La Opinión Popular
                  06:21  |  Domingo 19 de Agosto de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
“Tenemos inflación, recesión, desempleo, endeudamiento y riesgo de default. Todo gracias a Macri, que en vez de resolver los problemas de la década K, los potenció. Y encima debemos bancarnos al FMI”. Alberto Fernández
Recomendar Imprimir
Sociedad e Interés General - 07-02-2018 / 18:02
EFEMÉRIDES HISTÓRICAS

La increíble batalla del Juncal contra el Imperio esclavista de Brasil

La increíble batalla del Juncal contra el Imperio esclavista de Brasil
El 08 de febrero de 1827 comenzaba la Batalla de Juncal. ¿El resultado? Fue increíble. Doce buques del Imperio de Brasil fueron apresados, tres incendiados y dos escaparon. Por su parte, la flota argentina no perdió ninguna nave.
El 08 de febrero de 1827 comenzaba la Batalla de Juncal. El Almirante Guillermo Brown, comandando las escuadras de las Provincias Unidas del Río de la Plata, y el capitán de fragata Jacinto Roque de Sena Pereira al frente de la flota del Imperio esclavista de Brasil, se enfrentaban en el curso superior del Río de la Plata, ya que esta última intentaba obtener el control del Río Uruguay.
 
¿El resultado? Fue increíble. Doce buques del Imperio de Brasil fueron apresados, tres incendiados y dos escaparon. Por su parte, la flota argentina no perdió ninguna nave.
 
Así, la inteligencia militar y conducción por parte de las Provincias Unidas logró frenar el avance de la división brasileña que intentaba obtener el control de la zona para promover la separación de las provincias del litoral argentino. La batalla representó el mayor triunfo de la escuadra argentina, y Brown fue recibido con fogatas y orquestas. Se había convertido en el hombre más popular de la República.
 
La Opinión Popular

Con doce buques apresados, tres incendiados y sólo dos que pudieron escapar, la batalla implicó una considerable pérdida para los brasileños y representó el mayor triunfo de la escuadra argentina.
 
En el escenario general de la guerra, frustró el intento de cortar las líneas de la fuerza expedicionaria y de liberar el río Uruguay para una ofensiva sobre el litoral argentino, que posiblemente hubiera puesto fin a la Confederación misma o, al menos, hubiera producido la escisión de sus provincias litorales.
 
En Buenos Aires, Brown fue recibido con fogatas y orquestas. Se había convertido en el hombre más popular de la República.
 
Sena Pereira quedó prisionero de Brown. Este reconoció su valentía y lo recomendó a su gobierno, "por su bravura e intrépida defensa, que lo presentan como un compañero de armas". No obstante, Sena Pereira se fugó, faltando a la palabra empeñada. A principios de 1829, sería uno de los que entregaran la plaza de Montevideo a los orientales.
 
La victoria naval republicana en Juncal fue seguida rápidamente por la terrestre del 20 de febrero de 1827 en Ituzaingó34 y la del 28 de febrero de 1827 en la Batalla de Carmen de Patagones.
 
A partir de ese momento, la situación del conflicto llegó a un punto muerto: el Imperio había sido vencido militarmente en varios frentes, pero las Provincias Unidas aún no lograrán controlar Montevideo y Colonia, las dos mayores ciudades de la Banda Oriental, que aún estaban bajo el control de Brasil.
 
Con la batalla de Monte Santiago, Brasil logró imponer supremacia naval: tras Monte Santiago ya no se podría combatir más en "línea de fila", ya no sería posible enfrentar abiertamente a unidades enemigas de mediano o mayor poder.
 
La flota argentina quedó reducida a unas pocas goletas y cañoneras que solo alcanzaban para defender el puerto, hostigar los avances imperiales sobre el puerto del Salado al sur y por el norte dar apoyo de convoy a los transportes de refuerzos y abastecimientos al frente oriental.
 
Esta situación conduciría finalmente a la firma de la Convención Preliminar de Paz, por la que la Provincia Oriental - se independizó como el Estado Oriental del Uruguay.
 
Fuente: Wikipedia

Agreganos como amigo a Facebook
18-08-2018 / 19:08
18-08-2018 / 19:08
16-08-2018 / 18:08
Oscar Alfredo Gálvez nació en Caballito el 17 de agosto de 1913. Fue Campeón en Turismo de Carretera y en Pista (en 1947 y 1948); y en TC en 1953, 1954 y 1961. Adhirió fervorosamente al peronismo.
 
Escribió parte de la historia del automovilismo argentino, junto con su hermano Juan, y el menor Roberto, aunque éste último sólo asomó a este deporte. Hijos de una familia porteña, en que el padre era mecánico, desde chicos sintieron su pasión por los fierros, lo que hizo que Oscar se sintiera "mecánico", y dejara la escuela primaria, después de intentar tres veces cursar el 4º grado.
 
Los hermanos Gálvez fabricaban sus propios autos, rígidos, duros, cuadrados, pesados, prepararon el auto para que Oscar corriera en 1937 las Mil Millas Argentinas, y Juan logró acompañarlo, modificando su documento, pues era todavía menor de edad, y el anecdotario señala que perdieron el segundo puesto por perder tiempo en cambiar la correa que ataba el capot (que se cortaba por ser un cinturón común de pantalones).
 
En 1939 participaron en el Gran Premio Getulio Vargas, en que los Gálvez rompieron el diferencial, lo ataron con alambre y continuaron, pero sobre el final volcaron, se reacomodaron y llegaron segundos, atrás de Juan Manuel Fangio.
 
En 1940 tuvieron un tremendo vuelco al caer a un precipicio, y decidieron comenzar a usar casco. Oscar -lo que son las épocas- consiguió uno de paracaidista y Juan otro de los que usan en los tanques de guerra.  Esos eran los tiempos con anécdotas pintorescas de los pioneros de esta actividad.
 
La Opinión Popular

16-08-2018 / 18:08
16-08-2018 / 18:08
NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar