La Opinión Popular
                  05:01  |  Miércoles 23 de Agosto de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
¿Hacia dónde vamos?
Por Natalio R. Botana. Historiador y politólogo
"Con todo respeto le decimos al gobierno de Macri que cambie este rumbo, que por acá vamos mal”. Gustavo Bordet
Recomendar Imprimir
Nacionales - 17-04-2017 / 12:04
ELECCIONES 2017

Sin Elisa Carrió ni Cristina candidatas, ¿cómo polariza Mauricio Macri los comicios?

Sin Elisa Carrió ni Cristina candidatas, ¿cómo polariza Mauricio Macri los comicios?
Sin Elisa Carrió ni Cristina candidatas, ¿cómo polariza Mauricio Macri los comicios?
 
Muchos afirmaron este fin de semana que Elisa Carrió anunciaría su precandidatura a diputada nacional en Ciudad de Buenos Aires. Pero Carrió ha arrojado muchísimas dudas acerca de esa posibilidad, para desvelo de Mauricio Macri, Jaime Durán Barba, Marcos Peña y Horacio Rodríguez Larreta. Hora de apagar el incendio en el PRO.
 
La otra novedad consiste en que tampoco Cristina Fernández sería candidata. Hay dirigentes FpV afirmando que no participar en el comicio sería la contribución de CFK a la unidad peronista en el territorio bonaerense.
 
Sin esto, no sólo se despolariza los comicios, sino que el macrismo tendrá que imaginar otra estrategia.
 
Muchos descontaban que la diputada nacional Elisa Carrió lideraría la sábana del PRO + Coalición Cívica-ARI en Ciudad de Buenos Aires. Sin embargo, pocos se preguntaron qué ganaría ella a cambio de rescatar de una situación complicada a un partido político que no es el suyo, en especial considerando que Cambiemos no se organizó en el distrito porteño.
 
En verdad, quienes precisan del éxito en la Ciudad de Buenos Aires son Mauricio Macri y Horacio Rodríguez Larreta pero por diferentes motivos. Macri, porque en el electoral 2017 es decisivo que un Presidente de la Nación gane en el territorio propio, tan asociado a su imagen pública y su poder. Larreta, porque su liderazgo personal y su eventual proyección nacional precisan del triunfo en su distrito.
 
En cuanto a Elisa Carrió, ella fue aliada de Martín Lousteau contra Larreta en 2015. Desde entonces, nunca el PRO se esmeró en incorporar a la CC-ARI a la gestión de la Ciudad, hasta que ahora corre a buscarlo como frontón contra Lousteau. Y ella sabe, además, que fue el jefe de Gobierno porteño quien le pidió, en reiteradas ocasiones, a la gobernadora María Eugenia Vidal que no le permitiera a Carrió hacer pie en la provincia de Buenos Aires porque la necesitaba en CABA contra Lousteau.
 
Por lo tanto, si Mauricio Macri pretende que Carrió participe del comicio 2017 en Ciudad de Buenos Aires debería no sólo concretar alguna oferta interesante para una líder política sino concederle garantías sobre la ejecución de lo que acordarían.
 
Hasta ahora, el PRO se esmeró bien poco con Carrió, motivo por el cual la diputada nacional decidió recordarles a todos que hay una demanda en trámite contra ella del presidente de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, Ricardo Lorenzetti, con quien se han solidarizado numerosos integrantes del equipo de Macri en el intríngulis que mantiene con Carrió.
 
Esto sucede cuando, en el Gran Buenos Aires, comienza a correr el rumor de que Cristina Fernández de Kirchner no será precandidata en la lista sábana del Frente para la Victoria.
 
Hay dirigentes FpV afirmando que no participar en el comicio sería la contribución de CFK a la unidad peronista en el territorio bonaerense. Por ahora es algo sin confirmación, más o menos como la ausencia de Carrió pero obliga a imaginar escenarios alternativos a los que estaban en la ilusión de todos.
 
Sin Carrió ni CFK en rol de candidatas, se debilitaría la polarización como herramienta electoral del PRO.
 
