La Opinión Popular
                  04:51  |  Viernes 22 de Junio de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
Lo dijo el doctor René Favaloro hace 20 años: “Con el aborto legal no habrá más ni menos abortos, habrá menos madres muertas. El resto es educar, no legislar”.
Recomendar Imprimir
Nacionales - 26-10-2017 / 09:10
UN "MANI PULITE" EN UNA SOLA DIRECCIÓN

De Vido preso: un show para el público de Cambiemos

De Vido preso: un show para el público de Cambiemos
UNA LUCHA CONTRA LA CORRUPCIÓN QUE MÁS SE PARECE A REVANCHISMO POLÍTICO. Como los romanos en el circo. Como se hacían las ejecuciones en la Edad Media. Se presentaba al reo y el público le tiraba tomates y huevos podridos. Y el héroe de la jornada era el verdugo, lugar que hoy ocupan los fiscales o los jueces ante un reo condenado el mismo día que abrieron la causa, mucho antes de cualquier condena o de la presentación de prueba fehaciente. Hubo una votación que lo condenó. Es decir, una “justicia democrática” cuyos fallos dependen de las elecciones. La próxima vez se puede hacer en la Bombonera o en el Monumental. Con público en las tribunas.
El ex ministro de Planificación Julio De Vido fue detenido ayer tras una movida circense de las fuerzas de seguridad, que lo fueron a buscar a su departamento cinco minutos después de que el Congreso votara su desafuero. La polémica Gendarmería, enviada por la ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, llegó más pertrechada que en un operativo anti-terrorista.
 
El impresionante allanamiento en la casa de De Vido ha sido uno de los shows más vistosos de los últimos tiempos, incluso con público aplaudiendo que cantaron "Sí, se puede", pidiendo su cabeza y sacándose fotos junto a los camiones blindados. Ya se sabe que ganó Elisa Carrió en la CABA y este procedimiento surge como parte de los festejos de Cambiemos. Como en el circo romano.
 
El ex ministro los dejó pagando porque se mantuvo cerca de los tribunales de Comodoro Py y a los pocos minutos estuvo en el cuarto piso. Las órdenes de detención provinieron de dos jueces, Luis Rodríguez y Claudio Bonadio. En la causa que instruye Rodríguez, sobre los acuerdos entre el Yacimientos Carboníferos Fiscales (YCF), De Vido no estaba ni siquiera indagado, pese a lo cual el fiscal Carlos Stornelli -muy allegado a Mauricio Macri- alegó que el ex ministro todavía tiene poder para obstaculizar la investigación. De Vido hoy carece de toda influencia y presencia, más todavía teniendo en cuenta que YCF es ahora manejado por el macrismo más anti-K. 
 
Al caer la tarde, De Vido fue trasladado al penal de Ezeiza, a la Unidad Hospitalaria, porque es insulino-dependiente. En una jornada normal, se inyecta dos dosis de insulina ocho veces por día. El ex ministro se negó a ponerse el casquito con el que el ministerio de Seguridad uniforma a los ex funcionarios K como si fueran jefes narcos. Y como le exigieron que use el chaleco, se lo puso debajo de su pullover. 
 
De Vido hoy está preso, pero debería haberlo estado muchísimo tiempo antes, después de haber sido indagado, procesado y condenado, cuando todos los empresarios que hoy reclaman por las reformas antiobreras de Cambiemos se ponían en fila para hacer negocios con él y los jueces cajoneaban una y otra vez las causas en su contra. Se quiso hacer una demostración con este show. Es que la Justicia argentina aparece última en todas las encuesta de imagen por la impunidad de los casos de corrupción. Por este motivo, hay una decisión desde la Corte Suprema para abajo de revertir esa imagen y por eso dieron rienda suelta a estas exhibiciones.
 
Arranca un "lava jato" argentino en una sola dirección, para encarcelar a cualquier K que se acuse o esté acusado, sin necesidad de prueba ni juicio. Está en manos de una justicia venal y servil al poder de turno y de un Gobierno de empresarios blanqueadores de capitales, fugadores de divisas, evasores impositivos, titulares de cuentas off shore de dudoso origen y acusados de recibir y repartir coimas por los negocios de la construcción, que encabezarán esta cruzada moral para sanear a la "República", tapando, eso sí, la corrupción macrista.
 
La Opinión Popular

 
Sin fueros, De Vido se entregó a la Justicia y quedó preso
 
El exministro de Planificación acabó detenido ayer tras presentarse en los Tribunales Federales de Comodoro Py, luego de ser desaforado por la Cámara de Diputados. "Manden champán a la doctora (Elisa) Carrió", expresó antes de apersonarse ante el juez
 
El exministro de Planificación Federal y actual diputado nacional Julio de Vido se entregó ayer por la tarde en los Tribunales de Comodoro Py, minutos después de que la Cámara de Diputados decidiera quitarle los fueros que le otorgaban inmunidad. Por ser insulinodependiente, fue trasladado al Hospital Penitenciario Central, ubicado en el penal de Ezeiza, donde se dispuso que su salud sea examinada durante 48 horas para que luego se determine en qué cárcel del Servicio Penitenciario Federal (SPF) se lo alojará.
 
"Manden champán a la doctora (Elisa) Carrió", expresó el legislador antes de entrar al edificio ubicado en la calle Retiro, y al entregarse ante el juez federal Luis Rodríguez fue inmediatamente detenido.
 
Antes de ser llevado al penal, el exministro fue indagado en el marco de la causa en la que se investiga el supuesto desvío de fondos públicos por las obras de remodelación de la mina de carbón de Río Turbio, en la provincia de Santa Cruz. Haciendo uso de su derecho, el exfuncionario se negó a declarar. Cabe recordar que en dicha investigación también se encuentra involucrada la UTN Regional La Plata.
 
Por otro lado, mientras De Vido permanecía con el juez Rodríguez, el magistrado federal Claudio Bonadio envió a tres funcionarios judiciales al juzgado de su colega, para que notificaran al arquitecto de su procesamiento con prisión preventiva en la causa en la que se investigan sobreprecios en la importación de Gas Natural Licuado (GNL).
 
 
El proceso
 
Para que el político pudiera ser detenido debió darse un proceso de desafuero en la Cámara baja, lo que se consiguió con amplio apoyo de la oposición, alcanzando 176 votos a favor y ninguno en contra. La quita de los fueros, pedida por los jueces Rodríguez y Bonadio, fue impulsada por Cambiemos, por lo que, al momento de la votación, el FpV-PJ, con excepción de seis legisladores que no compartían la decisión de la mayoría y eligieron participar, se ausentó del recinto y denunció una "persecución".
 
De Vido no presenció el momento en que el resto de los legisladores lo despojaban de su inmunidad parlamentaria. "Los fueros deben existir para proteger la tarea parlamentaria, pero no para eludir la acción de la Justicia", sostuvo el dirigente del PRO Pablo Tonelli, presidente de la comisión de Asuntos Constitucionales.
 
Entre los miembros del bloque kirchnerista que votaron a favor del desafuero estuvo la legisladora por la provincia de Río Negro Emilia Soria, quien argumentó su decisión al manifestar que "el pedido de tratamiento se ajusta a la ley".
 
Por otro lado, los diputados del Movimiento Evita se abstuvieron de participar del proceso y, mediante un comunicado, aseguraron que lo hacían porque "no toleramos ni somos cómplices de la corrupción, pero tampoco vamos a ser partícipes de un antecedente en el cual el poder de turno pueda vulnerar el voto popular, haciendo de su mayoría parlamentaria un tribunal para ejercer una condena sin juicio".
 
 
Una abstención
 
Entre quienes votaron el desafuero hubo una sola abstención, la del cordobés Juan Manuel Pereyra, quien pertenece al espacio de Concertación-Forja. Para el legislador no están dadas "las condiciones constitucionales de defensa en juicio", por lo que se contuvo de definirse a favor o en contra de la quita de los privilegios para el exministro, para no ser "cómplice" de la independencia de otros poderes.
 
En este marco, el abogado de De Vido, Maximiliano Rusconi, afirmó que todo lo que sucedió fue "una profecía autocumplida", y que el arquitecto permaneció "tranquilo". Además, el letrado afirmó que quienes votaron el desafuero "han cometido un daño irreparable" a la República.
 
 
Antecedentes de desafueros en el país
 
El proceso por el cual se le quitaron los privilegios parlamentarios a Julio de Vido no es el único en la historia argentina. En 1867 ya se había registrado la expulsión de un legislador por cometer delitos, pero los casos más resonantes desde que se recuperó la democracia son tres: el del exgobernador de Córdoba Eduardo Angeloz, en 1996; el de Luis Patti, quien no llegó a jurar, en el año 2005; y el de Ángel Luque en 1991.
 
Angeloz perdió sus fueros por una causa judicial por enriquecimiento ilícito. Fue absuelto en 1998 y volvió a ocupar la banca que había dejado en el Senado nacional.
 
Por otro lado, a Luis Patti los diputados le quitaron los fueros antes de que llegara a ocupar el escaño para el que había sido elegido, por cometer crímenes de lesa humanidad.
 
El caso de Luque es uno de los más polémicos, por estar involucrado en uno de los crímenes más aberrantes de la historia del país. El diputado catamarqueño realizó varias declaraciones tras la detención de su hijo, Guillermo, acusado del asesinato de María Soledad Morales, en un intento de encubrir su responsabilidad.
 
Fuentes: Hoy en la Noticia, Página12, iProfesional y La Opinión Popular
 

Agreganos como amigo a Facebook
21-06-2018 / 19:06
21-06-2018 / 11:06
Así lo señaló en una entrevista por Radio Mitre. "Esto nos obligó a ir a pedir el crédito al Fondo Monetario", agregó el nuevo titular del Banco Central. Para Luis Caputo "no hay mal que por bien no venga". El actual titular del Banco Central y ex ministro de Finanzas está hablando de la corrida bancaria que generó una importante devaluación. Lo que el ex ministro festeja implica, para la clase trabajadora, una persistente caída en su nivel de vida.
 
En una entrevista defendió las medidas que se vienen tomando y "festejó" haber terminado atando la suerte del país a un acuerdo con el FMI. "En el corto plazo estas cosas tienen costo, pero yo creo que de mediano y largo plazo no hay mal que por bien no venga, es lo mejor que nos pudo haber pasado, esto nos obligó a ir a pedir el crédito al Fondo Monetario y esto da mucho mayor certidumbre particularmente con el financiamiento, porque dependemos del financiamiento externo", señaló Caputo.
 
El funcionario también ensayó una suerte de "autocrítica" light. "Hubo algunos errores propios, también hubo problemas políticos", indicó. Renglón seguido agregó que su prioridad "es desarmar la gran pelota de Lebac". Precisamente, esa "gran pelota" fue construyéndose desde el mismo gobierno de Macri y la administración del Banco Central que impulsó la bicicleta financiera a través de ese mecanismo.
 
El titular del Central señaló además que "siempre tuvimos claro que, de alguna manera, había que acelerar más el ritmo fiscal. Lo que pasa es que, como dicen, la política es el arte de lo posible. Entonces, cuando vos tenés minoría en ambas cámaras y no tenés todo el poder necesario, hacés lo que podés".
 
La definición del funcionario confirma que el llamado "gradualismo" fue un resultado de la debilidad política del gobierno para impulsar abiertamente sus brutales planes de ajuste. Lo que el ministro considera un motivo para "alegrarse" implica una creciente caída en el nivel de vida de amplias capas de la población.
 
La devaluación del peso -que ya superó el 50 % en lo que va de 2018- se traslada crecientemente a los precios, golpeando sobre el bolsillo de la clase trabajadora. El titular del Central vuelve a demostrar la "sensibilidad" de banquero y gran empresario. Lo que es una "buena noticia" para él y los millonarios funcionarios del Pro, significa el empobrecimiento creciente para trabajadores y jubilados.
 
La Opinión Popular

21-06-2018 / 10:06
El Día de la Bandera nos dejó un sabor muy, pero muy, triste. El día fatal llegó. Ayer, el directorio del organismo internacional dio el visto bueno final para el acuerdo Macri-FMI y envió los primeros USD 15.000 millones a las arcas del Gobierno de los CEOs. Esto es lo que nos va a llevar a una situación de dependencia total hacia el Fondo Monetario Internacional, que de ahora en más dictará la política económica para la Argentina. Resignamos nuestra soberanía.
 
Pero, de los USD 32.000 millones, que se supone que el FMI nos va a dar desde acá hasta que el mandato de Mauricio Macri finalice, casi la mitad de ellos, los USD 15.000 millones otorgados ayer, están puestos exclusivamente para empezar a saldar las cuentas. Porque es claro: las deudas que tiene la Argentina superan holgadamente los USD 32.000 millones.
 
Este dinero va a ir exclusivamente al mercado cambiario, a la especulación,como si esto fuera lo más importante, y será direccionado para pagar las deudas que éste Gobierno generó, llamadas Lebacs, llamadas compromisos externos, como lo son los bonos que no eran ni son buenos para el país. Aquí también brilló por su ausencia, lamentablemente, el crecimiento, el trabajo y la producción.
 
Por otra parte, Morgan Stanley Capital International (MSCI), la empresa dedicada a calificar los mercados financieros del mundo, le otorgó la etiqueta de "Economía emergente" a la Argentina y, de este modo, nuestro país dejó de ser un mercado "de frontera", una categoría a la cual se había caído en 2009, cuando el gobierno de Cristina dispuso restricciones al movimiento de capitales externos.
 
Sin embargo, aunque la mona se vista de seda, mona queda. Esto, por su sólo sello, no significa que los "brotes verdes" y la tan esperada "lluvia de inversiones" vayan a llegar a nuestro país. Si la Argentina pretende que el dinero entre a las arcas nacionales las variables tienen que ser claras: mercado robusto e impuestos y tarifas racionales.
 
Por ello, y a la luz de los eventos más recientes que afectan la situación cambiaria del país, el MSCI aclaró que revisará su decisión de reclasificación si las autoridades argentinas introdujeran cualquier tipo de restricciones de acceso al mercado, como el control de capitales o de divisas.
 
Por último, aunque Macri no es muy patriota que digamos, el hecho que no fue ayer a un acto tan importante, como el Día de la Bandera, muestra que este acuerdo neocolonial con el FMI es absolutamente impopular. Macri le tiene miedo a su pueblo. Teme sentir la bronca popular, aunque sería bueno que lo percibiera para entender que tiene que cambiar el rumbo neoliberal en vez de haber tratado de solucionar, con la dependencia del FMI, la crisis de la Argentina.
 
Tal vez, el clamor de tantas marchas, de los paros y de los reclamos, despierte al arco político opositor. Esperemos que no sea tarde, porque 18 meses para elegir un nuevo Presidente no es mucho tiempo, pero sí es mucho para quienes padecen necesidades.
 
La Opinión Popular

21-06-2018 / 10:06
20-06-2018 / 10:06
La agenda oficial del presidente conservador Mauricio Macri marcaba que hoy a las 9 participaría en el Monumento a la Bandera del tradicional acto en conmemoración a Manuel Belgrano. Sin embargo, a último momento, el titular del PRO de Santa Fe, Federico Angelini, anunció que el mandatario no asistirá para evitar las protestas en su contra.
 
Angelini eligió decir que "se priorizó cuidar la paz". El discurso de Macri hubiera sido el primero tras los cambios en el equipo económico, que no frenaron la corrida ni la devaluación del peso frente al dólar. "Querían empañar el Día de la Bandera. No queremos darle margen a los violentos", fruteó el dirigente del PRO santafecino, al confirmar el faltazo del presidente, que debería haber compartido el acto con la intendenta Mónica Fein y el gobernador Miguel Lifschitz.
 
Luego la noticia fue confirmada por el ministro del Interior, Rogelio Frigerio: "Con motivo de haber recibido notificaciones de los responsables de la seguridad presidencial y del Gobierno de Santa Fe donde se indicaba que se debían reforzar las medidas de seguridad para evitar la posibilidad de que se generen disturbios en las calles de Rosario de organizaciones políticas, se suspenderá mañana la asistencia del Presidente".
 
Las protestas estaban organizadas por sectores que se movilizan y reclaman contra las medidas antipopulares que lleva adelante el gobierno de Macri. Además se preveía la movilización de organizaciones sociales y políticas. Solo dos muestras, entre muchas otras posibles, de rechazo al ajuste en curso que implementa el actual Poder Ejecutivo a favor del gran empresariado y en contra de los trabajadores.
 
El Gobierno de los Ricos viene atravesando tensos episodios, el último que se viralizó, fue la entrega de una banana al jefe de Gabinete, Marcos Peña, tras ser bautizado como "El Gorila del año", lo mismo pasó en el mundial de Rusia, en donde la hinchada argentina realizó cánticos con referencia al precio del dólar.
 
Por supuesto, para evitar este tipo de protestas o "escraches", en un ambiente "poco feliz" que se respira en las últimas semanas por los efectos de la política neoliberal: inflación, tarifazos, acuerdo neocolonial con el FMI, pérdida del poder adquisitivo, etc., el Gobierno de los CEOs decidió "por razones de seguridad", que Macri no viaje a Rosario.
 
La Opinión Popular

NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar