La Opinión Popular
                  02:40  |  Jueves 07 de Mayo de 2013  |  Entre Ríos
El clima en Paraná
“Un país que exporta toneladas de trigo, de soja, no puede tener 700 mil pibes por debajo de la línea de pobreza, desnutridos. Ese no es el país que nosotros queremos ver”. Victoria Donda
Internacionales - 24-04-2012 / 11:04
INESPERADO AVANCE DE LA EXTREMA DERECHA

Sarkozy y Hollande salen ya a buscar el voto de ultraderecha

Sarkozy y Hollande salen ya a buscar el voto de ultraderecha
Françoise Hollande - Nicolas Sarkozy.
Tras el ajustado triunfo de Françoise Hollande ante el mandatario Nicolas Sarkozy en los comicios presidenciales en Francia, las estrategias, de cara al balotaje del 6 de mayo, de ambos candidatos, será captar votos de la ultraderecha, que creció a un 18%, algo que preocupa a Europa.
 
El crecimiento de Marine Le Pen en Francia causa escalofríos en las capitales europeas, que no quieren asistir a un revival de los años 30 y temen que la ola populista y antieuropea de Francia se extienda a sus vecinos con crisis económica y social.
 
La derrota de Sarkozy seria, también, la derrota de Angela Merkel, la canciller alemán que ha puesto todo para sostenerlo en Francia.La posible victoria de Hollande en el balotaje, se trataría de las primeras señales de 'rebelión' a las políticas de Merkel, ya que Francia será el único gran país de la eurozona gobernado por la izquierda y por ello, una poderosa fuerza de promoción del crecimiento en un período de recesión en el bloque.
 
Marine Le Pen no dio ninguna consigna de voto y lo más probable es que llame a votar en blanco.
 
La Opinión Popular

Hollande y Sarkozy se preparan para el ballottage
 
El presidente francés deberá cortejar a la extrema derecha, que obtuvo casi el 20% de los votos, y al centro. Su rival y ganador de la primera vuelta aparece arriba en los sondeos y tiene el apoyo de la izquierda y los ecologistas
 
Hollande y Sarkozy se enfrentarán el 6 de mayo en la segunda vuelta, pero la dinámica, de acuerdo a los resultados del domingo, es favorable al socialista.
 
Según dio a conocer el Ministerio del Interior, tras el recuento de casi todos los votos Hollande alcanzó el 28,63% y el presidente Sarkozy logró el 27,08 por ciento. Pero la estrecha diferencia se estiraría a unos 10 puntos porcentuales en la segunda vuelta, de acuerdo a tres encuestas reveladas en la noche del domingo y realizados luego del cierre de las urnas.
 
El sondeo realizado por el instituto CSA para medios franceses arroja que Hollande lograría el 56% de los votos, mientras que el actual presidente sólo alcanzaría un apoyo del 44 por ciento. Las otras dos encuestas se mantienen en sintonía. El instituto Ifop da al primero el 54,5% de los sufragios y al actual presidente el 45,5% restante. Y la consultora Ipsos otorgó al socialista el 54% de las intenciones, frente al 46% de su rival.
 
Hollande recibiría en segunda ronda el apoyo de los seguidores del aspirante del Frente de Izquierda Jean-Luc Mélenchon. Entre un 86% y 91% de esos votantes admitió que se decidirá por el socialista. Y el propio candidato llamó a movilizarse para "derrotar de Sarkozy".
 
El líder socialista también recibió un espaldarazo de la candidata ecologista Eva Joly, quien pidió explícitamente votar por él, aunque este domingo apenas cosechó el 2% de las adhesiones.
 
Del otro lado del espectro político, Sarkozy conseguiría numerosos votos de los que apoyaron a la líder del ultraderechista Frente Nacional, Marine Le Pen, quien dio la noticia de la jornada al alzarse con el 18,12% de los votos.
 
La propia candidata anticipó durante la campaña que no apoyará a ninguno de los dos aspirantes y en su entorno hablan de que todas sus miradas están puestas en las elecciones legislativas de junio. Sin embargo, más de la mitad de sus electores, entre el 52% y el 62%, contestó en los sondeos que se inclinará por el actual mandatario, mientras que entre un 18% y un 27% lo hará por Hollande.
 
Históricamente, la extrema derecha nunca ha dado consignas de voto en la segunda vuelta de una elección presidencial. Por eso, en su editorial del lunes, el diario Figaro, cercano a Sarkozy, hace un llamamiento directo a los electores de Marine Le Pen, "que pese al éxito de su candidata estarán huérfanos en la segunda vuelta".
 
Sin embargo, Sarkozy se encuentra ante la disyuntiva de atraer a los electores de Le Pen con un discurso antiinmigrante y conservador, o buscar, a la vez, a los seguidores del centrista François Bayrou, que obtuvo un 9,11 por ciento.
 
En tanto, la crisis -marcada por la explosión del déficit y la deuda, y un desempleo de 10%- proyectó su sombra sobre la campaña y la hará sobre la segunda vuelta, obligando a los candidatos a abordar la desindustrialización y a reclamar mayor proteccionismo europeo y el retorno al equilibrio de las cuentas.
 
Fuente: infobae.com

Agreganos como amigo a Facebook
06-05-2015 / 10:05
A mediados del siglo XVIII, el Haití colonial, ocupado por Francia bajo un férreo y cruel sistema esclavista, contaba con una población de 300.000 esclavos y apenas 12.000 personas libres, blancos y mulatos principalmente.
 
La lucha por la independencia en Haití se desarrolló en varias etapas. En la primera, los grandes terratenientes, los esclavos, los comerciantes y los blancos pobres se solidarizaron con el movimiento revolucionario que había estallado en la metrópoli y formaron una asamblea local, que reivindicaba el fin del pacto colonial.
 
En una segunda etapa, los mulatos libres comenzaron a apoyar la revolución metropolitana, creyendo que con eso obtendrían de los blancos residentes en la colonia la plena igualdad de derechos para los hombres libres, independientemente del color. En 1790 los plantadores blancos reprimieron las reivindicaciones de los libres. Y estos no tuvieron otra alternativa que aliarse a los sublevados.
 
El largo proceso emancipador tuvo por protagonista a François Dominique Toussaint-Louverture, quien entre 1793 y 1802 dirigió la revolución haitiana con sagacidad, enfrentando a españoles, ingleses y franceses, hasta su captura, destierro y muerte en Francia.
 
El 6 de mayo de 1794, los jacobinos negros de Haití, al mando  de Toussaint L'Ouverture, inician la revolución haitiana, la primera de América, que es un ejemplo que sirve para explicar muchas otras revoluciones, la soviética, o la argelina de la que nadie ya se acuerda.
 
En 1803, Jean Jacques Dessalines venció definitivamente a las tropas francesas en la batalla de Vertierres y en 1804 declaró la independencia de Haití, proclamándose emperador.
 
Después de la derrota de los franceses, Haití fue obligado a pagar una indemnización a la antigua metrópoli a cambio del reconocimiento de su independencia, que se concretó hasta 1838.
 
La revolución haitiana permitió la abolición de la esclavitud en 1789 y la fundación del estado haitiano en 1804. Muchas plantaciones fueron asignadas a generales negros lo que causó un gran descontento entre los antiguos esclavos, y los blancos son exterminados o expulsados del país por lo que éste queda habitado y gobernado por negros y mulatos.
 
La Opinión Popular

05-05-2015 / 16:05
02-05-2015 / 18:05
 
Se conoce como Mayo francés o Mayo del 68 a la cadena de protestas que se llevaron a cabo en Francia y, especialmente, en París durante los meses de mayo y junio de 1968. Esta serie de protestas fue iniciada el 2 de mayo de 1968 por grupos estudiantiles de izquierda contrarios a la sociedad de consumo, a los que posteriormente se unieron grupos de obreros industriales, los sindicatos y el Partido Comunista Francés.
 
Como resultado, tuvo lugar la mayor revuelta estudiantil y la mayor huelga general de la historia de Francia, y posiblemente de Europa occidental, secundada por más de nueve millones de trabajadores. La magnitud de las protestas no había sido prevista por el gobierno francés, y puso contra las cuerdas a Charles de Gaulle, que llegó a temer una insurrección de carácter revolucionario tras la extensión de la huelga general.
 
Sin embargo, la mayor parte de los sectores participantes en la protesta no llegaron a plantearse la toma del poder ni la insurrección abierta contra el Estado, y ni tan siquiera el Partido Comunista Francés llegó a considerar seriamente esa salida. El grueso de las protestas finalizó cuando De Gaulle anunció las elecciones anticipadas que tuvieron lugar el 23 y 30 de junio.
 
Los sucesos de mayo y junio en Francia se encuadran dentro de una ola de protestas protagonizadas, principalmente, por sectores politizados de la juventud que recorrió el mundo durante 1968. Estos sucesos se extendieron por la República Federal Alemana, Suiza, España, México, Argentina, Uruguay, Estados Unidos, Checoslovaquia e Italia, lo cual ampliaba la escala del antiguo refrán del siglo XIX afirmando que cuando París estornuda, toda Europa se resfría.
 
La Opinión Popular

30-04-2015 / 12:04
30-04-2015 / 09:04
 
La victoria de las aguerridas Fuerzas Armadas Populares de Liberación del heroico pueblo vietnamita, el 30 de abril de 1975, se produjo en un momento histórico caracterizado por la incapacidad de los Estados Unidos de imponer un orden mundial basado solo en la supremacía estratégica-militar.
 
Esa ejemplar y pertinaz resistencia protagonizada por los vietnamitas suscitó admiración y solidaridad mundial y contribuyó a despertar conciencias y a romper el mito de la invencibilidad de los marines y tropas equipadas con lo último en tecnología bélica.
 
La entrada del Viet Cong resultó el remate de una acertada estrategia, que se desató el 10 de marzo de 1975, una gran ofensiva final, la operación Ho Chi Minh. Durante los días 26, 27 y 28 de abril se generalizó por toda la franja costera y se desarrollaron combates encarnizados, cuerpo a cuerpo, casa por casa para romper el "cordón sanitario" alrededor de la capital del sur.
 
La derrota de los Estados Unidos en Vietnam significó un duro revés para la política yanqui dirigida a hacer retroceder el proceso nacionalista, popular y revolucionario que tomó auge después de 1945 con la expansión del socialismo en Europa y el desarrollo del movimiento de liberación en las áreas coloniales del Tercer Mundo.
 
La liberación de Saigón representa un símbolo de resistencia y victoria de una causa justa: defender el derecho a la soberanía nacional, la independencia, la unidad e integridad territorial, que sigue vigente como ejemplo en la memoria universal de los pueblos.
 
Por Carlos Morales

NicoSal soluciones web

© Copyright 2009 LA OPINIÓN POPULAR – www.laopinionpopular.com.ar - Todos los derechos reservados.

E-mail: contacto@laopinionpopular.com.ar