El sendero gubernamental hacia las urnas, a falta de éxitos económicos, lo ilumina el enfrentamiento con el pasado (los K) y agitarlo como probable futuro (si pierde ahora Cambiemos/PRO).
 
La polarización precisa de rostros y tanto Carrió como CFK podrían resultar coprotagonistas de una reyerta encarnizada.
 
Pero no se entiende que ganaría cada una de ellas por resolverle los problemas a Macri. Una pregunta tan elemental que o no pudo o no quiso hacérsela el PRO, o decidió confiar en que todo era tan obvio que no era necesario profundizar en semejante cuestión.
 
En muchas ocasiones la avaricia es estupidez. Es muy temprano para dar por cerrado el tema, y seguramente el PRO intentará que cada una modifique su decisión en las próximas horas, pero es curioso que en la noche del domingo 16/04/2017 los colaboradores del Presidente no hayan articulado aún un plan B para sostener sus hipótesis electorales.
 
Seguramente tendrán que trabajar más y confiar menos en las casualidades, de las que abusaron desde la 1ra. vuelta en 2015.
 
Por Edgar Mainhard
 
Fuente: Urgente 24
 
Agreganos como amigo a Facebook
22-08-2017 / 09:08
22-08-2017 / 09:08
22-08-2017 / 09:08
Los gremios nucleados en la Confederación General del Trabajo (CGT), las dos Centrales de Trabajadores de la Argentina (CTA) y distintos movimientos sociales volverán a marchar hoy a partir de las 15 horas hacia Plaza de Mayo en rechazo a las políticas económicas y sociales neoliberales de Mauricio Macri, contra la precarización laboral, el aumento de la edad jubilatoria y en defensa del empleo.
 
La Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (CTEP), Barrios de Pie y la Corriente Clasista Combativa (CCC) marcharán a Plaza de Mayo junto a la CGT, mientras que la izquierda irá más temprano para reclamar un Paro General. La CTEP llevará sus propios reclamos como la "plena implementación de la ley de emergencia social" y la "sanción de la ley de emergencia alimentaria", para mejorar la alimentación de niños y jóvenes en situación de vulnerabilidad.
 
Pese al alto grado de convocatoria, la dirigencia colaboracionista de los sindicatos de servicios, denominados "Los Gordos", los llamados "independientes" y los sectores del transporte ya descartaron su respaldo a una posible huelga nacional. Se espera que estos gremios estén presentes hoy en la Plaza, pero "sin forzar la convocatoria hasta el extremo", dejaron trascender. No estarán presentes los jerarcas de las 62 Organizaciones Peronistas que prefirieron ir a almorzar con los funcionarios macristas.
 
A más de un mes de la represión y el desalojo de la fábrica de PepsiCo, que fue el motivo original que desencadenó la movilización, uno de los objetivos será que las autoridades nacionales convoquen al diálogo. En caso de que el Gobierno no de una respuesta, está presente la idea de un paro nacional, aunque todavía no se ha confirmado.
 
En este marco, la CGT se encuentra atravesando un momento de pujas internas entre los jefes sindicales, ya que hay múltiples diferencias entre quienes promueven un paro general, como el titular de La Bancaria, Sergio Palazzo, el camionero Pablo Moyano, y otros como "Los Gordos", referentes de los grandes servicios, quienes no quieren movilizar y reducirán al mínimo su participación. 
 
El único orador de la jornada será Juan Carlos Schmid, que codirige la central obrera junto a Héctor Daer (Sanidad) y Carlos Acuña (Estaciones de Servicio). Schmid sostuvo que la marcha "consolida a la CGT" y muestra "organización y disciplina" dentro de ella, al tiempo que también demuestra su capacidad de "movilizar y expresar pacíficamente, pero con firmeza" lo que piensan.
 
Se espera para hoy una importante movilización contra el ajuste, la desocupación, la modificación en las condiciones laborales, los cambios en las jubilaciones y la reforma en la ley de ART. Despues de la marcha, en septiembre, se reunirá el Comité Central Confederal que será el encargado de decidir los pasos a seguir.
 
La Opinión Popular

21-08-2017 / 16:08
21-08-2017 / 09:08
NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar