La Opinión Popular
                  13:43  |  Domingo 21 de Enero de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
“Es falso que si los combustibles aumentan en el mercado internacional tienen que hacerlo en el país. El petróleo que consumimos se extrae y se comercializa en la Argentina y debe estar atado a nuestros propios costos”. Pino Solanas
Recomendar Imprimir
Paraná - 21-10-2017 / 17:10

Elementos reaccionarios instan a la desobediencia civil para hacer caer el Protocolo de aborto no punible

Elementos reaccionarios instan a la desobediencia civil para hacer caer el Protocolo de aborto no punible
Elementos reaccionarios instan a la desobediencia civil para hacer caer el Protocolo de aborto no punible. Foto: AIM
 
La capital entrerriana apareció empapelada con carteles contra el aborto no punible y afiches contra el protocolo provincial que garantiza derechos establecidos en tratados internacionales.  Desde organizaciones feministas repudiaron la propaganda y advirtieron que la puesta en escena está vinculada a partidos vecinales pro nazis y ultra clericales.

 
Carteles de candidatos de izquierdas y de otros sectores que se pronunciaron a favor del aborto no punible fueron tapados con afiches que enuncian: "Con aborto, no hay voto".
 
También aparecieron en el centro de la ciudad folletos contra el gobierno provincial, que implementó el protocolo de aborto no punible, como lo exigió la Organización de Naciones Unidas, la Corte Suprema de Justicia y organismos de derechos humanos internacionales.
 
"El aborto e metió en la agenda política porque es una problemática que emerge, aunque se quiera negar", apuntó a esta Agencia María Elena Alé, integrante de Socorristas en Red, quien precisó: "Todos los partidos políticos tuvieron que hablar y tomar una postura sobre el aborto, que no es uniforme en el interior de todas las fuerzas políticas, sino que los candidatos tienen diversas opiniones, lo que es bueno".
 
En ese marco, apuntó que los carteles que aparecieron "hasta causan risa, porque plantean la desobediencia a las propias Leyes que hace el Estado", y subrayó que el llamado "es una postura que no tiene validez jurídica, ya que la Corte Suprema de Justicia y la Corte Interamericana de Derechos Humanos fue muy clara en relación a este tema en relación a los abortos no punibles y por los métodos de fertilización asistida".
 
Al respecto, la activista le dijo a los candidatos que el derecho les asiste: "las mujeres y las personas con capacidad de gestar tenemos derecho a decidir sobre nuestros propios cuerpos y vidas, acá no se trata de una cuestión moral, sino que el Estado debe legislar para todos y todas".
 
Además, denunció que "estos sectores lejos están de la democracia, porque varios representantes conforman un partido de bandera vecinal que tienen ideología pronazi, por eso me pregunto qué provida puede plantear alguien que se autodefine como pro nazi"
 
Por su parte, Jorgelina Londero, de la Campaña Nacional por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito, comentó que este tipo de prácticas "es un atentado contra los derechos de las mujeres".
 
 
Protocolo de aborto no punible
 
Sobre los folletos que cuestionan directamente al Gobierno provincial por establecer un Protocolo de aborto no punible acorde a las normativas vigentes, Londero indicó que "tanto el gobernador (Gustavo Bordet) como la ministra de Salud (Sonia Velázquez) están dando cumplimiento a la legislación nacional y están actuando en favor de la vida de las mujeres, por lo que estas campañas tienden a desinformar sobre la problemática y suelen estar pensadas y difundidas por colectivos anti derechos, vinculados a los sectores más conservadores y fanáticos de la sociedad".
 
"En la actualidad y a diez años del caso Ana María Acevedo (por el que hay cinco profesionales de la medicina procesados por su tratos inhumanos y muerte) en Argentina negar un aborto no punible es delito, por eso el Protocolo es una valiosa herramienta para atender los casos de aborto en situación de violación o cuando peligra la salud psico-física de la mujer, ya que no sólo garantiza el ejercicio de un derecho sino que además protege al personal de los efectores, que al incurrir en faltas al protocolo puede ser denunciado", destacó la militante social.
 
Fuente: AIM
 

Agreganos como amigo a Facebook
20-01-2018 / 12:01
19-01-2018 / 12:01
18-01-2018 / 12:01
15-01-2018 / 10:01
Pasivos entrerrianos expresaron su malestar por la modalidad instrumentada por la entidad financiera Banco de Entre Ríos, agente financiero de la provincia para el pago de salarios. Reclaman cobrar por ventanilla.
 
El uso de los medios de pago electrónicos y las extracciones de dinero por cajero automático siguen siendo una materia pendiente para quienes cruzan la barrera de los 60 años, y más todavía cuando pasan los 75. Dos de cada tres retiran el dinero por ventanilla, apenas 36% usa el cajero automático por sus propios medios.
 
El bajo uso de estos medios de pago y de acceso a la tecnología en general plantea un gran interrogante respecto de los resultados de medidas públicas puestas en marcha. Un factor para tener en cuenta es cuán amigable es un sistema tecnológico para las personas mayores.
 
Hay jubilados, en especial los muy mayores, que no alcanzan a ver la letra o que les parece que las operaciones son poco amigables. El sistema debiera ser más simple y con menos opciones.

 
El mayor riesgo está entre los mayores más vulnerables, justamente a quienes van destinadas estas medidas, ya que el acceso a la PC y al teléfono propio es mucho más bajo ahí que en hogares de ingresos más altos.
 
Los bancos han hecho esfuerzos para acercar a los jubilados al uso del cajero automático. ¿Por qué no se animan? Les da desconfianza, es un proceso invisible que hace que se tenga o no se tenga el dinero en la mano; piensan que al no verlo y al no haber humanos, nadie se hace responsable.

 
Los que no los usan es porque temen que la máquina los pueda estar "burlando". Manejar un cajero requiere de mucha atención y de ayuda para automatizar el procedimiento, no porque sean viejos, sino porque son de una legión muy alejada de la tecnología y del dinero digital. A esta generación hay que ayudarla.
 
Pero hay algo más. La ida al banco es una excusa mensual para entablar contacto con otros. No es una resistencia a las nuevas tecnologías, sino que se resisten a frivolizar ese contacto que les permite, al menos una vez al mes, modificar su rutina. Si los bancos se dieran cuenta de que los jubilados priorizan la humanización del servicio, deberían humanizar el cajero automático, que haya personas que ayuden a hacer las extracciones. No lo hacen o no son suficientes.
 
La Opinión Popular

14-01-2018 / 17:01
NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar