La Opinión Popular
                  08:09  |  Jueves 19 de Julio de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
“Quienes votaron a Macri aceptaron sacrificarse hoy para estar mejor mañana, pero están cada vez más descreídos. Ahora, lo que va a quedar va a ser peor que lo que dejó Menem”. Beatriz Sarlo
Recomendar Imprimir
Entre Ríos - 03-12-2017 / 17:12
DIJO QUE LOS SENADORES DEBERÁN EXPLICAR AL PUEBLO POR QUÉ LA VOTARON

Julio Solanas y la reforma previsional: No se trata de hacer caso o no, sino de pensar en los jubilados

Julio Solanas y la reforma previsional: No se trata de hacer caso o no, sino de pensar en los jubilados
"Uno brega por un estado eficiente. Eso no está en discusión. Ahora, no a costa de las variables del ajuste, echando trabajadores, o echando mano a los más débiles de la sociedad, que son los jubilados", puntualizó Julio Solanas. "Es criminal quitarle el 20% del salario a una persona que cobra 7500 pesos. Este gobierno hace esto, en lugar de que las mineras paguen impuestos", sentenció. Foto: Blas García para La Opinión Popular
 
El proyecto de reforma previsional obtuvo media sanción en la Cámara de Senadores, con el apoyo de algunos legisladores del PJ, entre ellos los entrerrianos Pedro Guastavino y Sigrid Kunath. El diputado nacional del Frente para la Victoria (FpV), Julio Solanas, entendió que los senadores que apoyaron con su voto la reforma previsional "tendrán que manifestarle al pueblo entrerriano, al pueblo argentino, por qué lo hicieron". "No se trata de hacer caso o no, sino de pensar en los viejos, en los míos, en los del gobernador, y en todos".

 
Solanas, que ya había adelantado su oposición a las reformas que pretende instrumentar el gobierno nacional, entendió que los senadores "tendrán que manifestarle al pueblo entrerriano, al pueblo argentino, porqué lo hicieron".
 
Para el diputado "cercenar cualquier posibilidad de derechos de nuestros mayores es criminal y genocida, con eso no se puede jugar", sostuvo al reiterar que votará en contra de esta ley y de aquellas que "afecten los derechos de los trabajadores".
 
"Cuando el presidente manifiesta que todos tenemos que hacer el esfuerzo, lo tienen que hacer los que más tienen, los que más tienen que tributar, los que no pagan sus impuestos, los que sacan su dinero para evadir impuestos en paraísos fiscales, no se le puede pedir el esfuerzo a los más de tres millones de ciudadanos que cobran algo así como siete mil pesos y muchos han dejado de percibir el ciento por ciento por remedios del PAMI y muchos pagan un alquiler", cuestionó.
 
También criticó la ampliación de la edad jubilatoria que afecta "los derechos de los que están trabajando, pero también de nuestros jóvenes que pueden ocupar el lugar del que se jubila".
 
Respecto al perjuicio que esta reforma trae para los jubilados recordó: "Se habían conseguido dos aumentos anuales y ahora va a ser de acuerdo al índice de inflación trimestral. Ya está demostrado que van a perder 7, 8 y 10 puntos los jubilados el próximo año".
 
"Cómo en la Argentina podemos votar una cuestión que afecta decididamente los intereses de nuestros mayores", interrogó Solanas y acusó al Senado de ser "una escribanía".
 
También consideró "un artilugio" que se haya votado con la actual conformación en el Senado, pero "en Diputados quieren votarlo con la nueva".
 
El voto a libro cerrado, concluyó, "es nocivo para la república y la democracia".
 
"Pero aparte, la Nación vive pidiendo y exigiendo ajustes y que hagamos las cosas bien. Pero la Nación no muestra cómo está haciendo las cosas. Día a día crece la deuda externa y el déficit fiscal, que no se tiene que cerrar a costa de los jubilados y pensionados".
 
"Cuando se habla del Pacto Fiscal, la Nación constituye una intromisión en las provincias, que les manda cómo administrar. Yo no quiero ser agorero, sino que tengo profunda esperanza. Reformar, es ir para adelante. Es mejorar. Acá, se habla de quitar derechos, y creo que es insostenible, desde todo punto de vista".
 
"Uno brega por un estado eficiente. Eso no está en discusión. Ahora, no a costa de las variables del ajuste, echando trabajadores, o echando mano a los más débiles de la sociedad, que son los jubilados", puntualizó.
 
"Nosotros queremos dar el debate, que no se ha dado en la provincia de Entre Ríos. Casi nadie habla de lo que estoy hablando. Pienso en esto, y me viene a la memoria el Gallego Esparza, en la gente que tiene miedo de perder su trabajo, o el que ya lo perdió. Cuando uno piensa en esto, no se puede hacer más que recordar que el peronismo tiene como bandera fundamental la defensa irrestricta de los derechos de los trabajadores".
 
"Es criminal quitarle el 20% del salario a una persona que cobra 7500 pesos. Este gobierno hace esto, en lugar de que las mineras paguen impuestos", sentenció.
 
Fuente: Radio La Voz
 

Agreganos como amigo a Facebook
18-07-2018 / 16:07
18-07-2018 / 12:07
17-07-2018 / 17:07
17-07-2018 / 00:07
Frente al futuro oscuro que impone el acuerdo de Mauricio Macri con el FMI, los gobernadores del PJ advirtieron, con tonadas y énfasis diversos, que no se someterán dócilmente a los recortes resueltos en la Casa Rosada. Ni de peronismo hablamos: apenas es defensa propia.
 
Aunque, lo real es que la oposición hoy está entre la espada y la pared, ya que si se opone y no aprueba el proyecto 2019, el gobierno de Macri amenaza seguir con el presupuesto 2018, que perjudicará notablemente a las provincias. Por ello, un grupo de gobernadores justicialistas está preparando una propuesta alternativa.
 
En el interior del país, a Horacio Rodríguez Larreta lo llaman irónicamente "el príncipe de Dubai". Grafican de ese modo la riqueza presupuestaria de la ciudad de Buenos Aires en comparación con las provincias argentinas. Con esa mezcla de humor e intencionalidad política, argumentan que la Capital Federal debe absorber una parte significativa del ajuste que pretende el Gobierno de los CEOs.
 
La mira de los gobernadores y legisladores del interior está enfocada de ese modo no sólo por la histórica demanda federal frente al centralismo porteño, sino también porque la Capital es el distrito de origen del macrismo, su base política. De ahí que se considere que si Macri reclama un fuerte recorte de gastos, entonces el achique "debe empezar por casa".  Y la casa del PRO es Buenos Aires.
 
En números, la pretensión de los gobernadores del interior -un bloque más o menos homogéneo con el que negocia la Casa Rosada- es que la Capital y la provincia de Buenos Aires se hagan cargo de al menos $80.000 millones de los $150.000 millones de ajuste que reclama Macri a las provincias. Una suma idéntica correría por cuenta de la Nación.
 
Vidal y Larreta se enfrentan, en este marco, a una fuerte presión política para que la Nación les traspase las empresas de distribución eléctrica Edenor y Edesur, y la de aguas Aysa. Además están los $70.000 millones que el año pasado destinó el Estado nacional a subsidios al transporte público -colectivos, trenes-, $ 66.000 millones se aplicaron al área metropolitana de Buenos Aires. La consecuencia es notoria: las tarifas son más caras en el interior del país.
 
Por otra parte, la idea de Macri es que las provincias utilicen créditos de organismos internacionales, como el BID o el Banco Mundial, para hacer las obras que no financiará más el Gobierno Nacional. Para cortar cintas durante el año electoral habrá que endeudarse. La cuestión es que el aval debe darlo la Nación. Además, se les pedirá a los gobernadores que financien temas que hoy se ejecutan con fondos nacionales, como el pago del Incentivo docente y programas de salud.
 
En resumen, ¿qué implicaría para las provincias acompañar el ajuste del FMI? En principio, recortar el gasto salarial y de bienes y servicios hasta el 1,2% del PBI. Y adaptarse a un tope de aumento de sólo el 8% para los empleados públicos en 2019.
 
La Opinión Popular

16-07-2018 / 17:07
NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar