La Opinión Popular
                  01:47  |  Martes 19 de Junio de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
Lo dijo el doctor René Favaloro hace 20 años: “Con el aborto legal no habrá más ni menos abortos, habrá menos madres muertas. El resto es educar, no legislar”.
Recomendar Imprimir
Entre Ríos - 18-12-2017 / 07:12
PANORAMA POLÍTICO PROVINCIAL

Bordet al lado de Macri: ¿Qué motiva pagar tan alto costo político?

Bordet al lado de Macri: ¿Qué motiva pagar tan alto costo político?
“Vivimos revolcaos en un merengue y en el mismo lodo todos manoseaos....” Lo escribía Enrique Santos Discépolo en Cambalache allá por 1934 para explicar su siglo XX, pero ahora en el Congreso nacional, el “merengue” lo hicieron los diputados y los jubilados fueron los “manoseaos”. Y el gobernador Bordet se encuentra ante el dilema político de apoyar al gobierno de Macri en una medida sumamente antipopular: 100 mil millones de pesos menos en los bolsillos flacos de los jubilados. ¿Para qué le sirve al peronismo quedar pegados a Cambiemos? ¿Qué sentido tiene la sobreactuación de Bordet con Macri?
El gobernador Gustavo Bordet se encuentra ante uno de los momentos políticos más complejos de su gestión. Apoyar al gobierno gorila de Macri en una medida sumamente antipopular: 100 mil millones de pesos menos en los bolsillos flacos de los jubilados.
 
Si esta medida pasa, seguramente vendrán otras de este tipo: ¿la reforma laboral a favor de los empresarios y en contra de los trabajadores será la siguiente? ¿Seguirá Bordet tropezando con la misma piedra? Un gobierno nacional en minoría legislativa, pero fortalecido tras las últimas elecciones parlamentarias, busca acelerar en el Congreso las reformas con la complicidad de los gobernadores del PJ.
 
La alianza Cambiemos, a pesar de presentarse como lo "nuevo", toma, de la historia política reciente, lo peor. Del menemismo toma el neoliberalismo; de la "Revolución Libertadora", la gorilización y el antiperonismo; de la dictadura genocida, la desaprensión frente a las desapariciones y muertes como las de Maldonado y Nahuel; y, por si faltaba algo, la delarruización tuvo su máxima expresión la semana pasada con una represión insensata en el Congreso y alrededores.
 
¿Para qué le sirve al peronismo quedar pegados a Cambiemos? ¿Qué sentido tiene la sobreactuación de Bordet con Macri? Aparece ante los entrerrianos como un gobernador que no tiene independencia del gobierno nacional ni muestra gesto alguno de rebeldía, dependiente de la coparticipación y los envíos de fondos especiales para paliar el rojo de la caja de jubilaciones.


Pero es hora de explicar los acuerdos con Macri y debería decirlo claramente. El peronismo se lo reclama a gritos y la sociedad entrerriana también.
 
La Opinión Popular

 
"Vivimos revolcaos en un merengue y en el mismo lodo todos manoseaos...." Lo escribía Enrique Santos Discépolo en Cambalache allá por 1934 para explicar su siglo XX, pero ahora en el Congreso nacional, el "merengue" lo hicieron los diputados y los jubilados fueron los "manoseaos".
 
Sin embargo, todo terminó en un día de furia, con violencia y heridos en las calles, gritos y tumultos en el Parlamento y el levantamiento de la sesión, con una inesperada derrota política del macrismo, que ahora busca retomar la iniciativa. ¿A quién no se le cruzaron por un instante las imágenes de 2001 por la violencia represiva?
 
Es que algunos hicieron mal los cálculos y creyeron que la polémica reforma previsional "salía con fritas" tras el acuerdo del gobierno de Mauricio Macri con 23 de los 24 gobernadores. Así, Cambiemos perdió en dos terrenos; en el que se desenvuelve mejor como lo es el de la comunicación y en el de la preparación de la sesión parlamentaria.
 
En el primero, la difusión por todos los medios de que le estaban metiendo la mano en el bolsillo a la clase pasiva, y mintiéndole sobre todo, fue un repulsivo social que generó una opinión adversa -propició el fracaso posterior-; en el segundo, por más que contase supuestamente con el quórum dudoso y los votos necesarios, la oposición K le manejó la Cámara Baja. Y lo festejó. Habrá que ver qué preparan para mañana. La atención pública estará puesta en el Congreso.
 
Los recursos que se saquen a los jubilados se usarán para financiar a la gobernadora María Eugenia Vidal. La compensación con un bono, anunciada el viernes, tras la convocatoria urgente de un grupo de ocho gobernadores, es una verdadera burla y desnuda aún más las improvisaciones que rodean al proyecto.
 
Gustavo Bordet no escapó de las esquirlas del enredo y hasta se puso en duda el alcance del compromiso que hizo frente al Gobierno nacional de acompañar las reformas promovidas por el macrismo. La situación lo obligó a salir otra vez a la cancha a jurar que está del lado del poder central, aunque desde el macrismo le hayan sacado una amarilla de advertencia. Y Rogelio Frigerio lo observa con desconfianza.
 
Retrocedió unos pasos, pero mañana buscará levantar el aplazo del macrismo. Y desea hacerlo, no quiere quedar mal parado frente a Macri, especialmente para 2018, un año que pinta bastante duro desde lo económico. Toda mínima ayuda que pueda recibir el año que viene desde la Nación será bien recibida; para eso, busca hacer buena letra.
 
A su estilo, Bordet viene repitiendo que va a acompañar al gobierno gorila de Macri. Es que prometió diputados propios sentados en el recinto para levantar las manos por la modificación a la baja del sistema de pago a los jubilados y los "prometidos" no ocuparon sus bancas. O las ocuparon intermitentemente. Se sobrestimó el compromiso de los gobernadores y su capacidad de direccionar el voto de los diputados.
 
El titular del Poder Ejecutivo provincial, en la sesión de mañana sólo puede garantizar por ahora la presencia de Juan José Bahillo y Mayda Cresto, y para el quórum solamente, porque ninguno de ellos dos está convencido de la causa macrista. Dos votos. Los de Julio Solanas y Juan Manuel Huss están lejos de su órbita de influencia. Y no será lo mismo hablar de dos y poner sólo una. Uno solo marca diferencia, un único voto habilita victorias y promueve derrotas.
 
Sin embargo, Bordet pondrá la cara para asumir los costos; porque un nuevo fracaso parlamentario del macrismo le puede salir caro a él. Por lo menos es lo que se desprende de las advertencias de los funcionarios macristas, de los de la primera y los de la última línea.
 
Todo este engranaje extorsivo se da en una difícil coyuntura económica para la provincia. Lo que todavía está por verse es cuál será el costo político que debará pagar Bordet por asumir esta posición y como quedará el PJ de Entre Ríos frente al 2019.
 
Todo esto nos plantea una pregunta de fondo: ¿Cuáles son las razones reales que llevan a Bordet a pagar el alto costo político de acompañar a Macri en una medida tan impopular, sobre todo para los peronistas, como la reforma previsional contra los jubilados?
 
La respuesta más repetida por los oficialistas locales en off the record es, resumidamente, la siguiente: La provincia está complicada, Sergio Urribarri la dejó en rojo. Con la eliminación de recaudación de impuestos coparticipables, con la caída de la actividad económica y el aumento de la inflación, la provincia es casi inviable, tal como está.
 
La gestión provincial se endeuda sólo para pagar sueldos. Ese fue el motivo de a la colocación de títulos en EE.UU., básicamente poder pagar el aguinaldo. "Si estamos peleados con Nación ni siquiera vamos a poder endeudarnos", así lo resumen los lenguaraces del oficialismo provincial.
 
Ahora bien, si este es el panorama, Bordet tal vez debería sincerarlo. Ser más grafico, más preciso y detallista sobre la "pesada herencia". Es cierto que ya habló en algunas ocasiones de los problemas fiscales, de la situación recibida, pero nunca lo hizo con la claridad necesaria.
 
La falta de explicación de Bordet sobre su apoyo a una medida polémica como esta es un déficit político real. El costo interno, dentro del peronismo, es más alto en términos de valoración social que la desquiciada interna del PJ de agosto de este año.
 
No alcanza el discurso institucionalista que reza que no es una oposición obstruccionista o desestabilizadora. Tampoco es suficiente el planteo del acuerdo de los gobernadores con el Ejecutivo Nacional. Bajarle groseramente las jubilaciones a millones de argentinos no fue la letra de ningún acuerdo que se haya hecho público entre los gobernadores y el presidente. También es cierto que, a la última reunión de Macri con los gobernadores (post fracaso en Diputados), muchos mandatarios provinciales no fueron.
 
El amplio sector peronista de la sociedad reclama una explicación más sincera, tangible, de que por qué se acompaña esta ley contra los jubilados. En estos momentos, la relación de Bordet con Macri debe ser explicada y fundamentada.
 
Mayda Cresto ensayó una escena de teatro posmoderno con un mensaje a un grupo de whatsapp (qué oh sorpresa! se viralizó y llegó a todos los medios) argumentando las presiones y razones del voto, pero eso no es serio, ni suficiente.
 
Es un error o una picardía apenas, que lejos está de servir de argumento para alguien, ni siquiera para justificar a Mayda. Tampoco se habló de cómo heredó la gestión Bordet, ni lo que hizo Urribarri en su último mandato. Lo que planteó la diputada nacional entrerriana es sesgado y sin perspectiva de lo que nos aguarda.
 
Bordet se encuentra ante uno de los momentos políticos más complejos de su gestión. Apoyar a Macri en una medida sumamente antipopular: 100 mil millones de pesos menos en los bolsillos flacos de los jubilados. Si esta pasa, seguramente puedan venir otras de este tipo: ¿la reforma laboral será la siguiente? ¿Seguirá tropezando con la misma piedra? Un gobierno nacional en minoría legislativa, pero fortalecido tras las últimas elecciones parlamentarias, busca acelerar en el Congreso las reformas con la complicidad de los gobernadores del PJ.
 
La alianza Cambiemos, a pesar de presentarse como lo "nuevo", toma, de la historia política reciente, lo peor. Del menemismo toma el neoliberalismo; de la "Revolución Libertadora", la gorilización y el antiperonismo; de la dictadura genocida, la desaprensión frente a las desapariciones y muertes como las de Maldonado y Nahuel; y, por si faltaba algo, la delarruización tuvo su máxima expresión la semana pasada con una represión insensata en el Congreso y alrededores.

 
¿Para qué le sirve al peronismo quedar pegados a Cambiemos?  ¿Qué sentido tiene la sobreactuación de Bordet con Macri? Aparece ante los entrerrianos como un gobernador que no tiene independencia del gobierno nacional ni muestra gesto alguno de rebeldía, dependiente de la coparticipación y los envíos de fondos especiales para paliar el rojo de la caja de jubilaciones. Pero es hora explicar los acuerdos con Macri y debería decirlo claramente. El peronismo se lo reclama a gritos y la sociedad entrerriana también.
 
La Opinión Popular

Agreganos como amigo a Facebook
17-06-2018 / 13:06
16-06-2018 / 16:06
15-06-2018 / 11:06
15-06-2018 / 10:06
13-06-2018 / 11:06
NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar