, cuando se lo consulta sobre sus intenciones de repetir un mandato en el Congreso de la Nación que se completa en diciembre de 2017.
 
"Es demasiado temprano y hay una problemática muy difícil y que necesitamos superar", insiste el legislador radical. "Todo el mundo sabe que a mí me apasiona este trabajo, pero está en mi prioridad consolidar el partido para que haya un Cambiemos que pueda ser competitivo, porque hasta ahora no hemos armonizado como queríamos. Necesitamos que la coalición esté representada nacionalmente, y no lo está", afirma. 
'/> Jorge D’Agostino pide formalizar Cambiemos, la coalición de gobierno / La Opinión Popular
La Opinión Popular
                  17:51  |  Miércoles 13 de Diciembre de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
¿Hacia dónde vamos?
Por Natalio R. Botana. Historiador y politólogo
“Con la reforma previsional impulsada por el Gobierno de Macri, los jubilados van a perder plata, pero no poder adquisitivo”. Pablo Tonelli, diputado nacional por el PRO.
Recomendar Imprimir
Entre Ríos - 19-11-2016 / 10:11

Jorge D’Agostino pide formalizar Cambiemos, la coalición de gobierno

Jorge D’Agostino pide formalizar Cambiemos, la coalición de gobierno
El diputado nacional Jorge D’Agostino cree que esa es la mejor manera de consolidar políticamente el rumbo seguido por el gobierno nacional. Entiende que Cambiemos no ha funcionado como una coalición. Foto: Blas García para La Opinión Popular (Permitida su reproducción citando la fuente)
"Toda cosa apurada sale mal. Estoy más preocupado por la consolidación del partido, esperando la asunción de las nuevas autoridades. La verdad que no lo sé. Pero no es momento, no hay que poner el carro delante de los caballos", responde el diputado entrerriano Jorge D'Agostino, cuando se lo consulta sobre sus intenciones de repetir un mandato en el Congreso de la Nación que se completa en diciembre de 2017.
 
"Es demasiado temprano y hay una problemática muy difícil y que necesitamos superar", insiste el legislador radical. "Todo el mundo sabe que a mí me apasiona este trabajo, pero está en mi prioridad consolidar el partido para que haya un Cambiemos que pueda ser competitivo, porque hasta ahora no hemos armonizado como queríamos. Necesitamos que la coalición esté representada nacionalmente, y no lo está", afirma. 

 
-¿Qué significa eso?
-Hay amigos que están en el gobierno, gente que ayuda al señor Presidente, y el Presidente nos ayuda a nosotros. Pero lo que necesitamos es, para enviar un mensaje a la sociedad, establecer una coalición clara, con una propuesta, una orgánica, a los efectos de que tengamos en claro cómo se distribuyen los liderazgos, cómo se toman las decisiones.
 
 
-¿Cambiemos no ha sido hasta ahora un gobierno de coalición?
-Quiere serlo. Estoy seguro que quiere serlo, porque hay muy buena voluntad, todos ponen ganas. En Entre Ríos estamos en una situación mucho mejor que en el resto del país porque tenemos una Mesa (de conducción) provincial y nos reunimos una vez por mes comprometiéndonos con los problemas de cada uno de los sectores. Si hay problemas vamos a Buenos Aires, los hablamos a los ministros. Pero a nivel nacional lo que hay no es suficiente y las elecciones del año que viene son nacionales.
 
 
-¿Cómo se salva esta falencia, qué pasos deberían darse?
-En primer lugar establecer la unificación criteriosa de una conducción por escrito, con plataforma y con reglas claras en base a lo que todas las coaliciones del mundo escriben: un contrato. No un contrato de hecho, sino uno por escrito, con los partidos de la coalición, que son muchos en distintos puntos del país. Eso hay que escribirlo, elaborarlo, establecer las conducciones provinciales, como si fuera un partido político, pero en una conjunción de partidos. Allí no se va a escapar la autoridad que el Presidente necesita y que, naturalmente, reconocemos. Pero también necesitamos que la Unión Cívica Radical consolide desde su seno una organización que establezca su pauta fuerte a nivel nacional para distribuir la toma de decisiones.
 
 
-¿Sobre qué asuntos?
-No estoy hablando de candidaturas ni de cargos, no confundamos. Se trata de toma de decisiones, de consultas, de formar parte para fortalecer a futuro la coalición y lograr que este proceso que se ha iniciado el 10 de diciembre siga una línea sin dobleces, con un criterio predeterminado, que sea cierto, que sepamos hacia dónde vamos.
 
 
-¿En qué medida contribuye a este objetivo el modo en que se arman las listas el año que viene?
-Va a contribuir en el caso de que todos estén tranquilos respecto a que van a poder participar y cumplir el rol de sus propuestas. Pero si en cada provincia estamos diseñando estos aspectos a último momento, como ya nos pasó en 2015, vamos a sufrir debilidades que después traen lastimaduras y distanciamientos dentro del partido. Para llegar fuertemente al momento de la formación de las listas previamente se tiene que hacer un trabajo de consolidación y unificación en la toma de decisiones en la coalición. Y si no hay unidad de criterio se va a las PASO.
 
 
-¿En la UCR provincial estarían todos de acuerdo con esta metodología? Como para no repetir el proceso de 2015, donde hubo arreglos de distintos sectores radicales por separado con PRO.
-De a poquito. Tenemos que entender que ha concluido una etapa que nosotros damos por conforme y que entramos en una nueva, con un hombre joven como (el intendente de Chajarí) Pedro Galimberti, que va a conducir el partido con el apoyo de todos los grupos internos. Tenemos ciertas garantías de que nadie va a poner palos en la rueda porque todo el mundo está vinculado a la responsabilidad de conducir el partido. Ya lo empezamos a conversar y se sellará en un congreso a principios del año que viene.
 
 
-¿En Entre Ríos el radicalismo tiene que encabezar la lista de candidatos a diputados nacionales de Cambiemos del año que viene?
-Si, absolutamente. Porque creo que dentro de la coalición la UCR tiene la estructura orgánica y la fuerza electoral como para encabezarla. Sin contar con que, por supuesto, tiene los hombres que pueden representar esa propuesta sin ningún tipo de pruritos.
 
Por: Pablo Bizai
 
Fuente: El Diario 
 

Agreganos como amigo a Facebook
13-12-2017 / 17:12
13-12-2017 / 16:12
El diputado nacional Atilio Benedetti (Cambiemos - Entre Ríos) aseguró que pese a la férrea oposición de diversos sectores sociales, la ley de reforma previsional, una desviación indebida de recursos de la Seguridad Social para pagar los intereses de la deuda externa, "no tendrá modificaciones" en Diputados porque "ya fue debatida en el Senado y tuvo modificaciones allí" y además "porque es una ley que da previsibilidad y garantiza no perder el valor adquisitivo de las jubilaciones".
 
Estas reformas van a generar juicios al Estado ya que los jubilados pierden poder adquisitivo en comparación con la fórmula actual. No obstante ello, afirmó que "por supuesto desearía que tuviera una recuperación mayor todo el sistema de jubilaciones nacionales, pero también forma parte de las limitaciones que tiene hoy la economía del país, y esto no quita que el gobierno pueda tomar alguna medida adicional con respecto a los jubilados".
 
Destacó además que "hay un enorme esfuerzo del gobierno nacional para poner en caja los gastos para que la economía se desarrolle sanamente, genere más puestos de trabajo y más ingresos tributarios". En ese marco, vaticinó para el 2018 "un escenario complejo en el sentido de que van a empezar a operar todas estas medidas que no son mágicas pero que irán abriendo un camino".
 
"Creo que vamos a comenzar a transitar el camino correcto, un camino gradual para resolver algunas cuestiones distorsivas respecto a los impuestos no solo nacionales sino también provinciales, lo que dará mayor previsibilidad, certidumbre y posibilidades a la inversión genuina que genera puestos de trabajo y actividad económica", analizó.
 
La Opinión Popular

13-12-2017 / 16:12
12-12-2017 / 18:12
En las diagnosis y proyecciones políticas lo que se pone en juego es la comprensión de la realidad. Se trata, ni más ni menos, de un intento de construir, desde conjuntos fragmentarios de informaciones dispersas, sistemas coherentes y articulados de conceptos, capaces de interpretar y dar adecuada cuenta de las situaciones pasadas y presentes, así como de prever los itinerarios posibles del devenir político-social.
 
¿Cuál es la base de análisis? El gobierno de Mauricio Macri ganó los comicios usufructuando la división del peronismo y la polarización contra Cristina Fernández -que fue derrotada en la elección de la decisiva provincia de Buenos Aires-, pero no llegó a la mayoría en ninguna de las dos cámaras.
 
Tras la compulsa electoral, el macrismo impulsó en la Justicia las causas de corrupción contra el cristinismo y desató una fuerte persecución política contra dirigentes opositores. Así, el macrismo usa el método de "garrote o billetera" para controlar, medianamente, a los movimientos sociales, al sindicalismo y a buena parte del PJ. Además negocia un puñado de reformas neoliberales profundas en el ámbito previsional, fiscal y laboral con los Gobernadores y la CGT.
 
La Argentina tiene hoy lo que no tuvo durante todo el siglo XX: un partido de derecha que recoge los intereses de las elites económicas, sociales y culturales, un Gobierno para los más ricos. Una realidad difícil de tragar.
 
En Entre Ríos, el peronismo se encuentra en un laberinto, tiene que un doble rol que es contradictorio: asegurar la gobernabilidad en su distrito y encarnar la oposición. No puede tirar nafta al fuego y tiene que ayudar a resolver el liderazgo electoral nacional del PJ en dos años. Con este panorama, la disyuntiva política provincial es: ¿qué destino tiene el peronismo aceptado por Cambiemos? ¿Bordet debe volverse opositor, sumarse al coro oficialista o quedarse recluido en su provincia?
 
La Opinión Popular

12-12-2017 / 17:12
NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar