La Opinión Popular
                  17:50  |  Jueves 22 de Febrero de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
"El 90% de los que nacen pobres, mueren pobres por inteligentes y trabajadores que sean. Y el 90% de los que nacen ricos mueren ricos, por idiotas y haraganes que sean". Joseph Stiglitz, premio Nobel de Economía
Recomendar Imprimir
Nacionales - 05-11-2017 / 10:11
MIENTRAS LA OPOSICIÓN ATRAVIESA UNA CRISIS

Surgen resistencia al desafío que Macri está lanzado en todos los frentes

Surgen resistencia al desafío que Macri está lanzado en todos los frentes
Las medidas de reformas anunciadas por Macri vienen en varios frentes. Son reformas más regresivas que las del menemismo y la Alianza. Hay iniciativa y sorpresas. La CGT, de nuevo fue primereada por el Gobierno. Su reacción es muy liviana. Hay reproches al Poder Judicial. La lógica de la reforma permanente: hacer concesiones al contado versus un futuro incierto y dudoso.
Si hay algo que ha quedado claro en estas dos semanas posteriores a la victoria electoral del oficialismo, es que el presidente, Mauricio Macri, se decidió a utilizar con firmeza el poder que le renovaron e incrementaron las urnas.
 
Así lo entienden sus funcionarios, lo advirtieron los jueces, se anoticiaron los representantes del capital y el trabajo, lo padece la oposición política y lo sigue con atención una sociedad democráticamente controlante.
 
Queda por descubrir si los caminos elegidos para direccionar ese poder serán los indicados. Ésa, la de la elección de los caminos, es la decisión más compleja que tiene por delante el Gobierno, enfrascado como está en producir transformaciones profundas y en medio de una sucesión de acontecimientos que adquiere cada día un ritmo más vertiginoso.
 
El macrismo arrasó en las urnas y confía en consolidar su proyecto económico de modo similar. El abanico de anuncios, de tan ambicioso, avivó cuestionamientos de sus eventuales aliados: los gobernadores y en cierta medida la CGT. Y habrá resistencia.
 
Un conjunto unánime de ONGs-que son cantera de funcionarios macristas y fungen de aval "ético" al Gobierno- se toparon con un límite. El voto electrónico, le comunicaron al Gobierno (con rara unanimidad y buenos fundamentos) es un disparate y un peligro para la transparencia electoral.
 
La Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional (AMFJN) les cantó retruco a las críticas presidenciales al Poder Judicial.  Nuestras licencias, anunciaron los togados, son similares a las del Poder Ejecutivo o el Legislativo. Adujeron que se matan trabajando.
 
Y terminaron la regañina con un lamento de socio maltratado: "Es doloroso advertir que no se recuerde que en tiempos recientes fue la fortaleza y decisión de los jueces la que impidió el avasallamiento de la libertad de prensa y el resquebrajamiento institucional, que la población reconoció con muestras multitudinarias de apoyo". Traducido al criollo: defendimos a capa y espada tanto al multimedios Clarín como al actual Gobierno. Y así nos pagan.
 
Una pregunta atraviesa a todos: ¿Será capaz Macri de administrar con solvencia el poder que hoy acumula?
 
La Opinión Popular

 
El plan de reformas que anunció el jefe de Estado el lunes pasado disparó un debate que, como todos los debates, puede ser abordado desde lo práctico o desde lo ideológico. La necesaria búsqueda de acuerdos transitará entre esas dos variantes bajo el imperio del diálogo, una herramienta que estaba casi olvidada entre los distintos sectores.
 
Las propuestas oficiales en materia tributaria, previsional y laboral han puesto en discusión cuestiones sensibles para todos y hasta en el Gobierno se admite que las posturas oficiales que se han conocido son "de máxima", para luego poder hacerlas más flexibles en la búsqueda de consensos.
 
Dentro de esa flexibilidad, hay funcionarios que tienen opiniones diferentes y hasta se han generado discusiones fuertes entre ellos. Desde que el ministro Nicolás Dujovne informó con más detalles lo que pretende su área en materia impositiva, el clima entre Hacienda, Finanzas y el Banco Central, se ha visto enrarecido.
 
 
Las resistencias
 
Tampoco la pasó bien en la semana el ministro de Trabajo, Jorge Triaca. Fue notificado que desde el campo laboral y por fuera de la CGT, los cambios que se pretenden en la legislación serán resistidos con energía.
 
Lo que no pueden decir los triunviros de la central obrera es que desconocían los proyectos. Triaca y hasta el propio Presidente invirtieron largas horas y varias comidas discutiendo con esos dirigentes y acordando que, sin algunas reformas, la creación de empleo en el sector privado se verá limitada.
 
Sucede que estos sindicalistas no pueden admitirlo de manera pública porque piensan que sus representados se sentirían traicionados. Se quedan entonces a mitad de camino, retacean su apoyo pero tampoco resisten.
 
Talleyrand, aquel brillante consejero de Napoleón Bonaparte, decía que "la palabra se ha dado al hombre para que pueda encubrir su pensamiento". Nadie ignora que eso se hace tanto en el oficialismo como en la oposición.
 
Lanzado el debate sobre estas cuestiones de fondo del país, una pregunta atraviesa a todos: ¿Será capaz Macri de administrar con solvencia el poder que hoy acumula? Sabe, de entrada, que las estructuras tradicionales jugarán a su desgaste.
 
El otro foco de la semana, más impactante por su amplia difusión mediática, se posó sobre la Justicia. A la detención del ex ministro de Planificación Julio De Vido, se le sumó la renuncia de la Procuradora Alejandra Gils Carbó, alentada por el Gobierno desde que asumió en diciembre de 2015. Dos símbolos inequívocos de lo que fue el poder kirchnerista y también dos muestras de la descomposición política de ese sector.
 
No hubo para ellos ni la más mínima solidaridad, ni siquiera en agradecimiento a los servicios que prestaron a la causa. De Vido tuvo que decírselo por una carta pública a Cristina Fernández y ella ni se inmutó.
 
 
Sus señorías
 
La interna kirchnerista volvió a estremecerse el viernes, cuando el ex vicepresidente Amado Boudou también fue preso, engrosando lo que es ya una larga lista de nombres involucrados en la corrupción. "Nos estamos pareciendo a Brasil", repetía hace unas horas un legislador peronista que hace mucho tiempo tomó distancia de Cristina. Se refería a la cantidad de ex funcionarios que están durmiendo tras las rejas.
 
Aunque sin tanta significación política por su escasa relevancia como dirigente, el caso de Boudou era uno de los más instalados en la opinión pública. Sintetizaba la sospecha de una necesaria intervención de Néstor Kirchner en la compra de la imprenta Ciccone y a la vez el error de Cristina de nombrarlo como su vicepresidente, pese a la incomodidad del peronismo que por entonces la acompañaba. El atraso de la Justicia en tramitar la causa también se convirtió en motivo de descreimiento.
 
Pero claro, ya se ha dicho que los jueces evalúan el contexto político antes de tomar sus decisiones procesales y los votos del 22 de octubre también expresaron un reclamo de mayor agilidad para juzgar a la corrupción. Fue interesante, el jueves, el amable contrapunto que tuvieron el ministro de Justicia, Germán Garavano, y el presidente de la Corte Suprema, Ricardo Lorenzetti.
 
Mientras el primero pidió que el ajuste y las reformas llegaran también a Tribunales, el segundo recordó que el 30 por ciento de los juzgados del país están vacantes. Así, no hay cambio posible.
 
Como se ve, el desafío está lanzado en todos los frentes y encuentra a Macri en su momento de mayor poder. La oposición, en cambio, atraviesa una crisis de representación que disminuye su capacidad negociadora. De esa relación de fuerzas dependen ahora las esperanzas depositadas en las urnas.
 
Por Carlos Sacchetto - Corresponsalía Buenos Aires
 
Fuente: Los Andes 
 

Agreganos como amigo a Facebook
22-02-2018 / 17:02
El jefe de Gabinete, Marcos Peña,  señaló que "no hay ningún caso de corrupción" en el Gobierno de Mauricio Macri, dijo que la gestión que integra tiene la intención de "elevar la vara de la institucionalidad", y que el a la vez que señaló que el presidente Macri le pidió "máxima dureza y rigor"  a la titular de la Oficina Anticorrupción (OA), la militante ultra macrista Laura Alonso para que investigue a los funcionarios macristas.
 
Quienes conocen muy de cerca el funcionamiento del equipo de gobierno sostienen que Marcos Peña es el prestidigitador que se mueve detrás del trono. Por eso no extraña que haya sido él quien salió también a dar la nota y fijar el tono de lo que será la respuesta oficial a la movilización popular en la calle. El Jefe de Gabinete afirmó que "la única que faltó en el palco fue Cristina Kirchner", adjudicándole a la ex presidenta la condición de "líder intelectual" de la protesta.
 
Lo dicho deja a la vista que, frente a la falta de argumentos que emerjan como resultados de su propia gestión, el Gobierno tiene que recurrir a fórmulas que, si bien le dieron rédito en el pasado, el devenir de la política y de la propia gestión de Cambiemos han ido desgastando.
 
Es probable que los focus group manejados por los asesores de marketing comunicacional del Gobierno todavía le sigan aconsejando a Peña que alimentar como un fantasma político la presencia de la ex presidenta como la mano oculta que todo lo decide continúa aportando réditos a favor del oficialismo.
 
Quizás también el gobierno de la Alianza Cambiemos comienza a tener dificultades para encontrar en su gestión los argumentos y las razones a su favor, porque a la vista está que no puede exhibir los logros de "cambiar pasado por futuro". Sin embargo lo más revelador es que se pretende negar la evidencia de la realidad y recurren a las chicanas.
 
Quienes se movilizaron a la 9 de Julio lo que hicieron fue aprovechar una circunstancia política y un escenario para poner en acto su descontento. Casi sin importar quién o quiénes eran los convocantes y, mucho menos, entrar en la elucubración pseudo erudita de los "autores intelectuales".
 
En todo caso, habría que explicarle al Jefe de Gabinete que los verdaderos autores intelectuales de la movilización popular que ganó la calle son el presidente Macri y el "mejor equipo de los últimos cincuenta (y dos) años" que la Alianza Cambiemos puso en ejercicio para intentar quitarle derechos sociales a los argentinos en favor de las corporaciones para las que reamente trabajan y a las que sirven.    
 
La Opinión Popular

22-02-2018 / 11:02
22-02-2018 / 10:02
El Gobierno de los Ricos quiso menospreciar la masiva movilización de trabajadores  calificándola y circunscribiéndola al "acto de Moyano". Así se encargaron de titular los medios de comunicación: Clarín, La Nación e Infobae, aliados y "pauta dependientes" del macrismo. Sin embargo, la presencia multitudinaria y plural la convirtió en una manifestación opositora en todos sus términos.
 
La mal llamada "marcha de Moyano" fue masiva y contundente. Una noticia pésima para el gobierno de Mauricio Macri. Una verdadera multitud participó de la concentración de trabajadores que convocaron gremios de la CGT, las dos CTA y movimientos sociales y políticos para repudiar las medidas de ajuste salvaje neoliberal y flexibilización laboral que aplica el Gobierno de los Ricos.
 
Los organizadores calcularon 400 mil participantes. El creciente deterioro de las condiciones de vida de las amplias mayorías populares es uno de los motivos de fondo que habilitó el éxito de la movilización. El saqueo a los jubilados inició un proceso declinante para el Gobierno, que el olfato de Moyano terminó empujado a las calles una movilización que concentró la oposición social a Macri.
 
Los discursos tuvieron como denominador común la crítica al modelo económico neoliberal, la persecución a dirigentes sindicales y la necesidad de generar un polo opositor al gobierno conservador de derecha. Cambiemos sumó, a la falta de respuesta de la economía y al creciente descontento social, la pérdida de la calle que nunca tuvo. Y también el desprestigio a los dirigentes sindicales colaboracionistas que quedaron pintados de amarillo fosforescente.
 
No hay que ser un genio de la política para saber quien quedó mejor parado: Si Moyano golpeando sobre las consecuencias del ajuste neoliberal ante ciento de miles de personas o los burócratas sindicales a punto de subirse a un avión para pasear por Europa con el ministro de Trabajo, Jorge Triaca.
 
Además, Moyano sumó en la convocatoria a intendentes peronistas: pejotistas y massistas, movimientos sociales, partidos de izquierda, La Cámpora y un sector del movimiento sindical peronista. No es poco para un dirigente que estaba más para jubilarse que para pasar dar estas peleas y que el antiobrerismo de Macri empujó a la oposición activa.
 
El camionero logró sortear sin despeinarse la ofensiva del gobierno de los CEOs para dejarlo en soledad, porque juega un juego distinto a la política electoral, lo suyo es la discusión de poder descarnada en base a demostraciones de fuerza de acción directa. No se somete al voto ni espera validarse en la opinión pública. Se convirtió así en el líder de facto de la resistencia de base social al proyecto de Macri.
 
La Opinión Popular

21-02-2018 / 11:02
21-02-2018 / 11:02
 
En medio de la segunda jornada del paro de 48 horas en la actividad y previo a la movilización del sindicalismo opositor que compartirá con Hugo Moyano, el gremio bancario celebró un fallo judicial que dispuso restituir a entidad sindical la potestad de recaudar el denominado aporte solidario a los trabajadores no afiliados y a la par ordenó a las entidades financieras continuar pagando a su personal los ajustes por inflación determinados en la cláusula gatillo del acuerdo paritario 2017 hasta la firma de un nuevo convenio.
 
La medida cautelar en favor de la Asociación Bancaria (AB), dispuesta por el juez Julián Benito Flores, titular del Juzgado Civil y Comercial Nº 11 de Resistencia, Chaco, será apelada en las próximas horas por el Ministerio de Trabajo, que en enero último había resuelto la nulidad de la cuota solidaria del 1% del salario que el gremio cobrara a unos 45.000 trabajadores no afiliados. En tanto, desde las cámaras empresarias que agrupan a los bancos evitaron ayer anticipar una posición y solo señalaron que evaluarán con sus respectivos asesores letrados el camino a seguir frente la medida judicial.
 
El fallo tuvo lugar en momentos en que la negociación paritaria sectorial está estancada (los bancos ofrecieron una suba salarial de 9% con cláusula gatillo, que fue rechazada por el gremio, que insistió con un reclamo de aumento de 20%) y se profundiza el escenario de conflicto con la amenaza de nuevos paros tras la huelga de 48 horas que culminó ayer. 
NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar