La Opinión Popular
                  22:29  |  Viernes 21 de Septiembre de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
“Macri sigue emitiendo deuda y se olvida de la Salud, la Educación, el Medioambiente y la Cultura. Le recorta los ingresos a los jubilados pero perdona al Grupo Macri su deuda con el Correo Argentino”. Pino Solanas
Recomendar Imprimir
Nacionales - 12-11-2017 / 10:11

La extendida percepción de que Macri gobierna para los ricos

La extendida percepción de que Macri gobierna para los ricos
“Esta es la primera encuesta que hacemos después de las elecciones –resalta Bacman–. Entonces lo que vemos es que Cambiemos logró un buen resultado electoral sobre la base de un contenido presuntamente ético, dedicado a luchar contra la corrupción (algo que un importante porcentual de argentinos venía pidiendo), potenciado por un segmento de la sociedad que se caracteriza por un fuerte rechazo al modelo del kirchnerismo. En la vereda de enfrente, los opositores no encontraron una opción única y contundente para enfrentar al oficialismo. Incluso, un peronismo dividido, terminó otorgando ventajas comparativas que fueron sustanciales para que Cambiemos se alce con el triunfo”.
Pasadas las elecciones, el ciudadano común volvió a la vida "normal" con una enorme preocupación por la situación económica y una gran mayoría -siete de cada diez - manifestando que no se llega a fin de mes y el gobierno de Mauricio Macri beneficia a los más ricos.
 
En ese marco, estallaron las propuestas de reforma jubilatoria, impositiva y laboral. Y lo más llamativo es que pese al buen resultado electoral de la alianza Cambiemos la gente reafirma su desconfianza y su rechazo.
 
Seis de cada diez dicen que la reforma impositiva no los beneficiará y la casi totalidad -nueve de cada diez personas- dicen que los que más impuestos pagan son la clase media y los sectores de menos recursos. Una enorme mayoría también opina que la reforma laboral y la reforma impositiva mejorarán las ganancias de las empresas, frente a una nítida minoría que cree que crearán trabajo.
 
Para colmo, está extendido el diagnóstico de que el nuevo cálculo de los aumentos para los jubilados será perjudicial para la llamada clase pasiva. Seis de cada diez personas afirman que los jubilados están hoy peor que hace dos años.
 
Las conclusiones surgen de  una amplia encuesta nacional, realizada por el Centro de Estudios de Opinión Pública (CEOP), que lidera el sociólogo Roberto Bacman. En total se entrevistaron 1500 personas de todo el país, respetándose las proporciones por edad, sexo y nivel económico social. La encuesta fue telefónica y se terminó de procesar el viernes.
 
"Tras las elecciones llegaron las noticias económicas menos esperadas por la gente -señala Bacman-: aumento de tarifas, la inflación que no desciende, la economía que no arranca en forma definitiva y el anuncio de reformas. Todo esto no hace más que despertar un marcado nivel de preocupación. Para colmo de males, la esperanza de mejoras económicas se diluye día a día. La gente no percibe prosperidad alguna que pueda influir en su vida cotidiana. Y dicha percepción es lo que importa".
 
"Por consiguiente, no debe extrañar a nadie que la economía reaparezca en el centro de la escena y vuelva a convertirse, por lejos, en la principal preocupación de los argentinos, incluso con una notable tendencia al crecimiento. Percepción de ingresos que no alcanzan para llegar a fin de mes y la tan temida inflación, son los factores que más pesan en esta preocupación".
 
Este es el cuadro de situación que explica que, pese al buen resultado electoral, los encuestados vuelven con la dura mirada sobre la administración Macri: que beneficia a los más ricos y que la economía es evaluada mal o muy mal.

 
UNA ABRUMADORA MAYORÍA RECHAZA LAS REFORMAS LABORALES, JUBILATORIAS E IMPOSITIVAS
 
Preocupados y desconfiados
 
Los comicios no diluyeron la mirada de fondo de la mayoría de los argentinos respecto de que la administración de Mauricio Macri gobierna para los empresarios y los sectores de mayores recursos. Eso es lo que crea la enorme desconfianza respecto de las reformas propuestas en los últimos días.
 
 
Es una flexibilización laboral
 
"Los desasosiegos que surgen como producto de la economía -explica Bacman- vuelven a hacerse presentes. Dos indicadores son más que elocuentes: para siete de cada 10 argentinos cada día hay más gente que le cuesta llegar a fin de mes y la opinión de que este es un gobierno que se preocupa más por la clase alta sigue presente en el imaginario de casi seis de cada diez argentinos. Un valor que se repite de manera constante desde que Cambiemos asumió la presidencia".
 
 
Trabajo
  
Por supuesto que los rechazos respecto de la reforma laboral son categóricos. "No debe esperarse cambio alguno en las expectativas de la sociedad con respecto a esta reforma -insiste el titular del CEOP-. Los únicos que se terminarán beneficiando son las grandes empresas se convierte en el principal concepto internalizado. Vuelve a hacerse presente el hilo conductor que relaciona a la totalidad de los datos obtenidos: para cinco de cada diez, las que en definitiva se favorecerán con la reforma son las grandes empresas, que además podrán incrementar de manera notable sus ganancias. Eso opina el 63,6 por ciento. Tan solo uno en diez contesta que los beneficiados pueden ser los trabajadores en relación de dependencia y apenas un 26,8 expresa su esperanza de que la reforma aumente la oferta laboral".
 
 
¿Más impuesto o más ganancia?
 
Está instalada la idea de que se busca imponer una flexibilización laboral, el banco de horas que le da enorme poder a la empresa y liquida las horas extras, así como un supuesto fondo para la propia indemnización de despido del trabajador. Para Bacman, "todo eso enciende alarmas fuertísimas, en tanto y en cuanto es la memoria colectiva la que se pone en alerta. Lo menos esperado, lo que remite a uno de los efectos indeseados de la convertibilidad de los noventa, vuelve a impactar en el imaginario colectivo. En síntesis, los argentinos se perciben lejos de estas reformas. No creen que los beneficie ni les vaya a cambiar un ápice su vida cotidiana".
 
El resumen es categórico: el 64 por ciento dice que la reforma laboral lo beneficiará poco y nada a corto y a mediano plazo. Apenas el 26 por ciento piensa que le puede resultar beneficioso. 
 
 
Impuestos
  
Respecto de la reforma impositiva, la base de las opiniones sigue siendo la misma. "En realidad el combo es complejo -señala Bacman-: más de la mitad de los entrevistados (54,7 por ciento) muestra su convencimiento que esta posible reforma impositiva sólo servirá para aumentar las ganancias de las grandes empresas. Razonamiento más que lógico, si se tiene en cuenta que la mayoría sigue pensando que esta gestión favorece a los sectores sociales más acomodados".
 
Desde ya que la amplísima mayoría de los encuestados piensan que el peso de los impuestos recae en la clase media y los sectores de menores recursos. Se parte de una situación concreta en que la mayoría dice que no llega a fin de mes y en ese cuadro entran las tarifas e impuestos que juegan un enorme papel en la economía familiar.
 
 
¿Cree que usted se beneficia?
 
En el trasfondo también está la percepción de que hay privilegiados: enormes negocios financieros en los que se pagaron y se pagan impuestos mínimos y además gigantescos escándalos con los millones que fueron apareciendo en paraísos fiscales como en los Panamá Papers y ahora en los Paradise Papers, producto -como mínimo- de evasión impositiva. La frutilla del postre son las rebajas en las retenciones y las increíbles cifras que aparecieron en el blanqueo, también fruto de la evasión. "Los sectores más bajos de la pirámide social, sienten que con relación a lo impositivo, son los que siguen poniéndole el cuerpo a las balas", concluye Bacman.
 
 
Tensión
  
"Desde el punto de vista ideológico -redondea el titular del CEOP-, esta reforma, si se aprueba así como ha trascendido, no hará más que seguir tensando la cuerda que divide a los argentinos. La actual gestión se enfrenta a una situación que con el correr de los meses se le puede venir en contra. Es cierto que cuenta con el apoyo incondicional de los argentinos que pertenecen al segmento de los oficialistas. Pero es cierto también, que si la situación que hoy se detecta se mantiene o profundiza, corre el riesgo que en el camino se queden muchos independientes que ya están frunciendo el ceño y lo fruncirán todavía más si ven que, en la economía, los beneficiados son siempre los mismos".
 
Por Raúl Kollmann
 
Fuente: Página12
 

Agreganos como amigo a Facebook
La extendida percepción de que Macri gobierna para los ricos
La extendida percepción de que Macri gobierna para los ricos
21-09-2018 / 10:09
El ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne, volvió ayer al Congreso para defender el proyecto de Presupuesto 2019, ya arreglado con la directora del FMI, Christine Lagarde. De hecho ayer, como salido de un manual, el organismo respaldó la iniciativa que prevé un ajuste mayor al actual.
 
El objetivo es el déficit cero a como dé lugar, por ejemplo, subiendo el impuesto a las Ganancias, para que sean los trabajadores los que más paguen.
 
Dujovne negó algunos rumores de las últimas jornadas: como un megacanje para reestructurar la deuda o un plan de convertibilidad para volver al 1 a 1, que implicaría más miseria, más destrucción de empleos y salarios más bajos.
 
Desde la oposición, las críticas se centraron en las modificaciones en la Pensión Universal para el Adulto Mayor (PUAM) y en las futuras jubilaciones que se pagarán en zonas desfavorables; el costo del dólar y la inflación presupuestados; los fondos para las universidades; el financiamiento de la PPP y el peso de la deuda pública, entre otras cuestiones.
 
El ministro confirmó que la "salida" de la crisis que emprenderá el Gobierno de los Ricos irá por la vía más recortes, y que gobernadores y legisladores acompañarían un Presupuesto que contiene un ajuste durísimo contra el pueblo trabajador.
 
Sin reconocer errores propios, Dujovne justificó la compleja coyuntura en la "serie de shocks" que sufrió el país como explicación del derrumbe actual. Lejos de la autocrítica, aseguró que uno de esos "shocks" fue la causa de los "cuadernos de las coimas", a la que definió como una "orgía de corrupción" que atenta contra la confianza de los inversores.
 
No dijo Dujovne que de esa "corrupción" de la Patria contratista, a la que se deben muchos de los dramas actuales, hubo una familia que en tiempos del kirchnerismo y desde mucho antes, desde la última dictadura militar, se llevó la mayor tajada: los Macri.
 
La Opinión Popular

21-09-2018 / 08:09
Un nuevo récord negativo para el gobierno de Mauricio Macri. La caída del consumo y de la actividad económica, los más de 13 millones de pobres que viven despojados de todo, se explican por otro dato negativo: el aumento del desempleo, que en el segundo trimestre del año afectaba a casi dos millones de argentinos.
 
La crisis económica generada por la incapacidad de Macri hizo estragos en el mercado laboral: En porcentajes, la suba de la desocupación asciende al 9,6% de la población económicamente activa, un salto que no se vio en doce años, desde 2006. El empleo registrado viene en caída y se deriva en parte al empleo no registrado (es decir la relación de dependencia en condiciones de informalidad), y el cuentapropismo.
 
El panorama se agrava al contemplar la cantidad de desocupados, subocupados, ocupantes demandantes (quienes tienen que salir a buscar otro empleo porque no sobreviven con el que tienen) y entonces, los argentinos con problemas de empleo trepan a más de 7,5 millones.
 
Es el las mujeres donde se registra un mayor aumento del desempleo, aunque también del empleo, ya que son sobre todo mujeres jóvenes las que salen a buscar trabajo y no lo encuentran. La tasa de desempleo para las mujeres pasó de 9,5 % a 10,8 %, mientras que para los varones pasó de 8,2 % a 8,7 %.
 
La debacle de la economía neoliberal macrista y el presupuesto de ajuste del FMI para enviar señales a los acreedores, empuja de forma acelerada a la desocupación hacia los dos dígitos. Ya el panorama no es sólo pérdida de poder adquisitivo por la inflación y los tarifazos, sino del empleo.
 
El deterioro del empleo que refleja el Indec, es apenas una foto de los primeros impactos de los comienzos de la crisis. Lo peor, de todas formas, es que la mayoría de los especialistas prevé un alza mayor en los próximos trimestres donde anticipan que superará holgadamente los dos dígitos.
 
Es que durante el período entre abril y junio, la mayor parte de la caída económica se dio en el sector agropecuario, el cual no se caracteriza por ser mano de obra intensivo. En cambio, el freno en la actividad del comercio y la construcción -los más demandantes en términos de empleo- comenzará a reflejarse a partir de la próxima medición.
 
La Opinión Popular

20-09-2018 / 09:09
20-09-2018 / 08:09
El segundo trimestre marcó el comienzo de una recesión cuyo final nadie se anima a arriesgar. El Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC) difundió este miércoles los datos del nivel de actividad económica del país, que se registraron durante el segundo trimestre de 2018.
 
La estimación provisoria del producto interno bruto (PIB), en el segundo trimestre de 2018, disminuyó 4,2% con relación al mismo período del año anterior. El PIB desestacionalizado del segundo trimestre de 2018, con respecto al primer trimestre de 2018, arrojó una variación de -4,0%.
 
La fuerte devaluación que sufrió la Argentina hizo estragos en la economía y obviamente el nivel de actividad cayó estrepitosamente. De hecho, esta cifra se potencia mucho más, si se toma en cuenta que el primer trimestre del año había dado un crecimiento interanual del 3,9 por ciento.
 
Este resultado es explicado en gran parte por el efecto sequía en el campo, con la consecuente caída de las exportaciones (-7,5 %). Sin embargo, el plan de reducción del gasto público generó una caída del consumo público de 2,1 %, entre otros.
 
Estos números indica el comienzo de varios trimestres negativos. Esto se halla expresado en los cálculos del Presupuesto 2019, que establece una caída de más del 2 % en 2018 y de 0,5 % en 2019. Con esos datos, lo único que puede esperarse en 2018 son dos trimestres más de fuertes caídas en la actividad. De hecho, ya se habla de un porcentaje de - 6 % para el III trimestre.
 
El mayor deterioro económico se explica por el recorte de poder adquisitivo a partir de la aceleración inflacionaria, con impacto en las ventas en el mercado interno y, por consiguiente, en el empleo. En cambio, el Indec midió una mejora del 8,7% en el sector de la intermediación financiera, que es uno de los grandes favorecidos, junto a las empresas de servicios públicos, por la política económica macrista.
 
A esto hay que agregar una serie de debilidades generadas o amplificadas por la gestión de Cambiemos, como por ejemplo la libertad total para la fuga de capitales, el sobreendeudamiento, la apertura comercial y la eliminación de restricciones a la liquidación de divisas.
 
El Gobierno de los Ricos, con "el mejor equipo de los últimos 50 años", no da pie con bola y los próximos resultados serán peores ya que incluirán el efecto de la mega devaluación y de la recesión económica.
 
La Opinión Popular

19-09-2018 / 08:09
NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar