes rechazaron en Diputados.
 
La Opinión Popular

 
El escenario más temido por Macri: la oposición ya tiene los votos para aprobar el freno el "tarifazo"
 
En el momento de dar su mensaje a los senadores del PJ y apelar a su "responsabilidad" para no aprobar la ley que limita la suba de las tarifas y no dejarse "conducir por las locuras que propone Cristina Fernández de Kirchner", Mauricio Macri ya tenía asumido lo que para todos está claro en el Congreso: el oficialismo se encamina a una derrota casi segura en el recinto.
 
Las negociaciones contrarreloj que Cambiemos lleva a cabo en la cámara alta y con los gobernadores peronistas que tienen senadores que les responden son muy intensas, pero con bajas probabilidades de éxito.
 
A esta altura, la idea del oficialismo es que se termine votando un proyecto con cambios, lo que obligaría a un regreso a la Cámara de Diputados. En ese caso habrá dos opciones: ratificar el nuevo texto, o insistir con el original, que iba camino al veto presidencial.
 
Este es el camino que el Jefe de Estado trata de evitar. No quiere quedar como el único que tenga que pagar el costo político del rechazo a la propuesta opositora.
 
En un contexto de alta inflación e incremento del valor del dólar, en Cambiemos temen que se generen mayores escollos para la gobernabilidad, en un clima de auge de la protesta social.
 
Algo de eso ya está previendo la oposición. El jefe del bloque FpV-PJ en Diputados, Agustín Rossi, consideró que en caso que el Senado apruebe la ley que limita la suba de tarifas y el presidente Mauricio Macri la vete, "el enojo de la sociedad se va a multiplicar exponencialmente".
 
Lo cierto es que, pese a su postura rígida del comienzo, la posición del macrismo sobre el proyecto ahora es pendular.
 
En un video difundido a través de las redes sociales, el Presidente sostuvo que "las leyes mágicas que algunos proponen para bajar las tarifas de electricidad a los valores del año pasado, claro que suenan bien, pero ¿qué pasa con el agujero fiscal que dejarían? ¿De dónde sale el dinero para poder taparlo?".
 
Sin embargo, tras el plenario de comisiones de la semana pasada, ahora acepta rebajar temporalmente el IVA de las facturas. Este nuevo escenario generó divergencias entre el bloque Justicialista y el Frente para la Victoria-PJ.
 
A los 25 legisladores que tiene en la cámara alta, pretende que se le sumen algunos que responden a los mandatarios peronistas, encuadrados dentro de la autodenominada "oposición responsable". Además, apuesta a restarle votos a al proyecto con media sanción a través de ausencias y abstenciones.
 
Con el argumento de "evitar el veto", el oficialismo busca aprobar un alternativo en el cual reduce el impuesto a la mitad para usuarios residenciales (10,5%), y en seis puntos para las Pymes (21%).
 
Los senadores conducidos por el jefe del interbloque Cambiemos, Luis Naidenoff, siguieron así el camino marcado por algunos gobernadores, como el salteño Juan Manuel Urtubey y el cordobés Juan Schiaretti.
 
Las fichas también están puestas en el entrerriano Gustavo Bordet y en el sanjuanino Sergio Uñac, ya sea con el apoyo al proyecto alternativo que contempla la reducción impositiva o ausentándose de la votación que impulsa Miguel Angel Pichetto en el Senado.
 
Sin embargo, a pesar del cambio de idea, cada vez son más altas las posibilidades de que el miércoles se imponga en la cámara alta el dictamen de mayoría, según los analistas que llevan la "calculadora" legislativa.
 
 
Buscando sumar opositores
  
"Le pido a los senadores y gobernadores peronistas que sean responsables con el futuro de los argentinos y que no voten una ley inconstitucional", rogó Macri en un video.
 
El Jefe de Estado recordó que "varios" mandatarios provinciales dijeron públicamente que "el Congreso no debe legislar sobre las tarifas y se han manifestado en contra del proyecto", un proyecto que además, enfatizó, "va en contra de la Ley de Presupuesto que el Congreso votó hace cinco meses".
 
Si bien suelen ayudar con sus votos al oficialismo de turno, en la cámara de Diputados, los integrantes del Frente Cívico y Social santiagueño eligieron caminos distintos: Claudia Zamora -esposa del gobernador-, Norma Abdala de Matarazzo y Estela Mary Neder votaron a favor, mientras Hugo Infante, Mirta Pastoriza y Graciela Navarro estuvieron ausentes. Ahora, acompañarían a la oposición peronista.
 
Ada Rosa del Valle Itúrrez de Cappellini y Gerardo Montenegro votarán a favor del proyecto que viene de Diputados. Resta saber cómo lo hará Blanca Felisa Porcel de Ricovelli.
 
Los 25 senadores no serían suficientes para bloquear el dictamen de mayoría. El jefe del bloque Pro del Senado, el misionero Humberto Schiavoni, es optimista respecto de que pueda alcanzarse un entendimiento antes del miércoles, que permita un "acuerdo consensuado".
 
En una entrevista, afirmó que el proyecto de la oposición "es antifederal". "Es lo que literalmente establece ese proyecto, que creemos, además, que tiene una visión más política que real, así que esperamos llegar a un proyecto razonable sobre la base del impulsado por Cambiemos", agregó.
 
En ese mismo sentido, se expresó Naidenoff, quien aseguró que el oficialismo se "inclina" a trabajar para llegar a un acuerdo con el peronismo no K.
 
Naidenoff sostuvo: "O encontramos una salida consensuada para que la morigeración de los efectos del sinceramiento tarifario involucren a todos los argentinos, o nos ponemos la camiseta de centralistas y terminamos de la peor manera: con un proyecto con la sola idea de que Macri pague el costo con un veto".
 
Desde el lado de la oposición, Cambiemos ya cuenta con el apoyo de algunos senadores, como la salteña María Cristina Fiore Viñuales, el salteño Juan Carlos Romero, la neuquina Lucila Crexell y el santafesino Carlos Reutemann.
 
El exgobernador misionero Maurice Closs adelantó el fin de semana que "lo más probable" será que se abstenga junto a su compañera de bloque Magdalena Solari Quintana.
 
 
La oposición está confiada
  
El oficialismo analiza a cada momento los nuevos escenarios que se plantean y apunta todos sus cañones a generar grietas en el interbloque Argentina Federal, que conduce Pichetto.
 
Es que, al momento de acompañar el dictamen, cuatro senadores peronistas firmaron en disidencia el acuerdo de mayoría. Se trata del salteño Rodolfo Urtubey, el jujeño Guillermo Snopek, el catamarqueño Dalmacio Mera y el correntino Carlos "Camau" Espínola.
 
Pero este último adelantó que votará el texto proveniente de la cámara baja. Lo mismo harían los otros tres, que plantearían modificaciones a la hora de la votación en particular.
 
De tal manera, el dictamen de mayoría contaría con el apoyo de los 24 senadores del interbloque de Pichetto; 9 del kirchnerismo; y los dos de los puntanos de Unidad Federal, Eugenia Catalfamo y Adolfo Rodríguez Saá. A esos 35 votos habría que sumar uno más, correspondiente al neuquino Guillermo Pereyra, del interbloque Parlamentario Federal.
 
El proyecto de Diputados también será apoyado por Fernando "Pino" Solanas y la rionegrina Magdalena Odarda. De esta manera, sumaría 37 votos.
 
Por Sebastián Albornos
 
Fuente: iProfesional
 

Agreganos como amigo a Facebook
16-08-2018 / 09:08
16-08-2018 / 09:08
En una semana negra para la economía neoliberal macrista, el Indec informó que el índice de precios de julio registró una suba promedio de 3,1% y en lo que va del año llega al 19,6%. Mientras que en los últimos 12 meses la suba de precios trepó al 31,2%. La aceleración de la devaluación torna incumplibles las metas que el gobierno de Mauricio Macri asumió ante el FMI, empezando por las de acumulación de reservas y las de inflación.
 
La inflación no da respiro y la asfixia para los bolsillos populares será mayor tras el salto devaluatorio de las últimas jornadas, que encaminan el dólar hacia los $31. Es el reflejo de la falta de credibilidad en el Gobierno de los Ricos, que alimenta la corrida cambiaria y la depreciación del peso.
 
Así, a solo dos meses de haber negociado con el FMI, se acerca al 32% que el Fondo le puso como límite a la alianza Cambiemos para que los desembolsos de dólares trimestrales sean automáticos y no requieran de una intervención más feroz de su Junta Directiva. De hecho, los especialistas recomendaban ayer renegociar el acuerdo, y defender el valor del peso para evitar un estallido económico y social.
 
Mientras, lo preocupante es que el alza promedio de la inflación estuvo traccionada por el fuerte incremento en rubros sensibles como el transporte (5,2%), que ayer volvió a subir, con incrementos superiores a los anunciados y que continuarán, al menos, hasta octubre. En la misma línea, la canasta de alimentos y bebidas trepó un 4%.
 
También, en lo que va del año, el rubro transporte lidera las subas con un 28,4%, seguido por educación con un 22,3% y alimentos y bebidas con un 22%. La tendencia alcista es explicada por el incesante tarifazo en trenes y colectivos, la cuota de los colegios privados y el impacto que generó la devaluación del peso en las góndolas que, frente a la debilidad del peso argentino, se mueven a ritmo dólar.
 
Siempre según los números del Indec, en los últimos doce meses las mayores subas se registran en los rubros "vivienda, agua, gas, electricidad y otros combustibles" (47%), transporte (40,9%), alimentos y bebidas (31%) y educación (30,8%). Este mes, en tanto, la inflación se recalentará por las subas constantes en las naftas, las prepagas, electricidad y transporte.
 
Sin embargo, meta de inflación cumplible o incumplible no es la cuestión, sino que el poder adquisitivo de los salarios continúa en descenso. Menor consumo y salarios anémicos mientras los precios siguen sin frenos, hace cada día más complicado llegar a fin de mes. Las paritarias a la baja de este año agravaron esta situación.
 
El menor poder adquisitivo se expresó en la baja del consumo. La inflación no da tregua y las nuevas exigencias del FMI empeorarán las condiciones de vida de los sectores populares. La crisis la tienen que pagar los ricos y no el pueblo trabajador.
 
La Opinión Popular

15-08-2018 / 10:08
En las provincias causó sorpresa y, en algunos casos, molestia la decisión unilateral del gobierno de Mauricio Macri de eliminar el Fondo Federal Solidario (Fofeso) a partir de este año y no del próximo, como habían acordado en las últimas reuniones.
 
Además, el anuncio de la modificación en las retenciones que hizo ayer el Gobierno volvió a encender alarmas y advertencias sobre los efectos de insistir en el rumbo de primarización de la economía. La harina y el aceite de soja, complicados por el freno a la reducción de retenciones, son dos de los tres productos del agro con mejor desempeño en las exportaciones.
 
El año pasado, la venta al exterior de harina de soja se ubicó en primer lugar con un monto de u$s9.300 millones, en tanto que el aceite se colocó tercero (detrás del maíz) con un total de u$s3.725 millones.
 
Los sectores de la industria afectados por esta medida descreen además del número que estima el Gobierno de u$s400 millones de ingresos extra este año y creen que se ubicará más cerca de los u$s200 millones. El maletar entre los sectores productivos no es nuevo, pero es cada vez más poderoso.
 
La consultora Synopsis midió que dos de las tres principales preocupaciones de la sociedad son el desempleo y la inflación. Como siempre, "es la economía, estúpido".
 
"The economy, stupid", fue una frase muy utilizada en la política yanqui durante la campaña electoral de Bill Clinton en 1992 contra George H. W. Bush (padre), que lo llevó a convertirse en presidente de los Estados Unidos. Luego la frase se popularizó y la estructura de la misma ha sido utilizada para destacar los aspectos que se consideran esenciales.
 
La Opinión Popular
15-08-2018 / 09:08
Las declaraciones de Carlos Wagner, ex titular de la Cámara Argentina de la Construcción, abrieron una nueva etapa dentro de la causa de los cuadernos. Mal que le pese al Gobierno de Mauricio Macri, y seguramente a dos de sus laderos judiciales el juez Claudio Bonadio y el fiscal Carlos Stornelli, se destapó lo que es un secreto a voces: el enorme negociado que hay alrededor de la obra pública y del que se benefician por igual funcionarios corruptos y empresarios.
 
Wagner dejo en orsai al resto de los "colaboradores imputados", conocidos como arrepentidos, al declarar que efectivamente existieron coimas. Y detalló que, desde el 2004 existía un mecanismo por el cual se "arreglaba" qué empresa se quedaba con cada licitación y que su vez, la empresa, una vez obtenida la licitación, debía "retornarle" a los funcionarios entre un 10 y 20% del total de la obra.
 
Y agregó que de este modus operandi formaron parte las siguientes empresas: "Perales Aguiar, Vial Agro, Biancalani, Losi, Fontana Micastro, Marcalba, Iecsa, Chediack, Equimac, Coarco, Cartellone y Vialco, entre otras".
 
En 2004, Iecsa era propiedad de Franco Macri y sus hijos (o sea también de Mauricio) y formaba parte del holding familiar. Fue recién en el 2007 que Franco decide "vender" dicha empresa, por un valor irrisorio a Ángelo Calcaterra, su sobrino y testaferro, quien a su vez la vende en el 2017 a Marcelo Mindlin, un amigo del presidente Macri, luego de quedar implicado por el Caso Odebrecht.
 
"¡Para, para, para! ¿Vos me estás diciendo que Franco y nuestro actual presidente Mauricio Macri, junto a los ex funcionarios K, formaron parte de un mecanismo delictivo para enriquecerse?", podría preguntar Alejandro Fantino en las medianoches de América. "Por supuesto que sí", sería la respuesta. Sin embargo, el juez "de la servilleta"  Bonadio y el fiscal Stornelli, muy cercano a Macri, no parecen haber reparado en este detalle.
 
Este mecanismo tiene un nombre: la "patria contratista" y no es un invento K. Aunque el Gobierno de Macri, con la ayuda de los grandes medios de comunicación y el Poder Judicial quieran transmitir esa idea.
 
Franco Macri y Aldo Roggio son los creadores de la "patria contratista". En 1976 se empezó a utilizar el concepto para definir a un grupo de poderosas empresas proveedoras del Estado que crearon un sistema para hacer negociados a gran escala con la obra pública, convirtiéndose en un sector prebendario del Estado. Macri y Roggio fueron altamente beneficiados por la dictadura militar que además de adjudicarles obras por todos lados, en 1982, les estatizó su deuda.
 
Ayer, el senador nacional Fernando "Pino" Solanas (Proyecto Sur) denunció penalmente a Ángelo Calcaterra -primo del presidente Mauricio Macri-, Carlos Wagner y Aldo Roggio, entre otros empresarios, por los delitos de evasión fiscal y lavado de activos.
 
La Opinión Popular

14-08-2018 / 19:08
La oposición al Gobierno neoliberal de Mauricio Macri cuestionó la decisión oficial de eliminar el Fondo Federal Solidario (FFS) y advirtió que será un "duro golpe" para las provincias y municipios.
 
El senador nacional Alfredo Luenzo, del partido Chubut Somos Todos, expresó su repudio a las medidas del Poder Ejecutivo que eliminan el FFS, suspenden la baja de retenciones a los derivados de la soja y reducen los reintegros a la exportación.
 
"Esto va a agravar aún más la crítica situación por la que atraviesa la provincia del Chubut", dijo el senador nacional después de que el ministerio de Hacienda anunciara las tres medidas económicas.
 
La diputada provincial bonaerense por Unidad Ciudadana María Laura Ramírez opinó que la eliminación del FFS es una medida más de "ajuste contra el pueblo", afectando la infraestructura sanitaria, educativa, de vivienda y vial.
 
Hernán Ralinqueo, intendente peronista de la ciudad bonaerense de 25 de Mayo, cuestionó que el Gobierno nacional de Cambiemos "le quite" a su localidad "más de 6 millones de pesos anuales" que llegaban por el fondo sojero. "Es una de las medidas del FMI instrumentada por el Ministro de Hacienda Nicolás Dujovne. Estas son las recetas del nuevo FMI que buscan desfinanciar a los estados municipales", afirmó el jefe comunal.
 
El Bloque de diputados nacionales FPV-PJ expresó su "rotundo rechazo" a las tres medidas anunciadas por Hacienda.  "Ante este nuevo ajuste por más de 65.000 millones de pesos, el Gobierno de Cambiemos profundiza la inestabilidad económica y social del país. Empezó por los bolsillos de los argentinos y sigue por los presupuestos de las provincias y municipios", expresó el bloque en un comunicado.
 
Y agregó: "Macri está dispuesto a hacerle pagar las tristes consecuencias de su modelo neoliberal y centralista al pueblo trabajador argentino, dejando de lado el fin redistributivo y federal del Fondo Federal Solidario".
 
La Opinión Popular

NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar