La Opinión Popular
                  00:07  |  Miércoles 24 de Octubre de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
“Han venido a saquear al país, y lo saquearon: deuda externa eterna, fuga de capitales, condonación de deudas privadas, bicicleta financiera y un plan de Macri con el FMI que es irrealizable”. “Pino” Solanas
Recomendar Imprimir
Sociedad e Interés General - 29-04-2018 / 20:04
EFEMÉRIDES POPULARES. EL 30 DE ABRIL DE 1977 COMIENZA EL RECLAMO DE MADRES DE DETENIDOS Y DESAPARECIDOS

¡Madres de la Plaza... el Pueblo las abraza!

¡Madres de la Plaza... el Pueblo las abraza!
El 30 de abril se cumple un nuevo aniversario de la primer ronda alrededor de la Pirámide de Mayo que realizaran las Madres y diera lugar a la creación de la agrupación.
El 30 de abril de 1977, en Buenos Aires, catorce valientes madres convocadas por Azucena Villaflor se reunieron y dieron origen al movimiento de derechos humanos, Madres de Plaza de Mayo, que enfrentó a la dictadura militar.
 
La legendaria y valerosas organización nació como una iniciativa de madres de detenidos y desaparecidos. Su objetivo inicial era poder tener una audiencia con el presidente de facto argentino, el dictador Jorge Rafael Videla.
 
Para ello se reunieron en la Plaza de Mayo y efectuaron una manifestación pública pacífica pidiendo saber el paradero de sus hijos. La elección de la Plaza de Mayo se debe a que está situada frente a la Casa Rosada, sede de la Presidencia y lugar donde tradicionalmente se han efectuado manifestaciones políticas.
 
La idea surgió mientras el grupo inicial de madres estaba esperando que las atendiera el secretario del Vicario Castrense. Una de ellas, Azucena Villaflor de Vicenti, propuso: "Individualmente no vamos a conseguir nada. ¿Por qué no vamos todas a la Plaza de Mayo? Cuando vea que somos muchas, Videla tendrá que recibirnos".
 
Ese mismo día, 14 madres iniciaron una jornada a la cual, con el paso del tiempo, se acercarían otras madres afectadas. Desde entonces, todos los jueves repetirían una caminata (originada cuando las fuerzas de seguridad les exigieron "circular" por causa del Estado de Sitio) alrededor de la pirámide central de la plaza.
 
Hoy, todos los argentinos recordamos 40 años de vida, pasión y lucha de las Madres de la Plaza de Mayo, ejemplo de coraje, nobleza y dignidad.
 
Por Blas García

¡Madres de la Plaza... el Pueblo las abraza!
Azucena Villaflor de Vicenti.
 
MADRES DE LA PLAZA, EL PUEBLO LAS ABRAZA

  En 1976, cuando la dictadura militar argentina inició su brutal baño de sangre y el genocidio mas aberrante de la historia del país, un grupo de mujeres reaccionó con admirable coraje iniciando, paso a paso, un camino de lucha y resistencia que hoy es ejemplo de nobleza y dignidad.

  Eran las madres de toda una generación de jóvenes trabajadores y estudiantes, militantes populares que habían sido secuestrados por la salvaje casta militar.

  En medio del horror y de la barbarie ellas se fueron levantando, encontrando y reconociendo.
  Dándose mutuos consejos, ideas y fuerza comprendieron rápidamente que la lucha individual no daba resultado y decidieron trabajar juntas y organizadamente.

  Es así como el 30 de abril de 1977 hacen su primera aparición en la Plaza que luego les daría el nombre y pasaría a ser de ellas para siempre.

  No fue esta una fundación sino el despertar, pleno de energías, de quienes eran despojadas de lo que mas entrañamente les pertenecía y el comienzo de una evolución política que las llevará a levantar las banderas revolucionarias de sus hijos, las mismas que históricamente han erguido nuestros pueblos contra la opresión imperialista.

  Así, mientras los políticos y burócratas sindicales se retiraban, ciegos y sordos, a un letargo invernal, las Madres comenzaron su camino en busca de Verdad y Justicia.

  Mientras la jerarquía eclesiástica y la casi totalidad de la Iglesia se recluía en sus templos y ofrecía la comunión a los asesinos del pueblo, las Madres exigían Aparición con Vida de los 30000 desaparecidos.


¡Madres de la Plaza... el Pueblo las abraza!
 

   Su clamor claro y justo fué de una valentía tal que los propios verdugos se sorprendieron y creyendo que las fuerzas de estas mujeres se acabaría pronto, las llamaron locas.

  Las amenazaron, las golpearon, las persiguieron y hasta secuestraron a algunas de ellas; pero la lucha iniciada siguió creciendo firme, coherentemente y sobrevivió a la misma dictadura.

  Cuando ya en democracia se decidió poner Punto Final y correr la cortina de la impunidad sobre los delitos de lesa humanidad cometidos, las Madres no cayeron en trampas ni se dejaron engañar o comprar con indemnizaciones, homenajes o monumentos y le dijeron al País y al mundo que la vida no tiene precio y la dignidad no es atributo de los corruptos.

  Madres de Plaza de Mayo ha extendido su ejemplo de lucha acercando su solidaridad a otras madres de desaparecidos y presos políticos de Latinoamérica y el mundo; participando activamente en las luchas sociales de los que creen que un orden mundial mas justo es posible.

  Denuncian que la falta de trabajo es un delito y que se esta desarrollando otro genocidio cuando se permite que el pueblo sufra hambre y miseria, cuando mas de 100 niños al día mueren de hambre o enfermedades curables, cuando los ancianos carecen del derecho a una vejez digna y los jóvenes no tienen esperanzas de futuro, condenados a la desazón.

  Han llevado su solidaridad,entre otros, a los hermanos zapatistas, a Los Sin tierra de Brasil y al pueblo Cubano donde estuvieron junto a Fidel en la Plaza de la Revolución el 1 de Mayo de 2000.

  Se expresaron innumerables veces en contra los bloqueos americanos contra Cuba e Irak; contra los arbitrarios bombardeos de la Nato y EEUU al pueblo Yugoslavo y contra toda otra intervención o atropello militar que el imperio decide realizar: el apoyo a Israel en la violentísima e ilegítima ocupasión de los territorios árabes en Palestina; la guerra desatada a partir de los acontecimientos del 11 de septiembre contra el pueblo de Afganistán y todas las amenazas belicosas hacia Corea del Norte, Irán, Irak, Colombia, etc.

  Sin claudicaciones, con su Memoria Fertil, después de 24 años de trabajo militante Madres sigue apostando al futuro.

  Desde su Casa de Madres, desde la Librería y Café Literario, desde la Universidad Popular las Madres de Plaza de Mayo, hoy también Madres Piqueteras, hacen posible que los jóvenes se capaciten y se formen política, ética y humanamente en el trabajo por un orden social más justo.

  Quienes las apoyamos, acompañamos y ayudamos sentimos que esta es una tarea que nos llena de orgullo y esperanzas y no podemos menos que agradecerles lo que ellas son y significan y por haber puesto la grandeza de la maternidad al servicio de la revolución y el cambio.

Fuente: El Ortiba

Agreganos como amigo a Facebook
23-10-2018 / 19:10
22-10-2018 / 18:10
La Batalla de Cepeda del 23 de octubre de 1859, ocurrió durante las guerras civiles argentinas. Se enfrentaron fuerzas del Estado unitario de Buenos Aires, separada del resto del país, comandada por Bartolomé Mitre; y de la Confederación Argentina, identificada con el partido federal, al mando de Justo José de Urquiza. El ejército porteño fue derrotado y tras varias negociaciones, se llegó a una transacción a través del Pacto de San José de Flores, que reincorporaba la provincia de Buenos Aires a la República Argentina.
 
El medio negociado fue la revisión de la Constitución por una convención porteña. En la práctica, la reforma garantizaba a Buenos Aires la continuidad de las rentas de su aduana por seis años y el control económico sobre el resto del país. Muchos federales estaban indignados con Urquiza, que, según Ricardo López Jordán"había llegado a Buenos Aires como vencedor, y negociado como derrotado".
 
Los porteños se aseguraron una serie de alianzas con algunos gobernadores del interior, se fortalecieron económica y militarmente, y finalmente rechazaron su incorporación al resto del país con excusas. Eso llevaría a la batalla de Pavón. Allí volvieron a enfrentarse Urquiza y Mitre; y volvió a triunfar el ejército federal, pero este se retiró -posiblemente tras el pago de un soborno a Urquiza-, dejándole la victoria y el control de todo el país a Mitre. Este impuso su dominación por medios violentos y se hizo elegir presidente en 1862.
 
Cepeda fue una gran victoria del partido federal, pero terminó siendo apenas un episodio más en el camino hacia la victoria definitiva del predominio de los liberales porteños. Serían éstos quienes reorganizarían el país a partir de 1861, imponiendo un sistema político sólo formalmente federal y muy poco democrático, un sistema económico centrado en las exportaciones agropecuarias y las importaciones industrializadas inglesas, y un sistema cultural de imitación de todo lo que fuera europeo.
 
La oligarquía porteña, dispuesta a enriquecerse como intermediaria de un comercio sin restricciones con Europa, y con el beneficio de las rentas de la Aduana de Buenos Aires, forjó un país semicolonial y dependiente, oprimido por el imperialismo británico, que perjudicaba a las producciones provinciales que no podían competir con la industria inglesa.
 
La Opinión Popular

22-10-2018 / 18:10
La Bajada del Paraná surgió en el siglo XVI cuando vecinos de Santa Fe se establecieron en la otra orilla del río Paraná. La población del lugar fue desarrollándose lentamente adquiriendo cierto acrecentamiento, tanto en la zona ribereña cercano al antiguo desembarcadero, como en los campos que se extendían bordeando el río Paraná, sin que se realizarán las ceremonias acostumbradas al fundarse una ciudad hispana.
 
No hubo elección previa del terreno, careció del rollo de la justicia y del acta fundacional; pero las condiciones eran propicias para el poblamiento; había abundante ganado cimarrón, el suelo era fértil, no faltaba agua, ni leña y por el momento se mantenía una relativa paz con los pueblos originarios. Los primeros pobladores llamaron al lugar Baxada del Paraná.
 
La capilla era el eje de la población y dado el incremento de ésta, el Cabildo Eclesiástico de Buenos Aires la transformó en Parroquia bajo la advocación de la Virgen del Rosario el 23 de octubre de 1730. A falta de una fundación formal, esta fecha se considera como inicio de la cronología oficial.
 
El 25 de junio de 1813 alcanzó la categoría de villa y es denominada Paraná, en 1822 es designada capital de la Provincia de Entre Ríos y es elevada al rango de ciudad el 26 de agosto de 1826. Entre el 24 de marzo de 1854 y el 2 de diciembre de 1861, Paraná fue capital de la Confederación Argentina hasta que Buenos Aires es designada capital del país en 1862.
 
La Opinión Popular

21-10-2018 / 20:10
21-10-2018 / 20:10
El 24 de marzo de 1976 las Fuerzas Armadas usurparon el gobierno constitucional en la República Argentina por medio de un golpe de Estado. A raíz de ese repudiable hecho, más de 500 niños fueron apropiados ilegalmente, abandonados o entregados a familias que estaban a la espera de una adopción.
 
Un año más tarde un grupo de abuelas comenzó a buscar a sus nietos secuestrados. Ellas se encontraron, se conocieron, se reconocieron en su dolor, en su desesperación, en su esperanza, y se unieron para seguir buscando. Los padres ya no estaban, pero quedaban los abuelos.
 
Plaza de Mayo fue el escenario que eligieron para pedir por sus hijos y sus nietos. Las puertas de la Casa Rosada se cerraban para esas "locas" que pedían explicaciones. La historia y el pueblo las bautizó "Abuelas de Plaza de Mayo".
 
Por ello es que el 22 de octubre de cada año se celebra el Día Nacional del Derecho a la Identidad, en conmemoración al inicio, hace 34 años, de la lucha emprendida por Abuelas de Plaza de Mayo. Llevan 107 nietos recuperados y, continúan reclamando, luchando y marchando para restituirles la identidad a casi 400 nietos más.
 
Este año la justicia, en una sentencia, reconoció por primera vez la existencia de un Plan Sistemático de Robo de Bebés, uno de los objetivos de Abuelas. Así mismo el Tribunal Oral Federal N°6 condenó al ex dictador Jorge Rafael Videla a 50 años de prisión como el principal responsable de ese plan sistemático.
 
Tener memoria es reconocer el camino de un futuro mejor, lleno de ilusiones y de sueños de algún día volver a ser libres, porque mientras siga habiendo un nieto desaparecido, no habrá justicia, ni olvido, ni perdón.
 
La Opinión Popular

NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar